jueves 06 de octubre de 2022
CóRDOBA PARAVACHASCA

ALTA GRACIA, HISTORIA, CULTURA Y NATURALEZA

LA CERCANÍA A LA CIUDAD CAPITAL HACE DE ESTE LUGAR UN DESTINO APTO COMO BASE PARA CONOCER SUS ALREDEDORES O PARA ESCAPADAS DE FIN DE SEMANA.

06-02-2022 00:32

Considerada la puerta de entrada al valle de Paravachasca, una de las regiones turísticas de mayor atracción en la provincia, Alta Gracia es un compendio de historia, cultura y naturaleza plena. Es uno de los destinos más próximos a la ciudad Capital, ya que se ubica a solo 36 km por la ruta provincial 5.

Su impronta más destacada es el patrimonio jesuita que atesora en su centro histórico, donde se ubica una de las cinco estancias jesuíticas declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. El complejo patrimonial está conformado por la Estancia Jesuítica de Alta Gracia, la casa del Virrey Liniers y la residencia, donde funciona el Museo Nacional. La postal se completa con el icónico lago del Tajamar y el emblemático reloj público.

 

Polo cultural

La oferta histórica cultural se amplía con los aportes de los museos, como el de la Casa del Che, donde el mundialmente famoso revolucionario Ernesto Guevara pasó su niñez; el Manuel de Falla, que recuerda la vida y obra del compositor español, también vecino de la ciudad; la casa-taller Gabriel Dubois, que rescata las obras de arte del escultor francés, y el MAM, que muestra el pasado arqueológico del lugar.

También en el acervo religioso destacan la gruta de la Virgen de Lourdes, sitio de peregrinaciones, y frente a la plaza principal, la iglesia Nuestra Señora de la Merced.

 

Rincones verdes

Más allá de sus propuestas culturales, históricas y religiosas, el entorno natural de Alta Gracia invita a disfrutar de lo elemental, ya sea practicando senderismo por la costanera del arroyo Chicamtoltina; paseos a caballo por las estancias cercanas o hasta hacer vuelos en parapente.

Asimismo, el Parque García Lorca ofrece espacios verdes para disfrutar de picnis y juegos y para quienes practican el deporte de palos, hoyos y búnkers, existen dos campos de golf para los aficionados.

Se mencionó la posibilidad de realizar cortos viajes para conocer los alrededores de Alta Gracia. Uno de ellos es Falda del Carmen, un pequeño enclave en el departamento Santa María, a siete kilómetros de la ciudad. Una región en la que se respira tranquilidad y propone diversos paseos a la orilla del arroyo homónimo. Al recorrer sus senderos se descubre la llamativa presencia de la capilla Nuestra Señora del Carmen, pintoresca construcción emplazada en un entorno de plena naturaleza.

En Falda del Carmen es posible, además, deleitar el paladar con alguna de las asombrosas propuestas gastronómicas del lugar, como el restaurante Gran Vadori, de tradición gourmet; La Pulpería de Achával, con su propuesta de pastas y parrilla, y el almacén de Quito, reconocido y famoso por sus sándwiches de jamón y otros fiambres.

 

Mirar para arriba.

Al estirar unos 10 kilómetros la recorrida se puede acceder a la Estación Astrofísica Bosque Alegre, donde un enorme telescopio permite observar el cielo. Además, ubicada a unos 1.350 m. de altura, es un sitio único desde el que se obtienen increíbles panorámicas.

Se accede desde Falda del Carmen y partiendo de Córdoba, por la ruta 20 que lleva a Villa Carlos Paz, también se puede llegar tras viajar solo 50 km. En medio de un un predio de 15 hectáreas, se emplaza el gigantesco telescopio que permite observar el espacio. Hay visitas diurnas, todos los fines de semana (sábado, domingo y feriados), sin reserva previa, de 11 a 13 y de 15 a 18, de abril a septiembre, y de 11 a 13 y de 15 a 19, de octubre a marzo.
También se pueden realizar visitas nocturnas los sábados, con inscripción previa, de octubre a marzo de 20 a 22, y entre abril y septiembre de 19 a 21. Para inscribirse hay que escribir al e-mail a [email protected] cósmico

En el recorrido se visita la cúpula principal, que aloja al telescopio de uso científico de 1,54 m. de diámetro. El trayecto no lleva más de una hora y permite conocer más sobre cómo funciona y sobre la historia del observatorio, mientras se disfruta de sus miradores previo a echar un vistazo al espacio exterior.