miércoles 07 de diciembre de 2022
MODO FONTEVECCHIA REVELADOR ESTUDIO

¿Qué le hace la marihuana a las vacas?

Un equipo de científicos alemanes estudia los efectos del cáñamo sobre la alimentación del ganado y la leche para consumo humano. Los resultados más impactantes.

Es un hecho: la marihuana también hace efecto sobre las vacas. Lo acaba de comprobar un equipo de científicos alemanes que, después de alimentar a 10 terneros con pienso elaborado con plantas de cáñamo, empezaron a notar los clásicos síntomas de ojos rojos, paso inseguro y semblantes adormilados.

La noticia enciende luces amarillas sobre el potencial alimentario de un cultivo cada vez más usado como insumo de ropa, calzado y plásticos biodegradables, y sobre los riesgos de que el cannabis llegue a la leche para consumo humano.

En un experimento que duró una semana, los expertos del Instituto Federal para la Evaluación de Riesgos alemán probaron distintas concentraciones de cáñamo sobre los terneros. Mientras que los que habían comido pienso formulado a partir de plantas enteras mostraron pocos cambios en relación a su dieta habitual de maíz, los que consumieron alimento hecho a partir de hojas, flores y semillas de cáñamo rico en cannabinoides bajaron su ritmo cardíaco, bostezaron más y mostraron lenguas hiperactivas.

El Conicet lanzó una empresa de base científica que busca estimular la industria del cannabis medicinal

Aunque esos comportamientos cesaron con el consumo, los cannabinoides se mantuvieron en la leche, que mostró concentraciones elevadas de THC -el ingrediente psicoactivo que produce el “viaje” de la droga- y CBD, a partir del cual se hacen los aceites contra algunas convulsiones. El descubrimiento es notable, reconoció Serkan Ates, agrónomo en la Universidad de Oregon (Estados Unidos), que ya había estudiado el consumo de cáñamo en pollos y corderos. “Se encontró un efecto mucho más profundo”, advirtió.

Todavía no está claro si la leche de las vacas “drogadas” podría hacer que los consumidores sientan los efectos del cannabis o atravesaran riesgos para su salud. De cualquier manera, el cáñamo podría convertirse en una alternativa barata para la alimentación de vacas y ovejas, ya que es tan nutritivo como la alfalfa. Más temprano este año, otro estudio de la Universidad de Kansas State había descubierto que las vacas que ingieren pequeñas cantidades de cáñamo tienen menores niveles de estrés, lo que podría ayudar a que se relajen en actividades como el transporte, el destete y otras situaciones de tensión.

JL PAR