ECONOMIA
Debate en redes

Caputo negó que el dólar se haya atrasado por la estampida inflacionaria

El ministro de Economía apeló a sus redes sociales para cuestionar a un analista que anticipó una nueva devaluación frente al atraso del tipo de cambio real por la suba de precios. Qué dicen las consultoras.

Luis Caputo
Luis Caputo | Télam

Tras asegurar que el Gobierno mantendrá el rumbo económico pese al naufragio de la ley Ómnibus en la Cámara de Diputados, el ministro de Economía, Luis Caputo, rechazó que el tipo de cambio se haya atrasado por la aceleración inflacionaria de las últimas semanas.

A pocos días de haber asumido, Caputo ejecutó un salto cambiario de 118% que elevó el dólar oficial de $366 a $800. La devaluación del peso, sumada a la liberalización de los precios de la economía y la inercia heredada, conformaron un cóctel que aceleró la inflación.

Febrero comenzó con una desaceleración de aumentos de precios en alimentos

En efecto, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) marcó un aumento de 25,5% en diciembre y las consultoras que participan del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) pronosticaron un 21,9% para enero, 18% para febrero y 15,3% para marzo.

Paralelamente al ajuste cambiario, el Banco Central de la República Argentina (BCRA) anunció una meta de devaluación mensual de 2%. Ese deslizamiento del dólar mayorista contrasta con la velocidad de los precios, que viajan al 20%, y erosiona la competitividad adquirida.

No obstante, el jefe del Palacio de Hacienda apeló a sus redes sociales para cruzar a un periodista económico que compartió unas proyecciones privadas que no se ajustaban a su perspectiva. "Julián, los niveles de inflación que suponen ese análisis están bastante alejados de la realidad, empezando por enero que ya es casi dato va a estar entorno al 20%", indicó Luis Caputo.

En tal sentido, el funcionario nacional cito al REM al señalar que las cifras aportadas por el analista "son muy superiores al REM, que espera 21,9/18/15,3 y 13 (de enero a abril)". "Por lo tanto, la conclusión está sesgada por un supuesto que hoy por hoy no comparte nadie", sentenció.

El tuit de Luis Caputo negando un atraso cambiario

Caputo y las advertencias de las consultoras

Más allá de las discusiones virtuales del ministro, PERFIL recogió los análisis de distintas consultoras que alertaron sobre los riesgos de pérdida de competitividad del tipo de cambio real frente a un escenario de alta inflación combinado con un crawling peg -devaluación administrada- de 2% por mes.

Desde LCG consignaron que "con un crawling peg sobre el dólar oficial 10 veces más lento que el ritmo al que se mueven los precios, cabe esperar una nueva corrección en los próximos meses para atender el objetivo de recomposición de reservas (US$ 10.000 millones en 2024 lo que implicaría volver a ubicar en terreno apenas positivo a las reservas netas)".

"No parece una tarea fácil aun cuando la sequía ya no juegue en contra, y obligará a mantener un tipo de cambio competitivo en todo momento para acotar los pagos por importaciones (la misma recesión también será un factor importante de reducción de productos externos)", acotaron.

Siguiendo esa línea argumental, los especialistas de la firma remarcaron que "el mantenimiento del tipo de cambio en un nivel competitivo será lo fundamental (además de la evolución real de las promesas fiscales) para unificar el mercado cambio durante el año, también mencionado en el staff report (del FMI) como parte de la hoja de ruta".

Se fundió la ley ómnibus y Milei le echó nafta a la guerra con los gobernadores con la quita de subsidios al transporte

Por su parte, un informe de Aurum Valores calculó que en los últimos días, el tipo de cambio real se ubicó en niveles similares al de la devaluación post PASO implementada por el entonces ministro de Economía Sergio Massa a $350.

"De seguir con crawl de 2% en febrero, la competitividad del peso se erosionará aún más rápido que con Massa en septiembre de 2023, a menos que el dólar se deteriore a nivel global y ese efecto compense parte del deterioro de la competitividad cambiaria", alertaron.

En la misma sintonía, el analista financiero de Wise Capital, Ignacio Morales, planteó que el deterioro cambiario "va a continuar si la inflación no baja fuerte (esperamos que sea de un dígito a partir de mayo) o el dólar mayorista acelera su devaluación por encima de los señalado".

"De lo contrario el campo se va a sentar arriba de cosecha gruesa y no van a liquidar exportaciones a la espera de un mejor tipo de cambio o que aumente el porcentual que los exportadores pueden liquidar por el CCL (hoy en 20%), porque el tipo de cambio real proyectado no es rentable para la exportación en función a las reservas que el BCRA necesita acumular. Es más, hoy la Argentina está más posicionada para que ingresen USD por privatizaciones y deuda (stock) que por balanza comercial (flujo)", concluyó.

 

MFN / Gi