sábado 06 de junio de 2020 | Suscribite
POLITICA / Llego a Berlin
domingo 2 febrero, 2020

Alberto inicia la segunda escala del pedido de auxilio financiero

El Presidente busca el crucial apoyo de Alemania, España y Francia en la negociación con el FMI. Esos países representan el 14% de los votos en el organismo.

Alberto Fernández y Fabiola Yáñez en Alemania. Foto: Presidencia
domingo 2 febrero, 2020

Días antes de viajar a Europa Alberto Fernández escuchó a uno de los intendentes del conurbano bonaerense que ya recibió en su distrito la tarjeta alimentaria relatar cómo en pocos días se había logrado inyectar dinero en sus barrios, pero inmediatamente le advirtió: "Esto te dura hasta principio de abril con suerte, si no se empiezan a tomar otras medidas para que también la clase media salga del pozo, no hay reactivación posible".

Aunque su diagnóstico era crítico, al asumir imaginaba un enero y febrero sin salidas al exterior y ocupado, tal como repetía en la campaña “en la deuda verdaderamente importante: la de los jubilados y sectores más postergados”. Pero el Presidente debió dejar la Argentina y pedir auxilio a a los países europeos en una gira que comenzó en el Vaticano e Italia y que este lunes tendrá su segunda escala en Alemania y continuará en los próximos días por España y Francia.

“No hay cómo atender a los pobres si no hay un buen arreglo”, repiten en la comitiva que viajó con Fernández. El Presidente llegó este domingo a Berlin y llegarán a Berlín para cenar con la canciller Angela Merkel a quien le darán un detalle de la situación argentina ya con el ministro de Economía, Martín Guzmán, sentado en la mesa. Aunque fue la última en entrar en la agenda presidencial, es el encuentro más importante del viaje ya que este país tiene el 5,32% de representación en el Fondo Monetario Internacional, con el que el Gobierno inició las conversaciones para la reestructuración de la deuda.

Video | Cómo fue el encuentro de Alberto Fernández con el Papa Francisco

La primera invitación a este país llegó 15 días después de ganar las elecciones generales tras un almuerzo con más de veinte diplomáticos de la Unión Europea. Allí el embajador de Alemania Jürgen Christian Mertens fue el encargado de transmitirle el convite. La agenda recargada de Merkel y la marcha y contramarcha de los viajes de Alberto atentaron contra el encuentro hasta esta semana en la que desde el Gobierno se le detalló la “urgencia” que tenía la Argentina para la cita. Además de convencer a Alemania de que el Fondo Monetario Internacional les deje “hacer las cosas a su modo”, tal como relatan cerca de Fernández, buscarán que el vínculo bilateral con la cuarta economía más grande dé sus frutos en el comercio bilateral que en 2018 alcanzó la cifra de US$ 4.401,4 millones.

España y Francia. El martes 4 de febrero, el Presidente aterrizará en Madrid. La agenda incluye un almuerzo con el presidente del gobierno, Pedro Sánchez, pero en las últimas horas también se sumó un encuentro con el rey de España Felipe VI, con quien pudo intercambiar algunas palabras en su visita a Israel. Este país tiene el 1,92% de  los votos en el FMI que tendrá representantes en la Argentina a partir del 12 de febrero.

“Al Fondo hay que pagarle mucho dinero aunque no ahora, pero los acreedores privados se calman si este organismo apoya a nuestro país. No hay mucho más misterio en este viaje”, dice uno de los funcionarios que forma parte del equipo que llevó Fernández. Aunque reconoce también que los ministros trabajan ahora con el presupuesto 2019 prorrogado, pero necesitan saber con qué van a contar en las planillas para planificar las políticas que necesitan verdaderas decisiones políticas.

El miércoles 5 de enero, Fernández culminará el viaje con el pedido de ayuda al presidente de Francia, Emmanuel Macron, el segundo país más importante en cuanto a su peso en el FMI de los que visitará ya que tiene 4,03% de los votos. En el Gobierno detallan que la relación entre ambos países “revisten el carácter de relaciones privilegiadas. Se caracterizan por su alta densidad y amplio contenido basados en lazos históricos de amistad y solidaridad”. Los cuatro países que Fernández visitará al finalizar la gira tienen en su totalidad el 14,29% de los votos. Un porcentaje que para la Casa Rosda es tentador cuando miran el 16,52% que tiene Estados Unidos.

Este lunes Fernández cenará con Angela Merkel, acompañado por el ministro Guzmán

Aunque finalmente Fernández no se pudo cruzar con Vladimir Putin en Israel, también hay diálogo para que el presidente de Rusia entienda la necesidad del Gobierno de lograr un buen acuerdo con su deuda. Este país tiene el 2,59% de los votos en el FMI. Además, cuidan el vínculo con China (tiene el 6,09%), sobre todo, la vicepresidenta, Cristina Kirchner.

“Está claro que el objetivo primordial es la deuda. El Gobierno arranca si Messi (tal como los funcionarios bautizaron a Guzmán por ser el goleador de los partidos de la Quinta de Olivos) emboca una buena negociación”, dice un funcionario de primera linea.

El segundo objetivo que Fernández quiere dar por cumplido al regresar a Buenos Aires es “demostrar que no somos un país marginal, que no nos caímos del mundo y que tenemos una tercera posición modernizada que hoy significa hablar con todos”, repasan en la comitiva.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5018

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.