domingo 05 de febrero de 2023
MODO FONTEVECCHIA FUERTES RECLAMOS

El gobierno británico pide prudencia por la huelga de las ambulancias

Rishi Sunak les recomendó a los ciudadanos que eviten los deportes de contacto, los desplazamientos innecesarios en vehículos y las borracheras para reducir el riesgo de necesitar asistencia durante la mayor huelga en tres décadas de paramédicos, telefonistas y técnicos de ambulancias en Inglaterra y Gales.

22-12-2022 07:56

Los trabajadores de las ambulancias en Gran Bretaña comenzaron este miércoles una huelga mientras los sindicatos y el gobierno se acusaban mutuamente de poner vidas en peligro. Tres sindicatos de ambulancias iniciaron huelgas de 12 o de 24 horas.

Prometieron responder a los avisos en los que hubiera vidas en peligro, pero las autoridades dijeron que no podían garantizar que todo el que necesitara una ambulancia pudiera conseguirla. El personal de salud y otros trabajadores del sector público pidieron aumentos salariales ante una inflación que ha batido récords de varias décadas y se mantenía en el 10,7% en noviembre.

Gran Bretaña desplegará soldados ante la huelga de las ambulancias

La respuesta del gobierno: subir los salarios del sector público en dos dígitos impulsaría aún más la inflación. Las enfermeras realizaron dos días de huelgas este mes, lo que aumenta la presión sobre un sistema de salud ya sobrecargado por una creciente demanda tras el levantamiento de las restricciones de la pandemia, así como por la falta de personal por agotamiento y el Brexit, que ha hecho más difícil que los europeos trabajen en Gran Bretaña.

En muchos lugares, las ambulancias se quedan bloqueadas ante las unidades de urgencias de los hospitales, en ocasiones durante horas, porque no hay camas para los pacientes. Los trabajadores de ambulancias tienen previsto volver a hacer huelga el 28 de diciembre.

Los británicos se arrepienten del Brexit y los políticos lo defienden

Trabajadores ferroviarios, agentes de pasaportes y empleados postales también convocaron paros durante las fiestas de fin de año. La oleada de huelgas más intensa de Gran Bretaña en décadas responde a una crisis de costo de la vida impulsada por los precios disparados de la comida y la energía tras la pandemia del Covid y la invasión rusa de Ucrania.

El gobierno apuesta a que la opinión pública se vuelva contra los sindicatos cuando la población enfrenta aplazamientos en sus turnos hospitalarios, cancelaciones de trenes y demoras en sus viajes. Los sondeos de opinión muestran un alto nivel de apoyo a los trabajadores.

JL PAR