sábado 23 de octubre de 2021
ECONOMIA Diálogo acotado
06-04-2021 12:06
06-04-2021 12:06

Martín Guzmán se impone frente a la presión del sector oficial más intransigente

El ministro es el funcionario de mejor imagen del actual gabinete. La estabilidad del dólar y la mejora de la actividad le dan mayor margen de respaldo frente a los "duros" del oficialismo.

06-04-2021 12:06

Frente al rebrote de la pandemia y en momentos donde la economía muestra signos de recuperación, el ministro de Economía, Martín Guzmán, aprovechó el escenario para enviar un claro mensaje hacia el “ala dura” del Gobierno, mientras que las diferencias con la estrategia del gobernador bonaerense Axel Kicillof son cada vez más elocuentes.

Dentro de Casa de Gobierno aseguran que Guzmán se va imponiendo cada vez más en la estructura del Ejecutivo, que cuenta con un respaldo “total” del presidente Alberto Fernández, para resistir los “embates” cada vez más elocuentes del sector intransigente del oficialismo.

Guzmán es la persona que está empezando a poner orden las cuentas de la macroeconomía y es lógico que eso genere muchos celos o envidia, pero él sabe que cuenta con el respaldo del presidente, de los empresarios y de los organismos internacionales”, recalcó una fuente de Casa de Gobierno.

Precisamente, los embates contra el ministro se dieron el año pasado, durante el período de negociación de la deuda, y se volvieron a dar en el inicio de 2021, cuando la situación de la inflación se le empezó a escapar de las manos al Gobierno.

Provincia por provincia, las restricciones frente la segunda ola de COVID-19

En ese punto, dentro del oficialismo admiten que las diferencias con el “pensamiento” del ex ministro y actual gobernador bonaerense Axel Kicillof son “elocuentes”.

En la interna del Gobierno se sabe que Kicillof no estuvo en su momento de acuerdo en la forma en que cerró Guzmán el convenio con los acreedores externos y reitera que los efectos se están viendo desde hace un tiempo con un riesgo país que supera el nivel de 1.500 puntos básicos.

“También hay muchas diferencias sobre cómo actuar frente a la inflación que crece día a día y que el oficialismo ve como el gran problema a tratar de cara a las elecciones de octubre”, recalcó otra de las fuentes consultadas.

En ese punto, Guzmán puso un cierto freno a la embestida de Kicillof para que se ejerciera un “control mucho más estricto sobre los precios, estableciendo un esquema más duro para el tratamiento con las empresas y los sectores.

Se sabe que el ministro de Economía cuestionó la implementación de los controles que determinó la Secretaría de Comercio, obligando a las empresas a dar información confidencial sobre producción, stock, costos y ventas.

Y en estas últimas horas ha expresado un claro mensaje sobre la idea de volver de fase en medio del aumento de la pandemia, al asegurar que “la economía no resiste otro cierre”.

 

La imposibilidad de volver a cerrar la economía

 

En la Casa Rosada aseguran que el mensaje tuvo como destinatario a Axel Kicillof, quien no oculta su objetivo de volver a cerrar las actividades como una forma de combatir el rebrote del Covid.

Martín Guzmán y la segunda ola: la economía no soportaría un cierre total

En el gabinete económico aseguran que las restricciones deberían ser muy parciales y de muy corto plazo. “Hay una clara recuperación de la actividad, con mejora del empleo, del balance de las cuentas públicas y de la recaudación impositiva. Si cierra de vuelta mucho, no hay manera de volver a recuperar parte de lo que se perdió en el año pasado”, recalcó otra de las fuentes consultadas.

En el equipo económico consideran que la actividad económica trepará este año entre un 6,5 y un 7,0 por ciento, siempre y cuando no haya restricciones fuertes.

Otro punto donde Guzmán muestra claras diferencias con Kicillof es el manejo de las negociaciones con los acreedores que ha hecho la provincia de Buenos Aires, la cual sigue sin cerrar un acuerdo desde que asumió la actual gestión provincial, el 10 de diciembre de 2019.

Se considera que el objetivo ha sido generar un trabajo de desgaste entre los acreedores, pero ahora ya hay inicios de demanda en Nueva York contra la provincia y en el Ejecutivo entienden que eso ha sido perjudicial en definitiva para todo el país, agregando más ruido al mercado, en un momento donde la prima de riesgo vuelve a estar rozando el nivel de 1.600 puntos básicos.

LR