POLITICA
irán a una interna el 4 de junio

Ciudad: crece la pelea entre López Murphy y Moritán

Republicanos Unidos, el espacio liberal, no está lejos de las peleas del PRO y del Frente de Todos y exhibe su propia interna.

20230513_moritan_lopez_murphy_cedoc_g
Ex aliados. El “Bulldog” y el legislador ya no son lo que eran. | cedoc

Republicanos Unidos, el espacio liberal cuya máxima figura es Ricardo López Murphy, no está lejos de las peleas del PRO y del Frente de Todos y exhibe su propia interna, caracterizada por la falta de sintonía entre el “Bulldog” y la otra figura del espacio, Roberto García Moritán, legislador porteño. Una disputa que hasta el momento no tiene resolución y suma conflictos.

El origen de la crisis interna se basa en el escaso consenso en torno a la estrategia porteña. El diputado de la Ciudad comenzó a caminar por las comunas con el objetivo de ser el candidato de RU a jefe de Gobierno. Incluso diagramó su estrategia en un búnker propio a dos cuadras de Plaza Serrano, en pleno Palermo Soho. Esas recorridas iban acompañadas de una certeza: que el ex ministro de Defensa se enfocaría en una postulación presidencial.

Sin embargo, López Murphy avisó en diciembre del año pasado que competiría por sentarse en el tercer piso de Uspallata 3160, sede del gobierno porteño. A Moritán le cayó un balde de agua fría. La frutilla del postre: dos fotos – una con asado incluido en la casa del empresario Gustavo “Lacha” Lázzari en La Plata – entre el “Bulldog” y Patricia Bullrich donde el economista le dio su apoyo a la precandidata presidencial.

Esto no le gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite

La UCR relojea la interna PRO pero quiere candidatos propios

En ese marco empezaron a explorar la opción de realizar una interna partidaria. En ese marco, los allegados a López Murphy señalan que el sector de Moritán es “funcional” a los intereses de Horacio Rodríguez Larreta al intentar desplazarlo de la contienda porteña y que la única figura trascendental de la fuerza es el “Bulldog”.

Cerca del legislador porteño respondieron: “Siquiera lo lleva a Ricardo como candidato propio, no se entiende qué ganó con eso”.

El conflicto siguió con una impugnación a la convención partidaria de Republicanos Unidos liderada por Marina Kienast, legisladora porteña y compañera de bloque de Moritán, con escasísimo diálogo entre ambos ya.

En ese marco, empezaron los cruces en la Justicia en torno a los afiliaciones partidarias, con denuncias de irregularidades partidarias por parte de Yamil Santoro, el jefe de campaña del legislador y funcionario porteño.

Bajo este contexto, apareció en escena el abogado Pablo Abdon, cercano al diputado nacional, quien aseguró, mediante acusación judicial, que en la sede partidaria aparecieron fichas de afiliación con la firma de Santoro sin completar. El dirigente liberal lo negó de manera tajante.