viernes 03 de febrero de 2023
BLOOMBERG Mercados

Comienza rápido la bonanza de ventas de deuda de enero

Los mercados mundiales de bonos comenzaron el año con un bombardeo de ofertas ya que los emisores, incluidos los prestamistas europeos y los Gobiernos asiáticos, aprovecharon los costos de endeudamiento atractivos.

03-01-2023 07:46

Los mercados mundiales de bonos comenzaron el año con un bombardeo de ofertas, ya que los emisores, incluidos los prestamistas europeos y los Gobiernos asiáticos, aprovecharon los costos de endeudamiento atractivos.

Catorce emisores, incluidos BNP Paribas SA y Cooperatieve Rabobank UA, ofrecieron acuerdos en Europa el martes temprano, mientras que Sumitomo Mitsui Financial Group Inc. y el Gobierno de Hong Kong estaban activos en el mercado de bonos en dólares de Asia. También se espera un comienzo rápido en Estados Unidos, donde se prevé que las empresas de primer nivel emitan alrededor de US$40.000 millones esta semana, más de cuatro veces el volumen de todo diciembre.

Creo que 2023 comenzará con una explosión, con emisores dispuestos a aprovechar su oportunidad de ventana antes del apagón”, dijo Armin Peter, jefe global de deuda sindicada de UBS Group AG, en una nota del 29 de diciembre, refiriéndose al período de emisión antes de que las empresas reporten ganancias. “Por mucho que el consenso del mercado apunte hacia una primera mitad difícil y una mejor segunda mitad, los emisores no tendrán tiempo que perder y seguirán con sus negocios”, agregó.

Easing Costs | Euro high-grade bond spreads are back to summer levels

Las ventas de hoy son un retorno bienvenido a los negocios para uno de los mercados clave a los que recurren las empresas para su financiamiento, después de un tumultuoso 2022 que vio aumentos agresivos de las tasas de los bancos centrales en medio de una inflación vertiginosa. Los mercados mundiales de bonos protagonizaron un repunte de final de año a medida que los inversionistas comenzaron a apostar a que la inflación estaba bajo control, con costos de endeudamiento descendentes cerca de los niveles vistos por última vez en el verano.

Eso coronó un año relativamente decepcionante para las ventas globales, que registraron un récord de 52 días sin ventas en Europa y una desaceleración de las ventas corporativas y del sector financiero en la región a solo €803.000 millones equivalentes (US$848.000 millones), el más bajo desde 2018. Los prestatarios corporativos y soberanos en Asia, excluyendo Japón, vendieron solo US$168.000 millones en bonos en 2022, el recuento anual más bajo desde 2015, según datos compilados por Bloomberg sobre acuerdos de al menos US$100 millones. Las ventas de bonos en dólares latinoamericanos también se desplomaron.

Hay 16 nuevos Cedears para invertir: ¿Cuáles son los más atractivos?

Para 2023, el panorama es mixto. La depreciación del dólar en los últimos meses junto con señales que indican que las tasas de EE.UU. pueden alcanzar su punto máximo este año podría estimular una reactivación de las ventas. Al mismo tiempo, persisten amplios riesgos, y se espera una recesión generalizada a medida que los bancos centrales continúen su lucha contra la inflación.

En esta Nota