jueves 24 de junio de 2021
CóRDOBA Christian Dedeu
23-05-2021 00:44

“Estabilidad y reglas de juego claras: es todo lo que pedimos”

El CEO de Holcim Argentina asegura que nunca estuvo en riesgo la inversión de US$ 120 millones en una nueva línea de producción en la planta de Malagueño, pero exige previsibilidad.

23-05-2021 00:44

El CEO de Holcim Argentina, Christian Dedeu encabezó durante la semana la inauguración de una nueva línea de producción integral de cemento en la planta que la compañía posee en la localidad de Malagueño y en la que se invirtieron US$ 120 millones.

Si bien el ejecutivo señaló que la inversión -anunciada en 2017- “nunca estuvo en duda”, sí se encargó de remarcar que la previsibilidad y las reglas de juego claras resultan factores claves a la “hora de concretar este tipo de inversiones. Es todo lo que pedimos”.

Justamente sobre el clima de negocios para concretar negocios hicieron referencia tanto el vicegobernador Manuel Calvo, presente en el acto, como el ministro de Economía de la Nación, Martín Guzmán, a través de una video conferencia desde Casa Rosada.

“Sí tuvimos parates como consecuencia de la pandemia, cuando tuvimos que frenar la obra por causa de la cuarentena estricta del 2020. Pero no estuvo en riesgo la inversión, estaba definido que Argentina tenía que crecer en su capacidad productiva. Nosotros pretendemos crecer como industria tanto en Córdoba como a nivel país. Siempre tuvimos en claro que íbamos a invertir en Argentina.

-¿Qué le pedirían al Estado Nacional a partir de estas inversiones? 
-La estabilidad y las reglas de juego claras son fundamentales para inversiones de este estilo. No solo por la magnitud, sino porque son inversiones que duran décadas.

-¿Qué variable económica le preocupa particularmente al Grupo Holcim?
-Lo que vimos, en Argentina, es una caída en la construcción. Desde agosto del año pasado hasta ahora hubo un rebote muy importante y ya está a niveles similares al 2019, con lo cual yo creo que el indicador de salubridad y de contagios es clave, no solo por una cuestión de actividad económica, sino porque afecta a los trabajadores que tienen que venir a la planta. Lo que más nos preocupa es la parte sanitaria producto de la pandemia.


 

En esta Nota