BLOOMBERG
RECORTES

La reforma fiscal de Milei pone a prueba US$ 14.300 millones en bonos provinciales

El Gobierno quiere reducir las llamadas transferencias discrecionales. Este ajuste, que afectará principalmente a Buenos Aires y La Rioja, amenaza con comprometer el estatus de los títulos regionales, refugio para aquellos que quieren invertir, en Wall Street.

Milei
Javier Milei, Presidente de la Nación | Redes Sociales

El plan del presidente Javier Milei de recortar el financiamiento a las provincias argentinas está poniendo en duda un sector que los inversores consideraban uno de los más seguros en los maltrechos mercados del país.

El equipo de Milei quiere reducir las llamadas transferencias discrecionales, fondos que se envían a las provincias además de los ingresos fiscales que reciben del Gobierno nacional. El recorte —que no requiere la aprobación del Congreso— aumentará sus tensiones financieras, y las firmas de corretaje locales advierten que Buenos Aires y La Rioja serán las más afectadas por la medida.

Más del 10% de los ingresos de ambas provincias provienen de las transferencias discrecionales”, dijo Santiago Resico, economista de TPCG Valores en Buenos Aires. “Así que esas dos se verían seriamente comprometidas”.

Esto no le gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite

Los cambios en las transferencias, que el Gobierno aún no ha detallado por completo, amenazan con afectar el estatus de los títulos en Wall Street. Los bonos regionales, valorados en unos US$14.300 millones según datos compilados por Bloomberg, son una especie de refugio para los gestores de fondos que quieren invertir en el país, pero evitan el riesgo de tener deuda soberana que se ha visto empañada por una serie de defaults.

Algunas provincias se verán más afectadas por reforma de Milei | La Rioja y Buenos Aires dependen más de las transferencias discrecionales

Además, se avecina otra devaluación, que podría provocar un aumento del costo del servicio de la deuda en moneda fuerte. Milei devaluó el peso en un 54% en su primera semana en el cargo, y mantuvo un esquema de ajuste controlado del tipo de cambio, denominado “crawling peg”, que permite una devaluación mensual del 2%. Pero con una inflación mensual que superó el 25% en diciembre y que se mantendrá alta, los analistas esperan otra devaluación en el corto plazo.

Analistas de Barclays y Bank of America han sugerido en las últimas semanas que las autoridades monetarias podrían acelerar el ritmo al que devalúan el peso, lo que podría aumentar la cantidad de dinero local que necesitan las provincias para hacer frente a los pagos de su deuda en dólares.

“No está claro en este momento la senda que tomará el peso en 2024, lo que genera cierta incertidumbre sobre la capacidad de la provincia para pagar la deuda externa en dólares”, dijo Jared Lou, gestor de cartera de William Blair en Nueva York.

Alertan por el cierre del 25% de las farmacias del país por la caída del consumo y las medidas del Gobierno

Si bien los operadores esperan en gran medida que las provincias cumplan con sus vencimientos —Buenos Aires y La Rioja tienen un total combinado de US$780 millones en pagos de intereses y capital este año, según datos compilados por Bloomberg— la falta de claridad sobre el impacto de los cambios de Milei ha afectado a los bonos.

Después de que Milei asumió el cargo el 10 de diciembre, los bonos de Buenos Aires con vencimiento en 2037 cayeron por debajo de los títulos soberanos con vencimiento en 2038 por primera vez desde que la provincia emitió sus bonos reestructurados hace tres años, antes de volver a subir a fines del mes pasado. Los títulos en dólares de La Rioja con vencimiento en 2028, a pesar de cotizar por encima del soberano, han registrado caídas durante el mismo período.

Poco se sabe aún sobre la magnitud y la dirección de los recortes anunciados en diciembre.

"Uno por uno": Pettovello deberá recibir a más de 3.000 personas con hambre por día en Argentina

¿Están preparadas las provincias para afrontar los próximos meses?

El vocero presidencial, Manuel Adorni, dijo el 29 de enero que los Gobiernos provinciales podrían enfrentar más recortes después de que Milei eliminara los aumentos de los impuestos sobre la renta personal y las exportaciones clave de su ley ómnibus en el Congreso diseñada para reformar la economía.

Un portavoz del gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, se burló de los recortes a las transferencias discrecionales en un comunicado y dijo que claramente perjudican a la provincia. Un vocero del gobernador de La Rioja declinó hacer comentarios. Ambas provincias están controladas por gobernadores peronistas de oposición.

Sin embargo, los recortes de gastos no afectarán a todas las provincias por igual. Los bonos regionales de Neuquén y Chubut se consideran más seguros, ya que están garantizados por las regalías del petróleo y el gas, y se espera que registren poco impacto en sus balances si el Gobierno recorta las transferencias.

“No todas las provincias están preparadas de la misma manera para afrontar los próximos meses”, afirmó Javier Casabal, estratega de Adcap Securities en Buenos Aires. “Parece que bonos provinciales estarán bajo cierta tensión” por el momento.

Traducido por Paulina Munita.