lunes 06 de febrero de 2023
MODO FONTEVECCHIA PANDEMIA Y SELECCIÓN

Alberto Cormillot: "Los argentinos necesitan festejar, pero se podría haber organizado mejor la acumulación de personas"

El prestigioso médico enfatizó que el Covid se encuentra en un complejo momento de múltiples casos y llamó a tomar conciencia. "La mitad de los argentinos no tienen los refuerzos, cuando todos deberían vacunarse cada 4 o 6 meses", remarcó.

20-12-2022 12:38

Alberto Cormillot, ex coordinador del área de Alimentación Saludable de la Nación, destacó el rebrote del coronavirus y las posibles consecuencias. "Tendrían que ser dos o tres vacunas por año", señaló. A su vez, habló del nuevo virus del camello, en Modo Fontevecchia, por Net TV y Radio Perfil (FM 101.9).

Se dice que el virus de los camélidos se transmite de animal a persona y difícilmente de humano a humano. Pero al mismo tiempo, si se pudieran contagiar los camélidos del norte argentino, la situación empezaría ser complicada. ¿Es correcto el planteo?

Exactamente. El otro día hice un posteo sobre eso y la cantidad de gente que se enojó fue tanta que lo terminé bajando. Puede haber varias posibilidades, como polio, sarampión o el mismo MERS, que es el Covid del Medio Oriente. La posibilidad de que los camélidos del norte argentino se contagien del MERS existe, aunque es remota. 

En la gran congregación de personas hoy en la Ciudad, ¿se puede generar un pico de contagio del coronavirus?

Lo que dicen las noticias es que se multiplicaron por cinco los muertos y los contagias subieron en gran cantidad. La mitad de los argentinos no tienen los refuerzos de las vacunas. Habría que reemplazar el término "refuerzo", y decirlo por el número de vacunas para facilitarlo, porque la gente no usa ese tecnicismo.

Todos tienen que vacunarse cada 4 o 6 meses. Hay que recordar que si pasaron cuatro meses, recién ahí te podés dar la próxima. Tendrían que ser dos o tres vacunas por año. El Gobierno quiere usar todas las que le quedan de Pfizer y de Moderna para poder comprar la bivalente, que apunta a la de Wuhan y de Ómicron.

Barbijo, control y aislamiento: las recomendaciones del Gobierno para quienes vuelven de Qatar

Por un lado, los argentinos necesitan festejar, pero se podría haber organizado mejor la acumulación de personas. El feriado fue una desastre, recién a las ocho de la noche salió el decreto.  La mayoría de los hospitales no abrieron y se cancelaron turnos que van a darse en varios meses. Sólo se atienden emergencias.

Observamos que la gente que festeja tiene tendencia a subirse a algún lugar, sea un semáforo, árboles o autos. ¿Es una necesidad kinésica de descarga física? ¿Alguien que está feliz necesita moverse? 

Hay un estado de excitación completa, pero hay que ver cuántas personas aguantan un semáforo. Hoy lo vamos a descubrir. Y si lo aguantan, hay que felicitar al que fabricó dicho semáforo. Porque sino vamos a lamentar la cantidad de gente que se lastima.

Hugo Pizzi: "El virus del camello tiene un índice de mortalidad de entre el 20 y el 30 por ciento"

Hay un deseo, porque si esto pasara en Suecia, la gente no saltaría los molinetes. El cerebro produce cosas que son inconscientes, pero después está la parte ejecutiva que te indica lo que es prudente y lo que no. No se suben a semáforos por una necesidad bilógica, sino cultural.

AO JL