lunes 30 de enero de 2023
DEPORTES Acusan una intencionalidad política

Para los franceses, Emmanuel Macron hizo el "ridículo" al querer consolar a los jugadores

El mandatario francés ingresó al vestuario de la selección para brindarles su apoyo a través de un emotivo discurso luego de la derrota que sufrieron frente al equipo argentino. Sin embargo, fue duramente criticado.

20-12-2022 11:30

Tras la derrota de Francia ante Argentina en la final del Mundial de Qatar 2022, el presidente Emmanuel Macron fue acusado de comportarse como "un monarca medieval" a partir del video que compartió en su Instagram, donde se lo ve intentando animar a los jugadores en el vestuario.

"Han hecho soñar a millones de franceses y hoy han vibrado con ustedes. Son un gran equipo. Tuvieron el corazón, el hambre, las ganas y el talento para llegar, por eso quería venir a verlos, para darles las gracias. Ganarán muchos otros torneos", expresó el mandatario tras acercarse a consolarlos con abrazos y palmadas en la espalda.

"Les Miserables": así fue recibida la selección de Francia en su regreso a París

Cabe mencionar también que el mandatario estuvo en la final de la Copa del Mundo con su esposa Brigitte y un grupo de estrellas deportivas francesas y fue uno de los primeros en ingresar a la cancha para consolar a los jugadores antes de pronunciar su discurso en el vestuario.

Sin embargo, el gesto de Macron con el Seleccionado lo llevó a enfrentar una ridiculización generalizada luego de que un comentarista francés lo comparara con los reyes franceses e ingleses de la Edad Media, quienes intentaban sanar a las personas con "el toque real".

"Se podría decir que Emmanuel Macron escuchó su corazón y que es un verdadero fanático del fútbol, lo cual es cierto. Pero es difícil no ver una forma de desmesura, lo que los griegos llamaban hubris o una especie de omnipotencia. En la Edad Media, lo llamaban el toque real", bromeó el comentarista.

Francia | Arde París, más de 220 detenidos tras la derrota con Argentina

Asimismo, muchos aseguraron que había una clara intención política detrás de su actitud comprensiva y le recordaron que, a pesar de haber apoyado al equipo, continuaban viéndolo como "un arribista cínico que busca surfear en una ola de emoción nacional".

En esta misma línea, un experto político, Matthieu Croissandeau, analizó lo sucedido en el canal de noticias BFMTV y señaló que el presidente había sido "exagerado" y que su actitud fue una "demostración de arrogancia". Además, remarcó que su discurso se asimiló a uno de campaña, considerando que terminó con la frase: "Vive la République, vive la France".

 

La incomodidad de los jugadores

"Visiblemente solo querían que se fuera", analizó Adeline François, presentadora del programa BFM, con respecto al criticado video del presidente francés.

En este sentido, el experto Croissandeau coincidió: "La realidad es que Emmanuel Macron se excedió y cedió a su propia naturaleza y a su estrategia de comunicación, ya que todo fue transmitido cuidadosamente en sus cuentas de redes sociales".

"Lo que llama la atención con Emmanuel Macron es que persiste en sus intentos de capturar la emoción colectiva de los franceses sin lograrlo nunca", añadió por su parte la corresponsal política de la estación de radio RTL, Marie-Bénédicte Allaire, quien señaló que "para el pueblo francés sigue siendo un banquero mercantil, que entró en la política como un ladrón irrumpiendo en una casa".

AS / MCP