lunes 30 de enero de 2023
POLITICA en búsqueda de bajar la tensión

JxC apuesta a la paz interna frente al conflicto externo

Después de semanas de peleas al interior de la alianza opositora y, sobre todo, del PRO, en el espacio buscan transitar el verano en calma para poder plantarse con fortaleza en lo que visualizan que será un escenario de tensión permanente con el kirchnerismo. Larreta empezó a descomprimir la situación con Jorge Macri y se reunió el lunes en una pizzería. Además participó de un encuentro en Twitter organizado por un sector de los halcones. Bullrich rechaza ser generadora de los cruces y anticipa que ganará la interna “hablándole a la gente”.

04-12-2022 03:39

Después de un año marcado por las turbulencias internas, en Juntos por el Cambio aspiran a cerrar 2022 con relativa calma. No significa que los problemas hayan sido resueltos, pero los principales referentes consideran que las posiciones de cada uno ya están claras y que es mejor, en esta etapa, no perder fuerzas en lo que es la principal atención: la pelea con el gobierno nacional, que promete escalar si la situación judicial de Cristina Kirchner deriva en una condena en el juicio Vialidad este martes.

“Después de semanas que fueron casi vergonzosas, ahora logramos estabilizar la cancha. Y aspiramos a un fin de año tranquilo en la interna”, aseguran por lo bajo en la sede porteña de Uspallata, donde no abandonan el optimismo y se muestran confiados con la estrategia electoral de cara a 2023.

Cerca de Horacio Rodríguez Larreta es donde más sufrieron las tensiones de las últimas semanas. Incluso luego de que se difundiera el video de Patricia Bullrich increpando a Felipe Miguel, que no solo no afectó la posición de la exministra sino que para algunos incluso la terminó fortaleciendo.

"No está todo mil puntos, pero están mejor que hace 20 días, vuelve la racionalidad"

En el comando porteño aseguran de todas formas que están “bien parados, con claridad de estrategia”. La pelea con Jorge Maci por la candidatura porteña descolocó a dirigentes del entorno de Larreta, pero primero tiraron a todos los candidatos a la cancha (Fernán Quirós, Soledad Acuña, Emanuel Ferrario) y ahora empieza el operativo contención. Todo sea por transitar en paz el verano, enfocados solo en la candidatura presidencial.

En ese marco, el jefe de Gobierno se reunió el lunes último con su ministro de Gobierno para descomprimir la situación. La cita fue en una pizzería de avenida Libertador y Tagle, lugar habitual de encuentros de Larreta. “No está todo mil puntos, pero están mejor que hace veinte días. Hablaron de todo lo que sucedió en el último mes y así todo se encamina a volver a la racionalidad”, anticipan.

En la misma línea, con su objetivo de acercar posiciones con los halcones, el viernes por la noche participó de un space en Twitter (diálogos abiertos) de Espacio Republicano, vinculado al ala más dura del PRO. “Charlamos de muchas cosas y aunque no coincidimos en algunos puntos valoro, como siempre, el respeto con el que dirimimos nuestras diferencias”, planteó al difundir el audio en redes. Allí insistió con su concepto de que la grieta “no le cambia la vida a la gente”.

La semana próxima irá rumbo a Estados Unidos, donde tendrá una conferencia con un grupo de think tanks (Wilson Center y Atlantic Council) y están cerrando reuniones en el departamento de Estado, la cámara de comercio y la Universidad de Georgetown.

“Macri no debería ningunear a ningún partido de Juntos por el Cambio”

Cerca de Bullrich también esperan terminar el año con paz interna, pero se quitan todo tipo de responsabilidades. “Son ellos los que nos quieren llevar al barro permanentemente. Lo de Felipe lo difundieron ellos, era algo privado y lo volvieron político”, aseguran. “Nosotros no los atacamos, Patricia da opiniones todo el tiempo, tienen que entender que les vamos a ganar hablándole a la gente”, rematan.

Con Mauricio Macri en Qatar, también se respira menos tensión en el PRO en particular y en Juntos por el Cambio en general. Tanto Larreta como Bullrich están cada vez más cómodos con la idea de definir el liderazgo en las PASO. Saben que lo que haga el ex presidente puede ser determinante, pero mientras tanto siguen con sus estrategias.

En paralelo, miran lo que hacen los socios del radicalismo, que ahora avanzan con la idea de definir su propia candidatura presidencial en una interna abierta entre Gerardo Morales y Facundo Manes (ver aparte), para recién después ir a pelearle posiciones al PRO.

 

La UCR analiza armar una interna Morales-Manes

En la Unión Cívica Radical comenzó a crecer la idea de que sus candidatos presidenciales definan sus aspiraciones en una interna abierta para recién después con el nombre sobre la mesa sentarse a negociar con los socios de Juntos por el Cambio. Esperan que ese proceso sirva también para darle más fuerza a quien surja como su postulante, ya que hoy vienen retrasados en las encuestas.

La idea se la planteó Gerardo Morales a Facundo Manes en una cena que compartieron el viernes en Formosa, ante una veintena de dirigentes más. Hasta allí llegaron para participar del lanzamiento de la candidatura a gobernador del diputado nacional Fernando Carbajal. El objetivo planteado es que se dediquen el verano a proponer y debatir sus ideas y propuestas para llegar a una elección entre afiliados e independientes en marzo.

Facundo Manes y Gerardo Morales
Los presidenciables radicales, en una cena en Formosa. 

Manes dijo que sí, y la idea es convocar a todos los radicales, pero también a los ciudadanos independientes, para el mes de marzo a una gran interna abierta”, planteó ayer públicamente el titular del radicalismo en un acto en Clorinda. Y agregó: “Me parece que si desde el radicalismo nos ordenamos, vamos a fortalecer Juntos por el Cambio”.

Sin embargo, desde el entorno del neurocientífico negaron que se trate de una decisión tomada. “Fue una buena charla pero totalmente informal, donde se habló de las formas de resolver las candidaturas. Es un tema para discutir en una mesa con más dirigentes, no algo para resolver en un cóctel como el de anoche (por el viernes). No hay ningún acuerdo, solo el inicio de conversaciones”, respondieron cerca de Manes. Además, aprovecharon para recordar que “unos meses atrás” el propio Morales “proponía definir viendo quién estaba mejor en las encuestas”.

En 2021, la interna partidaria en la provincia de Buenos Aires le sirvió al radicalismo para poner en movimiento a un partido que luego obtuvo un buen resultado con Manes en las PASO. El objetivo, en este caso, es similar. Para ello, antes deberán sentarse los principales actores del partido, donde también están Martín Lousteau, Gustavo Valdés y Alfredo Cornejo, entre otros.