POLICIA
Crimen en Pilar

Pensaron que había sufrido un infarto y se trató de un homicidio: investigan una muerte en un country

Roberto Eduardo Wolfenson Band, de 71 años, no respondió cuando su profesor de piano llegó para darle una clase el viernes pasado, por lo que ingresaron a su domicilio en el country La Delfina y lo hallaron tendido en el suelo, boca arriba, con sangre en las manos y en el rostro.

Roberto Eduardo Wolfenson Band
Pensaron que había sufrido un infarto y se trató de un homicidio: investigan una muerte en un country de Pilar. | google street view Telam

Un hombre murió en su casa ubicada dentro del country La Delfina, en la ciudad bonaerense de Pilar. Su cuerpo fue hallado el viernes pasado y, en principio, los investigadores asumieron que se había tratado de un infarto, a pesar de que la víctima tenía sangre en las manos y en el rostro. El sábado se realizó la autopsia, con la que se confirmó que Roberto Eduardo Wolfenson Band había sido estrangulado. 

La última conexión del hombre de 71 años a WhatsApp fue a las 14.30, por lo que se cree que su muerte fue entre esa hora y las 17, cuando llegó su profesor de piano. Si bien convivía con su esposa, Wolfenson Band estaba solo, por lo que al llegar, el profesor esperó a que le abrieran la puerta, sin éxito. En ese escenario, le avisó al personal de seguridad del country, que se comunicaron con la esposa de la víctima, quien decidió regresar a su hogar. Allí lo hallaron en el suelo de una habitación y llamaron a la policía. 

Roberto Eduardo Wolfenson Band
Los investigadores descartaron la hipótesis del robo como móvil del homicidio

Peritos de la Policía Científica revisaron el cuerpo que estaba boca arriba y comprobaron que tenía hematomas en la cara. En un primer momento se consideró que podía haberse tratado de un infarto y que los golpes podían ser consecuencia de la caída, pero el sábado por la mañana se realizó la autopsia, en la que se confirmó que Wolfenson Band había sido estrangulado. Según informó La Nación, los investigadores descartaron la hipótesis del robo como móvil del homicidio y el caso está a cargo del fiscal de Pilar, Andrés Quintana.

Esto no le gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite

 

Mataron al dueño de una de las propiedades más importantes de Punta del Este

Un homicidio tiene revolucionado a Uruguay, más precisamente a la ciudad de Punta del Este. En la madrugada de este lunes, Gonzalo Aguiar, propietario de una de las propiedades más destacadas de la zona, "La Maison", fue asesinado. El hombre, de 46 años, fue encontrado gravemente herido por la Policía de Maldonado con una herida de bala en el pecho. Sin embargo, murió posteriormente debido a un shock hipoglucémico. En lo que va del día, su expareja confesó el crimen y fue detenida.

Según se pudo averiguar y las fuentes oficiales cercanas al crimen, sostienen que el servicio de emergencias recibió una alerta cerca de las 4 de la madrugada, informando que un hombre estaba tratando de ingresar a la mencionada residencia en la calle San Pablo, mientras forzaba la puerta.

Lo mataron para robarle lo que cobró por escaneo de iris

“Rápidamente, concurrió personal del Programa de Alta Dedicación Operativa (PADO), Unidades de Respuesta de Patrullaje Metropolitano (URPM) e Investigaciones de la zona Operacional II quienes constataron que en el lugar se encontraba un masculino herido de arma de fuego a la altura del tórax”, dijeron los voceros de la policía a los diferentes medios locales y argentinos. El servicio de emergencia médica constató el fallecimiento de Araujo, quien murió de “shock hipoglucémico”, detallaron fuentes policiales a este medio.

La denunciante, una mujer de 26 años que había sido la expareja de la víctima, confesó el crimen ante los investigadores después de algunas horas de silencio. Según informó el diario local El País, la mujer, con quien la víctima había tenido un hijo hace siete meses, relató que tomó su pistola automática calibre 9 mm, que estaba debidamente registrada, y le disparó en el pecho después de una discusión.

 

ML