martes 22 de junio de 2021
CóRDOBA El humor al poder
06-06-2021 00:45

Balanceo sin alineado

06-06-2021 00:45

Un conocido me compartió esta semana un flyer sobre un taller por Zoom de equilibrismo para dirigentes políticos y, entre tanto curso virtual ofrecido (desde ikebana hasta cómo hacer que tu hamster aprenda a hablar en español), me pasó desapercibido. Cuando me fijé bien, se me ocurrió preguntarle por qué sus clases se dictaban solo para ese público y me respondió con sarcasmo: “Desde marzo del año pasado vienen tratando de hacer equilibrio entre la economía y la salud. Por ahí, si prueban antes practicando andar en bici sobre una soga, después les va un poco mejor, ¿no?”.

Pero ese optimismo de mi amigo docente contrasta con los datos que se extraen de la más cruda realidad. Porque, cuando les dan a elegir entre ocuparse de la emergencia sanitaria o ir en auxilio de los sectores de la producción que están ahogados por la crisis, no faltan los que optan por… pensar en la campaña proselitista. Y eso estaría siendo un arma de doble filo porque la opinión pública anda más dispersa que estudiante de secundaria en una clase por Zoom. Hay gente que clama por más vacunas, hay gente que implora por asistencia financiera del Estado y hay gente que pide un DNU para que se exija la reincorporación de Alex Caniggia al Masterchef Celebrity.

Desde el gobierno nacional se aclaró esta semana que no se está pensando en un nuevo pago del IFE, al mismo tiempo que se reajustaron las categorías del monotributo, tal vez todo ello con la idea de fomentar el trabajo de las agencias de quiniela, donde algunos depositan sus últimas esperanzas de salir de la bancarrota. Con la disputa de las eliminatorias del Mundial, el sainete por la sede de la Copa América y la discusión entre los que dicen que Pfizer no quiso pagar coima y los que aseguran que el gobierno no quiso poner como garantía el Obelisco, la Quinta de Olivos y el Glaciar Perrito Moreno, quizás la idea sea realizar maniobras distractivas para poder  pasar el invierno.

Otra competencia feroz, casi tan encarnizada como las que se escenifican en las jaulas de las artes marciales mixtas, es la que todavía sostienen los defensores de las clases presenciales y los que predican la educación virtual como único método posible ante la explosión de contagios.  Tan acostumbrados estamos últimamente a las metáforas extraídas de la medicina, que el ministro de Educación de la Provincia, Walter Grahovac, llegó a sugerir que se practicarían “cierres quirúrgicos” en las escuelas, algo que en los grupos de padres generó preguntas acerca de si antes se aplicaría anestesia o si se trataba tan solo de otra “operación política”.

Lo concreto es que, tras los anuncios del viernes del gobernador Juan Schiaretti, se han intensificado los controles en la vía pública, lo que ha despertado interrogantes de la más variada especie. Para viajar en el auto con la mascota, ¿se debe llevar puesto el barbijo? ¿Y la mascota también debe colocárselo? En caso de que mi reloj marque que son las 18:59 y en el de la policía sean las 19:01, ¿cuál se considera válido? ¿Es una actividad esencial salir a comprar chocolate para satisfacer el antojo de una embarazada? Entre los deportes permitidos, ¿se cuentan la payana, el tejo y el elástico? Los carnívoros que conviven con una familia vegetariana, ¿están autorizados a ir a comer un asado a lo del vecino?

Estas y otras tantas inquietudes han hecho que muy pocos ciudadanos estén preocupados por las próximas elecciones de medio término, lo que ha llevado a la lógica postergación de los comicios, una iniciativa que tuvo un respaldo mayoritario en el Congreso. Sin embargo, hubo quejas del tipo: “Quieren esperar a que haga efecto la Sputnik así todos votan al comunismo”, “es otra imposición del Fondo Monetario” o “tienen miedo de que el voto se disperse como en Perú y en Chile, y termine ganando un partido que proponga  una reforma agraria al estilo de Camboya o uno que quiera privatizar hasta el Himno”. Con la curva de contagios convertida en una línea recta hacia arriba, todo indica que es mejor desensillar hasta que aclare, aunque a algunos les cueste bajarse del pony.

En esta Nota