lunes 02 de agosto de 2021
INTERNACIONAL INCERTIDUMBRE
12-06-2021 00:16

Cinco días después, las elecciones peruanas aún no tienen vencedor

Pedro Castillo quedó al frente por poco más de 60 mil votos, pero Keiko Fujimori apeló más de 200 mil. El resultado definitivo podría demorar hasta dos semanas.

12-06-2021 00:16

A cinco días de las elecciones, Perú aún no sabe quién será su próximo presidente, y el resultado final podría demorarse hasta dos semanas, por la escasa diferencia entre ambos candidatos y los cientos de impugnaciones presentadas por las dos fuerzas que disputaron el balotaje del domingo 6, lideradas por Pedro Castillo y Keiko Fujimori.

Con el 100 por ciento de los votos escrutados, Castillo, un maestro rural que se define como marxista, quedó en primer lugar con el 50,17 por ciento de los votos, frente al 49,82 de Fujimori. Es una ventaja de 62 mil votos, frente a los aproximadamente 200 mil que han sido impugnados por Keiko Fujimori. Castillo aún no sido proclamado oficialmente.

Para agravar este panorama y la tensión que atraviesa una sociedad fuertemente polarizada, un fiscal anticorrupción pidió la prisión preventiva para Keiko Fujimori.

Perú: pidieron la prisión preventiva de Keiko Fujimori por corrupción

El fiscal José Domingo Pérez solicitó al juzgado anticorrupción que se revoque la comparecencia con restricciones (libertad condicional) y se dicte nuevamente prisión preventiva contra la acusada, por infringir la prohibición de reunirse con testigos del caso Odebrecht, por el que está bajo investigación.

No hay ningún temor de que se concrete esta prisión preventiva, dijo Fujimori al reaccionar al pedido del fiscal, negando haber incumplido reglas de conducta impuestas por la justicia. “Hay una clara intencionalidad de distraernos, perturbarnos del proceso” electoral, agregó.

Rumores de golpe. Fujimori, que deberá ir a juicio por este caso si pierde el balotaje, había ofrecido una rueda de prensa el miércoles junto al fujimorista Miguel Ángel Torres, testigo de la causa de Odebrecht, para pedir al Jurado Nacional de Elecciones (JNE) que anulara los resultados de 802 mesas de votación -unos 200.000 votos- por supuestas irregularidades.

La petición del fiscal Pérez crispó más los ánimos en un país que sigue sin conocer quién será su nuevo presidente cinco días después de la votación. Horas después, la Marina de Guerra del Perú negó en un comunicado la veracidad de un audio sobre una supuesta conspiración de jefes navales “contra el orden constitucional” que circuló por las redes sociales. 

Antes de oficializar resultados, Perú protestó por el saludo de Alberto Fernández a Pedro Castillo

Fujimori había denunciado el lunes indicios de fraude y el miércoles pidió anular esos 200.000 votos, acentuando el clima de incertidumbre tras años de convulsiones políticas, que llevaron incluso a juramentar a tres presidentes en cinco días en noviembre pasado.

Da la sensación de que ella quisiera cuestionar todo el proceso electoral. Esta incertidumbre, gane quien gane, va a golpear mucho al estado de ánimo nacional, dijo el analista Hugo Otero.

Para Luis Benavente, titular de la consultora Vox Pópuli, hay tantos cuestionamientos que, aun en el caso de que finalmente se imponga Castillo, el proceso va a quedar con sombras, con zonas oscuras, que van a quitarle gobernabilidad”. 

Por su parte, el actual presidente, Francisco Sagasti, que asumió en noviembre tras la grave crisis que se desató luego de que el Congreso destituyera al presidente Martín Vizcarra y lo sustituyera por el titular de la Cámara de Diputados, Manuel Merino, que debió renunciar por las violentas protestas que generó su asunción, pidió calma ayer a los dos candidatos.

Me puse en comunicación con varias personas que tenían contacto con ambas candidaturas, dijo Sagasti, para bajar la tensión a la espera de que haya resultados oficiales, porque el país vive un ambiente tan polarizado, complejo y difícil, después de que Castillo se haya proclamado vencedor antes de la confirmación de resultados y Fujimori haya denunciado fraude electoral sin pruebas.

Por su parte, la organización de la cúpula empresarial peruana, Confiep, que en anteriores comicios apoyó a Fujimori, pidió ahora a ambos candidatos “respetar la decisión final” del JNE.

Las solicitudes de revisión podrían decidirse en unos 10 días en el JNE, por lo que la contienda sigue abierta, con caídas desde el lunes de la bolsa limeña y un dólar que va alcanzando precios récord de 3,9 soles.

El órgano electoral (ONPE) niega la posibilidad de fraudes, lo mismo que la Misión de Observación Electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA), que calificó el proceso de normal y transparente.