martes 27 de septiembre de 2022
OPINIóN Columna de la USAL

El teatro como fuente de transformación de la cultura

La actuación motiva a la reflexión. Plantea puntos de vista diversos para pensar la problemática del ser individual que forma parte de la comunidad.

25-12-2019 07:00

Formar actrices y actores es una responsabilidad de la cultura. La Universidad no puede quedar ajena, no solo como academia forma en saberes científicos teóricos, forma en la praxis, en esa praxis, desde la carrera de Arte dramático, se forma la cultura del arte del teatro.

El teatro cumple un rol social fundamental como reflejo de una realidad, como vehículo de identidad e identificación, como medio de reflexión, de demanda y con el fin de entretener, incluso cuando las circunstancias sociales y políticas no sean las mejores.

Golda Meir, cuestión de Estado

El arte en general funciona como una forma de comunicar y, de esta forma, aprender un poco más de nosotros mismos como individuos y también como sociedad, algo que se rebela en cada función.

En el escenario se encuentra el actor, el instrumento que permite que este acto se realice y cobre vida.

Los actores son eso: actores, que accionan, que actúan, que demandan y entregan todo su ser para la cultivación de la sociedad.

El teatro es un “hecho colectivo”. Contención, apoyo, confianza y solidaridad son las bases del crecimiento profesional, de cada actor.

La Cultura en la Villa 21

La actuación transforma a la sociedad, motiva a la reflexión desde la platea, plantea puntos de vista diversos para pensar la problemática del ser individual que forma parte de la comunidad.

El sujeto que participa, sale modificado emocionalmente y reflexiona después de la catarsis.

El teatro ha sido desde sus comienzos una herramienta que actúa como reflejo de las acciones humanas y de sus consecuencias.

Piedra y encrucijada

 El teatro griego del siglo V a.c, recreaba los mitos, que se reproducían en el escenario, así se veían, las pasiones y mezquindades que provocaban catástrofes sociales con el fin de producir catarsis y reflexión en los espectadores con la intención de evitar males futuros.

Como dice la Directora del Théatre du soleil, Ariane Mnouchkine, "el teatro es, durante algunas horas, una utopía: personas que respiran juntas, que no se matan, que no se pelean todo el tiempo, que se miran, que se hablan. El mismo es un reflejo de lo que el mundo podría ser".

La muerte del croupier

A su vez, da cuenta de procesos históricos y visiones epocales, siendo una reserva de la cultura del mundo, las manifestaciones expresivas desde tiempos remotos han encontrado en el arte en general y en el teatro en particular un espacio concreto, que a través de la lectura se perpetúa y que se convierte en hecho vivo en una puesta en escena donde interactúan seres vivos y convergen diversas disciplinas artísticas.

Es en el dar de cada actor, donde se trabaja con el ser humano, con sus defectos y virtudes con lo que es y con lo que pretende ser, incluso con aquello que ha guardado en los más profundo de su ser y ya no recuerda.

Unidad, identidad, resistencia

El desafío de preparar actores y actrices para una escena tan versátil como tenemos en la Ciudad de Buenos Aires y que nos sitúa dentro de las ciudades teatrales más importantes del mundo, nos brinda la posibilidad de pensar al teatro con un arte donde convergen varias disciplinas que lo retroalimentan y que son esenciales para mantener lo que nos caracteriza como teatristas y hacedores de cultura, por eso destacamos en nuestra propuesta académica, de la facultad, la formación integral del artista, dándoles herramientas para la dramaturgia, nociones de dirección y producción, canto lírico y popular, malabares, actuación para cine y tv materias prácticas que se sostienen con una formación teórica que estudia la historia y la teoría del teatro y que por medio del análisis de textos y espectáculos nos permite abarcar al teatro en su totalidad.

 

* Dra. Gabriela Renault, Decana de la Facultad de Psicología y Psicopedagogía de la USAL

* Lic. Marisa Cotignola, Directora de la carrera de Arte Dramático, USAL.

En esta Nota