Parcialmente nublado
Temperatura:
Ciudad:
Buenos Aires
domingo 18 de agosto de 2019 | Suscribite
ECONOMIA / CERRO A $ 20,88, RECORD EN LA ERA CAMBIEMOS
sábado 28 abril, 2018

Giro del BCRA: subió la tasa a más del 30% para contener el dólar

Lo decidió en una reunión imprevista luego de que la divisa pasara los $ 21. Además, vendió US$ 1.382 millones. El mercado lo tomó como una señal de fortaleza del Central. Creen que la corrida terminó.

MIRTA FERNANDEZ

Dos parrafos. El BCRA se reunió “fuera de cronograma” y luego informó un aumento de 300 puntos de la tasa de referencia. No había un valor tan alto desde agosto de 2016. Foto: JUAN OBREGON

Al cierre de la semana financiera más turbulenta de la era Macri, el titular del Banco Central, Federico Sturzenegger, dio ayer un giro de timón en su política monetaria en lo que fue leído, además de como un mensaje a los mercados, como una señal política. Es que para tratar de contener el dólar, que cerró en un récord, cortó con la estrategia desplegada tras los cambios de la meta de inflación el 28 de diciembre y apeló a aumentar con fuerza la tasa de interés de referencia para frenar la minicorrida: la subió de 27,25% a 30,25%. Tres días antes, el Consejo de Política Monetaria de la entidad había definido no tocarla, y el mismo Sturzenegger había explicado solo una semana antes que iba a esperar hasta mayo, convencido de que ese mes se desaceleraría la inflación y, así, la presión sobre el dólar.

Además del shock de tasa, el Central también vendió US$ 1.382 millones, y así en la semana más caliente del billete verde, la entidad monetaria debió sacrificar reservas por US$ 4.464,4 millones, aunque también se redujo el stock de Lebacs.  Este año ya se desprendió de 6.504,4 millones, un 10% de las reservas de la entidad. Así y todo, ayer no evitó que la divisa cerrara en un nuevo récord de $ 20,88.

Cambio. El miércoles, el BCRA marcó la cancha con un desembolso de 1.471,7 millones, el mayor monto diario de ventas desde 2002, para abastecer la demanda fogoneada por una peor coyuntura global ante la suba de la tasa de los bonos del Tesoro de Estados Unidos, que superó el 3% –la más alta en cuatro años–, que causó una mayor aversión al riesgo y la salida de capitales de los mercados emergentes, y en el plano local, por la entrada en vigencia del impuesto a la renta financiera para inversores no residentes, que salieron así a desarmar sus posiciones en pesos en Lebacs (alcanzadas por la medida) y a comprar dólares.

Sin embargo, ante la demanda sostenida y una nueva disparada de la divisa, el BCRA anunció la suba de la tasa en un escueto comunicado pasado el mediodía, y cuando ya el dólar superaba los $ 21. Explicó que “ante la dinámica adquirida por el mercado cambiario, el Consejo de Política Monetaria se reunió fuera de su cronograma preestablecido y resolvió aumentar su tasa de política monetaria”. Dijo que lo hizo “con el objetivo de garantizar el proceso de desinflación”, y repitió que “está listo para actuar nuevamente si resultara necesario”.

“La reacción del mercado fue la esperada”, dijeron luego fuentes del Central, que aclararon que el grueso de las ventas de ayer se hizo previo a la suba de tasas. “El miércoles esperamos que el mercado abra con otro escenario”, expresaron.

La tasa se mantenía estable en 27,25% desde el 23 de enero, tras un recorte total previo durante ese mes de 150 puntos básicos (en dos veces). Durante 2017 el máximo de la tasa fue 28,75% en el marco de las elecciones, y para encontrar un nivel similar al 30% hay que remontarse a agosto de 2016. Tras el anuncio, la trayectoria del dólar cedió. “Fin de la corrida”, se animaron a graficar algunos analistas. Así, el dólar acumuló en la semana un repunte del 1,4%, culminó abril con un aumento del 1,8% y suma durante el año 10,67%, con lo que supera la inflación, que fue del 6,7% en el primer trimestre, pero si se agregan las estimaciones privadas de abril, ya ronda el 9,5%.

Señal. La suba de la tasa fue avalada por economistas consultados por PERFIL y es leída como “una señal” de que el BCRA “recuperó” el manejo monetario y “le ganó la pulseada” al ala política que se oponía a esa medida. El economista Federico Furiase, de Eco Go, respaldó la disposición al considerar que “no tenía sentido seguir vendiendo reservas clavando el dólar y perdiendo competitividad cambiaria”, evaluó que “en un día que no había fecha de comunicado de Política Monetaria, la señal es que el BCRA le dice al mercado que volvió a tener libertad para mover la tasa, y da el mensaje de que tiene su control”, y destacó que tras el anuncio el dólar empezó a bajar, con lo cual los inversores “recibieron bien este mensaje de ir fuerte por el lado de la tasa de interés”.

También Aldo Abram, de la Fundación Libertad y Progreso, avaló la decisión al plantear que “si la tasa de interés es inferior a lo que la gente piensa que va a subir el dólar, a todo el mundo le conviene tomar un crédito y comprarse dólares, o sea que el mismo BCRA estaba financiando la corrida, por eso está bien que la lleve a un nivel alto para que no se genere ese incentivo”.Para Guido Lorenzo, de ACM, la medida “fue lo más acertado, trae un poco de tranquilidad porque muestra que el BCRA está dispuesto a subir la tasa, y el mercado se calmó bastante porque después el dólar bajó de $ 20,9 a $ 20,6”, aunque juzgó que le “faltó un poco de explicación al comunicado del BCRA, porque en estos momentos lo que le conviene es dar previsibilidad”.

El Merval trepó 1,8%

La recepción del cambio de tasas pareció buena en los mercados. El índice Merval rebotó un 1,8% tras seis días de caídas y recuperó la cota de 30.000 unidades, impulsado por la suba de la tasa de referencia y una moderación en el precio del dólar.

El panel líder cerró en las 30.006,35 unidades. Lideraron las subas las acciones de Transener (+5,5%), Agrometal (-4,3%) y BYMA (+4,2%).
El Merval registró de esta manera una suba técnica tras acumular una merma de más del 6% en las seis ruedas anteriores.

Una señal positiva fue que las acciones de los bancos que cotizan en el exterior aumentaron también un 4,5%.

“La decisión de elevar la tasa de referencia fue bien interpretada por los inversores. Primero, porque refleja independencia en la definición de la política monetaria –algo que estaba en duda tras el 28D–, y segundo, porque ayudó a desinflar de inmediato la fuerte disparada con que había arrancado también hoy el dólar mayorista”, evaluó en Ambito.com el economista Gustavo Ber.

 


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4725

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard