domingo 19 de septiembre de 2021
CóRDOBA APROSS SAQUEADA
01-11-2020 00:49

Estafa con medicamentos: ¿banda aislada o estructura política para defraudar?

La administradora se constituyó en querellante. El nuevo fiscal de la causa, José Bringas, analiza las pruebas para definir próximas indagatorias.

01-11-2020 00:49

Hasta ahora la causa judicial por presunta defraudación con medicamentos a la Administración Provincial del Seguro de Salud (Apross) se centra en cinco personas. El principal imputado por estafas y falsedad ideológica es Guillermo Notararigo quien, al cabo de dos meses de estar detenido, consiguió la excarcelación y apartó -designando nuevo defensor- al fiscal de Instrucción original, José Mana.

La sospecha es que, presentando recetas duplicadas, retiraban medicamentos para tratar artrosis, diabetes y en menor medida patologías oncológicas. Cuando se presentaban los verdaderos pacientes, Apross debía cubrirlos. Terminó pagando hasta dos y tres veces el mismo remedio. En la causa hay pruebas de que no solo utilizaron la base de datos de pacientes enfermos, sino también de afiliados sanos.

Pero, ¿dónde fueron a parar esos medicamentos? ¿Desde cuándo se produjo realmente el robo hormiga? ¿Es posible que, en las narices de los auditores se montara esta estructura? ¿A quiénes vendieron los medicamentos obtenidos ilegalmente? Las preguntas no son caprichosas. Encontrar las respuestas implicaría incluir responsabilidades penales que no se mencionan en el expediente, por el momento.

El fiscal, José Bringas, quien quedó a cargo del caso, dijo a PERFIL CORDOBA que lo está analizando porque lo recibió hace poco más de 15 días. Destacó que, gracias a los allanamientos que se hicieron, se abortaron operaciones a punto de ser consumadas. En la causa hay rastros de que la estafa se venía desarrollando un año y medio antes de ser detectada. Sin pericia contable, hasta el momento no es posible obtener una cifra precisa del desfalco. En sede judicial supieron estimarla en $500 millones.

Sin embargo, previo a la denuncia de la administradora provincial existe un antecedente. El mismo Guillermo Notararigo, exasesor del Concejo Deliberante por el partido ADN –luego Vamos– que lideró el periodista Tomás Méndez, fue imputado recientemente por retirar cajas del Banco de Alimentos informando que el destino era Las Arrias, donde su suegro fue intendente; pero en realidad iban a barrios de Córdoba en el marco de la tarea proselitista del partido político al que pertenecía. La denuncia había sido formulada el año pasado por Ariel Castro, ex productor del programa televisivo ADN conducido por Méndez. E incluía el robo de talonarios a Apross que completaba con sellos apócrifos.

Ambas causas, la denuncia de Apross por estafas con medicamentos y la de Castro, se mantienen en fiscalías diferentes. En ambas, el principal sospechoso es Notararigo.

Querella. Uno de los últimos actos procesales fue la admisión de Apross como querellante en la causa que conduce Bringas. Es representada por Nicolás Carignano. Hasta el momento no hay certezas sobre el destino de los medicamentos retirados de las farmacias con recetas apócrifas. Silvana Scarpino, secretaría de la fiscalía, señaló simplemente que algunos medicamentos (usados para la artritis) “no solo se utilizan para tratamientos médicos” y que en principio los remedios robados habrían sido colocados en Córdoba.

Se infiere la posibilidad de que fueran destinados al tráfico de estupefacientes. Las farmacias están individualizadas pero no necesariamente se apunta a los dueños de los comercios. Estas tienen “su personal y puede ser cualquiera”, indicó la funcionaria. Otro dato que surge de la causa es que los primeros medicamentos sustraídos con este ardid fueron para tratar artritis, aunque el volumen mayor son tiras reactivas e insulinapara diabéticos; en menor medida remedios oncológicos.

Continúan imputados Guillermo Notararigo, su pareja Patricia Barrera. También Federico y Gonzalo Notararigo y Lautaro Olmedo, por los delitos de estafa y falsedad ideológica. No todos fueron indagados.

2020_11_01_notararigo_cedocperfil
GUILLERMO NOTARARIGO

LOS TENTACULOS DE LA POLITICA

El 27 de diciembre de 2005, durante el gobierno de José Manuel de la Sota, se sancionó la Ley 9.277 de creación de la Administración Provincial del Seguro de Salud (Apross). Dejó de existir el Instituto Provincial de Atención Médica (Ipam) –en funcionamiento desde la década de 1970– y dio paso a la administradora. Fue un cambio sustancial. “Dejó de ser una obra social bajo la ley nacional”, explica el médico Pecas Soriano, un referente en la demanda de afiliados cuyos reclamos no son atendidos.

Después de la extensa gestión de Rodolfo Rodríguez (exministro de Salud) entre 2005 y 2011, llegó a la presidencia de Apross el médico Juan Uez (2011-2015), hombre de Villa Dolores vinculado a Oscar González. Hay quienes lo señalan como el mentor del esquema de gestión política de la obra social devenida en administradora, durante la gobernación delasotista. En los últimos tiempos Uez recobró notoriedad por encabezar, durante la pandemia el COE de Traslasierras de donde fue eyectado luego de un sorpresivo brote.

Le siguieron Raúl Gigena (2015-2018) y Julio César Comello (2018-2019), quien antes había pasado por diferentes tareas en el gobierno provincial. Actualmente, a la cabeza se encuentra Rodolfo Nicolás Carvajal, esposo de Laura Jure, exsecretaria de Francisco Fortuna cuando ocupó el Ministerio de Salud provincial secundado por Diego Cardozo, titular de la cartera sanitaria en la actualidad.

En la vicepresidencia está el abogado Eduardo Romero, quien llegó propuesto por Alejandra Vigo. Completan el directorio Analía Cudolá, Graciela Fontanesi (Uepc) y Walter Villarreal (SEP). Este último es oriundo de Traslasierra y cercano al actual presidente de la Legislatura Provincial, Oscar González, quien ocupó la cartera sanitaria entre 2007 y 2011 cuando se consolidó el modelo actual de gestión de administradora.

NUMEROS

PADRÓN DE AFILIADOS 68.930 

INSULINODEPENDIENTES 8.147

MEDICAMENTOS DIABETES $52 millones por mes

PRESUPUESTO ANUAL $22 mil millones

En esta Nota