sábado 25 de septiembre de 2021
CóRDOBA Roque Fernández
22-08-2021 00:52
22-08-2021 00:52

“El gobierno tiene un plan político y la economía es algo secundario”

El último ministro de Economía de Carlos Menem es pre candidato a senador por el Partido Demócrata en Córdoba. “El populismo trabaja para conquistar o mantener el poder, el resto no importa”, señala sobre el gobierno nacional.

22-08-2021 00:52

Roque Fernández tiene en claro cuál es su objetivo en las elecciones del 12 de septiembre. “Es un primer paso con el objetivo de recuperar el Partido Demócrata y a partir de ahí crear una alternativa real a Juntos por el Cambio y el Frente de Todos. Ninguna de estas dos fuerzas puede resolver los problemas que padece la gente en la actualidad”.

Doctorado en la Universidad de Chicago, miembro del Consejo Superior de la Universidad del CEMA, expresidente del Banco Central y exministro de Economía, Fernández, aliado con un sector importante de la comunidad evangélica nacional, dice que es de los pocos que tiene propuestas. “El resto apunta a la grieta: le conviene al gobierno y también a la oposición. Todos están prendidos ahí”, señala.

-¿Por qué se presenta, por primera vez, como candidato?
-La idea es seguir reconstruyendo el Partido Demócrata, porque los problemas de la Argentina hay que resolverlos a través de la política. En mi época de ministro y de funcionario recorrí todas las Comisiones de Economía y Finanzas del Congreso, buscando el apoyo para avanzar sobre las reformas estructurales que se necesitaban en la década del ‘90. Y no hacía falta un gran esfuerzo didáctico para explicar y convencer a los legisladores: entendían la necesidad y casi todo salía por ley, con muy pocos DNU.

-¿Cuáles son las propuestas más importantes que plantea?
-Argentina tiene un sistema tributario perverso y hay que modificarlo de raíz. Y le digo qué hay que modificar: eliminar las retenciones, de manera gradual. Lo mismo con el impuesto al cheque, porque están gravando transacciones donde no hay utilidades. También hay que modificar el impuesto a las Ganancias, donde las empresas tienen una tasa del 35%, y encima, si quedan dividendos por distribuir hay que pagar un 10% más. No hay empresa que pueda competir en el mundo con esta pesada carga tributaria.

-¿Qué análisis hace de la macro economía?
-Lo más lamentable es que, dejando de lado la pandemia, la caída de la actividad económica en Argentina es mucho más alta que en varios países del mundo y mucho tiene que ver esa presión tributaria, que hace desaparecer pymes y también hace que las multinacionales se vayan.

-¿El gobierno nacional tiene un plan económico que no puede ejecutar o no tiene un plan?
-El gobierno tiene un plan político y la economía es secundaria. E lo que normalmente ocurre con el populismo, que por lo general está focalizado exclusivamente en la próxima elección y en la retención del poder. Todo lo que va en esa dirección: lo van a seguir ejecutando, más allá de que tengan una caterva de economistas explicando que no lo hagan.

-¿La alta emisión es parte de ese plan? 
-En la situación actual van a seguir expandiendo los miles de millones de pesos para llegar a octubre/noviembre con algo de aire. Es el plan, pero no de estabilización y mucho menos de crecimiento: es para ganar una elección.

-¿Y qué rol tiene Martín Guzmán en este esquema? ¿Cómo lo ve?
-El problema de Argentina no lo puede resolver ni el ministro Guzmán ni el mejor economista del mundo: el problema es político y la solución también.

-¿Cómo ve el dólar para después de las elecciones?
-Es otro precio reprimido y la válvula de escape es el dólar contado con liquidación o de mercado, un 60% más alto que el oficial con el agravante de que la inflación marcha alrededor del 4% y la devaluación es menos del 2%.

¿Se puede en este contexto bajar la inflación?
-El gobierno no tiene instrumentos para reducirla. Por la situación fiscal, Argentina requiere una inflación de entre el 40 y el 60% anual, más cerca del 60% que del 40%. La inflación está dominada por desequilibrios del gobierno.

En esta Nota