domingo 03 de julio de 2022
INTERNACIONAL ESTADOS UNIDOS

El Pentágono teme actos de violencia en el aniversario de la toma del Capitolio

Las autoridades federales de EEUU dijeron que China, Rusia e Irán buscan difundir "teorías de conspiración" sobre el fraude electoral en las elecciones de 2020, lo que podría revivir la ira de los violentos.

01-01-2022 18:46

Las autoridades federales de los Estados Unidos emitieron una advertencia a los funcionarios estatales y locales a principios de esta semana advirtiéndoles que estén atentos a los "actores de amenazas" que puedan cometer violencia antes o durante el primer aniversario del ataque al Capitolio, ocurrido el 6 de enero de 2021.

"Evaluamos que los actores de amenazas intentarán explotar el próximo aniversario de la violación del Capitolio de los EE. UU. El 6 de enero de 2021 para promover o posiblemente cometer actos de violencia", dice la advertencia, escrita conjuntamente por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), el FBI, la Policía del Capitolio y otros organismos, publicada por CNN

La advertencia no proporciona ninguna información sobre posibles amenazas específicas, aparte del peligro de "delincuentes solitarios", pero asegura que China, Rusia e Irán buscaron "amplificar" el contenido de los medios con respecto a la violación del Capitolio para difundir "teorías de conspiración" sobre el supuesto fraude en las elecciones de 2020. Destacaron, especialmente, los esfuerzos de "algunos medios de comunicación rusos" por difundir estas noticias.

La toma del Capitolio estadounidense, un golpe a la democracia.

El príncipe Harry dijo que advirtió a Twitter sobre el ataque al Capitolio

"Lo que no sorprende es que los extremistas domésticos todavía estén obsesionados con los eventos del 6 de enero. Sin embargo, lo que debería darnos una pausa es cómo los adversarios del Estado-nación utilizarán este tipo de eventos para crear ansiedad y miedo entre el público estadounidense. La desinformación sigue siendo una táctica a la que recurrir para irritar a la sociedad", dijo el ex subdirector del DHS, Brian Harrell, a la agencia de noticias.

El 6 de enero de 2021, varios centenares de partidarios del entonces presidente Donald Trump irrumpieron en el Congreso de Estados Unidos, tratando de impedir que congresistas validaran la victoria del demócrata Joe Biden en las elecciones presidenciales de noviembre. Los oficiales militares tardaron más de tres horas en desplegar a la Guardia Nacional hacia el Congreso, asediado por vándalos ante una serie de requisitos burocráticos. 

Las escenas de caos causaron consternación en todo el mundo y cinco personas murieron durante los ataques, calificados por el presidente Joe Biden como el "peor ataque a nuestra democracia desde la Guerra Civil" y llamó a los alborotadores "terroristas domésticos".

.Más de 720 personas han sido acusadas en la insurrección del Capitolio hasta la fecha, enfrentando penas que van desde varios meses hasta varios años de cárcel. Acusado por la Cámara de Representantes de "incitar a la insurrección" en el asalto al Capitolio, Donald Trump fue absuelto por el Senado en febrero tras un segundo juicio político.

capitolioMarchaSept2021

Ratifican el rol negativo del algoritmo de Facebook en el ataque al Capitolio

Se espera que el Senado de los Estados Unidos sesione en el aniversario de los disturbios. La Cámara de Representantes no se reunirá, pero la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, prometió un día de "reflexión, recuerdo y nuevo compromiso" que se llevará a cabo "en un espíritu de unidad, patriotismo y oración", incluida una charla de historiadores presidenciales aprobados para "establecer y preservar la narrativa del 6 de enero". 

Algunos senadores expresaron su preocupación por la seguridad en medio de investigaciones recientes de los medios de comunicación que concluyen que algunos de los alborotadores en la violencia original del Capitolio planeaban tomar a los legisladores como rehenes o ejecutarlos.

Como respuesta, el 30 de diciembre el Pentágono -que fue criticado por su lenta respuesta durante el ataque al Congreso- informó que agilizaría el proceso con el que se aprueba y activa el uso de las fuerzas de la Guardia Nacional en Washington. 

El asalto al Capitolio se coordinó desde un lujoso hotel de Washington

El Secretario de Defensa será a partir de ahora "la autoridad de aprobación única para todas las solicitudes" concernientes al uso de emergencia del personal de la Guardia Nacional del Distrito de Columbia, dentro de Washington, señaló el Pentágono. "Al aclarar y perfeccionar el proceso de solicitud (...) el Departamento podrá responder a las solicitudes de manera eficiente, rápida y eficaz", explicó el portavoz del Pentágono. 

La capital de Estados Unidos, que está separada de los estados limítrofes de Maryland y Virginia y no es un estado por derecho propio, tiene un estatus especial que les impide a funcionarios locales enviar fuerzas militares, policiales o de la Guardia Nacional al Capitolio, un edificio federal. Cuando la policía estaba siendo sobrepasada por los vándalos, se pidió ayuda a funcionarios del Pentágono, quienes dijeron más tarde que fueron reacios a enviar reservistas uniformados y armados al Congreso por temor a exacerbar las tensiones.