POLITICA
Los festejos de la militancia

Euforia, apagón y fuerte apoyo a Cristina en el búnker massista

Los bombos y la militancia se hicieron sentir sobre la Avenida Corrientes.

Bunker Sergio Massa
Bunker Sergio Massa | Pablo Cuarterolo

El búnker de Unión por la Patria se vistió de fiesta. La euforia se apoderó del Complejo C ubicado en el barrio de la Chacarita, cuando cerca de las 21.20 se vieron en las pantallas de la televisión los primeros resultados de la votación, que ubicaban a Sergio Massa cinco puntos por encima de Javier Milei (luego la diferencia se estiró). Los bombos y la militancia se hicieron sentir sobre la Avenida Corrientes que se hallaba cortada por un escenario (Massa cerró la noche hablándole a la militancia).

La alegría fue total cuando el ministro de economía cerró la noche con un discurso de “unidad nacional” en el que convocó a distintos espacios a apoyarlo en el ballottage y tuvo guiños para la izquierda, los votantes de Schiaretti y hasta para los radicales, lo que valió unos leves murmullos.

Bunker Sergio Massa

El discurso de Sergio Massa

Massa habló desde un atril presidencial, al borde de las lágrimas, visiblemente emocionado. El público estalló cuando en las pantallas a las espaldas del candidato, asomaron los guarismos de la elección. “Y Massa presidente …y Massa presidente”.

El candidato de Unión por la Patria subió solo al escenario enviando un mensaje de centralidad. Solo en el cierre, el candidato hizo subir a su compañero de fórmula, Agustín Rossi y a su familia (Malena Galmarini e hijos), tal vez para mostrarse como un futuro presidente “empático” ante los acuciantes problemas económicos. “Quienes hoy nos acompañaron son quizá los que más sufren”, sostuvo en tono de autocrítica.

En un cierre épico, que no fue transmitido por televisión, el Complejo C tuvo un apagón y solo quedaron encendidas las luces de emergencia. De manera estruendosa se escuchó “La Marcha Peronista” que retumbó en las paredes. Se pudo ver al Pato Galmarini junto a Malena festejando y abrazándose con el público.

El primero en subir al escenario había sido Axel Kicillof, uno de los grandes ganadores de la jornada, quien lo hizo rodeado de su Gabinete. Kicillof aprovechó para reivindicar la democracia y elogiar a Cristina Kirchner. “Cristina, Cristina, Cristina corazón, acá tenés los pibes para la liberación”, explotó el público que colmaba el predio.