viernes 16 de abril del 2021
OPINIóN Análisis político
21-07-2020 13:40

Cafiero, Massa y el "síndrome de Marcos Peña"

En el fondo lo que se están discutiendo son los lugares de quienes se van a sentar a una eventual mesa de diálogo donde se va a conversar la  estrategia del país para los próximos años.

21-07-2020 13:40

En los últimos días en buena parte de los análisis políticos, basándose en fuentes de distintos sectores del oficialismo, fue creciendo una tendencia a un análisis muy crítico sobre el papel que viene desempeñando el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero.

Desde la semana pasada fue subiendo esa ola de cuestionamiento al jefe de Gabinete, se llegó a consignar que se va, lo que por otro lado es tomado como el ataque que no se le puede hacer directamente al Presidente de la Nación, que ha puesto precisamente ahí a alguien de su mayor confianza, como es el nieto de Antonio Cafiero, una figura emblemática del peronismo original.

Se habla del síndrome de Marcos Peña porque Alberto Fernández habría puesto en ese lugar a un joven leal, pero sin la suficiente experiencia política como para, por un lado, hacerle sombra al Presidente de la Nación y, por otro lado, poder plantarse frente al conjunto del gabinete, incluso en la relación con otros poderes, con la autoridad que merece esta etapa.

Suena, por contraposición, Sergio Massa como futuro jefe de Gabinete, que creció en su predicamento interno. Algunos dicen que lo que se pretende es correrlo a Massa del medio con estos rumores, pero desde el lado de Massa lo que señalan es una pregunta: ¿vos dejarías la empresa de la que sos dueño para irte a otra para ser gerente? Interesante, es una visión un poco corporativa del poder, pero de algún modo Sergio Massa viene jugando ese papel de administrador de esta entidad de tercera instancia, que es el Frente de Todos, y en sus vínculos hacia el afuera de la coalición gobernante. Un papel que, por otro lado, ni Cristina ni Máximo Kirchner pueden desempeñar y que tampoco lo puede hacer el Presidente de la Nación, porque está ocupado en otros temas que tienen que ver con el Gobierno, e incluso con mantener la sintonía con los gobernadores de todas las provincias.

Más ideas y menos eslóganes

En el fondo lo que se están discutiendo, en este momento, en la coalición de gobierno son los lugares de quienes se van a sentar a una eventual mesa de diálogo donde se va a conversar la  estrategia del país para los próximos años. Se va a hablar de economía, de institucionalidad, de justicia y eso genera muchas tensiones y muchos runrunes y muchos enfrentamientos sordos. Desde el Congreso de la Nación también dicen acá se está hablando más con los medios de comunicación que dentro de la propia coalición para plantear estos temas. Se da esta discusión un poco al borde del abismo, porque están todas las luces prendidas sobre los efectos directos e indirectos en medio del pico de la pandemia. O sea, cuántos muertos, en definitiva, vamos a tener y cuántos perdedores, en definitiva, vamos a tener por la crisis económica que la pandemia agudizó a límites impensables. Por ahora, en síntesis, Cafiero no se va y Massa no viene.

 

* Periodista. Columna especial para el programa "RePerfilAR" (NetTV).