miércoles 19 de enero de 2022
AGRO Agroindustria
05-11-2021 14:20
05-11-2021 14:20

El retraso cambiario genera distorsiones en la balanza comercial de la carne de cerdo

En octubre, las exportaciones tocaron un piso mientras las importaciones alcanzaron su nivel máximo en el año.

05-11-2021 14:20

En octubre, las importaciones de carne de cerdo alcanzaron un pico de 6.032 toneladas y acumula un aumento del 94,5% en los primeros 10 meses de 2021 con respecto al mismo período del año pasado. 

Por su parte, los envíos argentinos al exterior de carne porcina en octubre tocaron el piso del año con 360 toneladas, un gran descenso teniendo en cuenta que en junio se había alcanzado el récord de 6.700 toneladas.

El consumo de carne de cerdo creció 100% en 10 años.

Para el consultor privado Juan Uccelli, las importaciones y las exportaciones tienen dos causas comunes: la caída de los precios internacionales y el retraso cambiario argentino.

Las exportaciones bajaron por la presión del freno de las importaciones de China, que provocó una fuerte caída del precio. China es una potencia y necesitan carne de cerdo baratas y hace jugadas de presión como levantarse de la compra y generar un ánimo a la baja en todos lados”, afirmó Uccelli.

Exportaciones porcinas en octubre 2021

Teniendo en cuenta que hasta junio se habían exportado 28 mil toneladas, se proyectaba un total anual de 50 mil toneladas, objetivo que ahora está quedando muy lejos. 

Según Uccelli, "como no hay una estrategia empresarial de seguir con presencia en los mercados porque es un sector joven, el valor del dólar influyó de manera negativa. Si el precio del cerdo argentino es de 1,55 dólar, es muy difícil competir con el de Brasil donde vale 1,17 dólar y o el de Chile a 1,23 dólar”. 

Importaciones porcinas octubre 2021

“Estamos atrasados con el tipo de cambio, el precio del dólar no es 200 pesos pero tampoco es 100 pesos, imagino que un dólar a 140 pesos que generaría competitividad para la producción de cerdos”, agregó el especialista. 

Para Uccelli, este retraso cambiario y la necesidad exportadora de Chile y Brasil generaron el salto importador: “Se fue a las nubes con seis mil toneladas. Estamos trayendo un producto que tenemos en la Argentina y mandamos al exterior algo que tenemos muy poco, que son dólares. En octubre se fueron 15 millones de dólares”.

Mercado interno de la carne porcina

El especialista calcula que un kilo de bondiola se importa a 255 y el mayorista lo vende al supermercado o las carnicerías a 380 pesos, donde el consumidor paga 540 pesos por ese kilo.

“Si la estrategia era controlar el precio de la carne de cerdo con la importación, eso no se consiguió y llenó de plata a 20 ó 30 importadores, y salieron 15 millones de dólares que hacen mucha falta para comprar, entre otras cosas, neuáticos”.

En cuanto al consumo por habitante/año, por primera vez superó los 20 kilos debido a que “los cortes de cerdo tienen una diferencia con respecto a los de carne vacuna El pechito se mantiene un 30% por debajo del asado, mientras que la paleta de cerdo cuesta 60% menos que la paleta vacuna. Por eso la importación todavía no afectó todavía a la producción local”.

LM cp