viernes 24 de septiembre de 2021
POLICIA Glew
08-09-2021 11:57
08-09-2021 11:57

Insólito: fue a la comisaría a denunciar un robo y descubrió que los ladrones eran gendarmes

Los delincuentes asaltaron a la joven de 19 años a mano armada mientras estaba con su hija. Le habían robado el celular y 20 mil pesos de la caja del almacen familiar.

08-09-2021 11:57

Una joven de 19 años fue asaltada por tres hombres mientras atendía el almacén de su familia en el conurbano bonaerense. En el robo, se llevaron el dinero de la caja y su celular. Ante la denuncia del hecho y mientras esperaba ser atendida en la comisaría, la mujer se encontró con los tres delincuentes que resultaron ser gendarmes. El Ministerio de Seguridad de la Nació los pasó a disponibilidad. 

El hecho ocurrió en Glew, partido de Almirante Brown, mientras la joven atendía el almacén propiedad de su madre mientras cuidaba a su hija. La mujer estaba despachando bebidas en el local y los tres hombres le apuntaron a ella y a la niña. 

Luego procedieron a llevarse el dinero de la caja, alrededor de 20 mil pesos, algunas latas de cerveza y el celular de la joven. Consumado el hecho, escaparon en un Citroën C3 sin patente

Los tres asaltantes eran parte de la Gendarmería Nacional

Posteriormente al asalto la mujer de 19 años llamó al 911 para avisar a las fuerzas de seguridad que había sido asaltada. Con la descripción del auto, policías de la comisaría de Glew encontraron el vehículo en las inmediaciones del almacén asaltado. 

Con un pedido de refuerzos para asegurar cualquier contingencia, los uniformados interceptaron a los tres asaltantes. Luego los identificaron y constataron que se trataba de un cabo y dos suboficiales que trabajaban en la base Burzaco de la Gendarmería Nacional. Como fuerza de seguridad, los sospechosos estaban habilitados a colaborar con la Policía Bonaerense.

Salió borracho de una fiesta, se durmió en las vías del tren y se despertó con los pies amputados

Ajena a todo esto, la joven de 19 años esperaba en la comisaría de Glew para formalizar la denuncia del robo. Allí reconoció a los tres gendarmes que le habían robado el dinero, el teléfono celular y que habían apuntado a su hija. 

Una vez reconocidos, la policía local pidió que se formalice la detención de los tres hombres. Además, secuestraron sus armas reglamentarias: dos revólveres Pietro Beretta de calibre nueve milímetros, dos chapas patentes pertenecientes al Citroën C3 en el que cometieron el robo, las latas de cerveza que se habían llevado del almacén, el celular de la joven y el dinero de la caja. 

Finalmente, se conoció que el Ministerio de Seguridad de la Nación pasó a disponibilidad a los tres gendarmes en actividad acusados de asaltar el almacén. 

GI CP