martes 21 de septiembre de 2021
POLITICA Espionaje ilegal
22-06-2020 20:22
22-06-2020 20:22

Moyano declaró por espionaje ilegal y una ex AFI apuntó contra Arribas

El sindicalista dijo que "fue repugnante lo que hizo el ex presidente espía Mauricio Macri". Una ex AFI aseguró que "toda la información subía de manera detallada a Majdalani y a Arribas".

22-06-2020 20:22

El secretario general adjunto del Sindicato de Camioneros, Pablo Moyano, apuntó contra el ex presidente Mauricio Macri por el supuesto espionaje ilegal de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante su gobierno. "Tenía una obsesión con los opositores. Fue repugnante lo que hizo el ex presidente espía Mauricio Macri", señaló. Además, una ex espía de la AFI aseguró que "toda la información subía de manera detallada a (Silvia) Majdalani y a (Gustavo) Arribas".

Pablo Moyano había sido convocado junto con su padre, Hugo Moyano, quien finalmente no asistió a la audiencia como medida preventiva frente al avance del coronavirus en la Argentina, según explicaron desde su entorno. Por su lado, su hijo se hizo presente en el Juzgado Federal de Lomas de Zamora, donde permaneció por cinco horas.

"Tenía una obsesión con los opositores", opinó Pablo Moyano sobre Macri después de ver las pruebas que le exhibió el juez federal Federico Villena, quien lleva adelante una investigación por supuestas maniobras de espionaje ilegal desplegadas desde la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) y distintas fuerzas federales de seguridad durante el gobierno de Cambiemos.

Pablo Moyano se presentará a conocer el material de espionaje

Macri "se dedicó a perseguir y a inventar causas a los que nos oponíamos a sus políticas económicas", sostuvo y contó que, tras ver las fotos, los documentos, los videos y escuchar los audios que darían cuenta del seguimiento en su contra, junto con su abogado Daniel Llermanos, decidieron presentarse como querellantes en el expediente.

Tras acceder a las pruebas del espionaje ilegal del que habría sido víctima junto a su padre, Pablo Moyano afirmó que se operó sobre los barras bravas de Club Atlético Independiente que estaban presos en la cárcel de Melchor Romero "para que declararan en contra nuestra".

"Un bochorno asqueroso, repugnante lo que hizo el gobierno del ex presidente espía Mauricio Macri. Quedó claro como presionaban a los barras para acusar a Hugo y Pablo Moyano. Todo porque nos habíamos opuesto a la reforma laboral. Quedó claro hoy que lo de la causa de Independiente fue bochornoso", sostuvo Pablo Moyano en declaraciones al canal de noticias C5N cuando se retiraba de los tribunales de Lomas de Zamora.

El supuesto direccionamiento de los dichos de los barras de Independiente ya había sido denunciado ante la justicia federal por el abogado y ex agente de la AFI, Facundo Melo, quien sostuvo que sus superiores en el organismo de inteligencia lo instaban a que hiciera que su entonces defendido, el barrabrava Damian Lagarone, declarara en contra de los líderes del sindicato de Camioneros.

Tanto Melo como quien era su superior, Alan Ruiz, se encuentran investigados en la causa que lleva adelante el juez Villena en Lomas de Zamora donde se detectó, además, que durante el gobierno de Macri el Servicio Penitenciario Federal adquirió micrófonos y cámaras que se habrían utilizado para espiar dentro de las cárceles.

Por su parte, el abogado Llermanos indicó que "hasta el momento, la investigación llega hasta Alan Ruiz" pero consideró que todo el espionaje "fue un plan ideado desde el poder ejecutivo" y recordó: "Hay declaraciones del ex presidente Macri en una reunión en Chapalamal en la que dijo hay que meter preso a Moyano, se estaban fabricando pruebas", subrayó el letrado.

La revancha de los Moyano: serán querellantes en la causa por espionaje

Por otro lado, la ex agente de la AFI Mercedes Funes Silva sostuvo por escrito ante la comisión bicameral de Control y Seguimiento de Organismos de Inteligencia que toda información que recolectaba el equipo que integraba “subía de manera pormenorizada a (Silvia) Majdalani y (Gustavo) Arribas, ex director y subdirectora, respectivamente, de ese organismo durante el gobierno de Cambiemos.

La ex espía estaba llamada a declarar ante la comisión, en el marco de las reuniones que mantiene ese cuerpo para analizar las denuncias sobre espionaje ilegal durante el gobierno de Mauricio Macri, pero se limitó a presentar un escrito de su autoría y rechazó la posibilidad de responder preguntas.

“La AFI era una sola y su estructura de mando también era única, piramidal y comenzaba en Gustavo Arribas, continuaba en Silvia Majdalani y en lo que respecta a la cadena de mandos mis superiores fueron las personas que ocuparon sucesivamente el cargo de director de Contrainteligencia, de Operaciones y Operaciones Especiales”, sostuvo, según el contenido del escrito al que accedió Télam.

En el texto enviado a los diputados y senadores nacionales que integran la comisión, Funes Silva relató que "el 5 de enero de 2016" fue "convocada al ministerio de Justicia y Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires", donde le informaron que había sido “trasladada en ‘comisión externa’ a la Agencia Federal de Inteligencia”.

“En ese momento se me hizo entrega de un sobre cerrado dirigido a Majdalani; y el traslado no me llamaba la atención porque conocía a -Jorge- Sáez -ex suboficial del Servicio Penitenciario Federal-, con quien compartí destino en la policía porteña”, continuó.

Recordó que “ese mismo día” se entrevistó junto a Sáez y a –otro ex espía, Leandro- Araque, con –Diego- Dalmau Pereira, quien se presentó como director de la AFI y adelantó que estarían bajo sus órdenes”.

“Participé de innumerables actividades vinculadas con inteligencia criminal, relacionados con lavado de activos, pedofilia y encubrimiento”, enumeró. Funes Silva dijo también que “desde la llegada de Alan Ruiz, que era director de operaciones especiales, otros agentes hicieron comentarios personales y en los grupos de Whatsapp, diciendo que les habían ordenado la realización de seguimientos a políticos y periodistas”

“Esa circunstancia me llamó la atención (porque podrían constituir tareas operativas impropias o ilegales) por lo que inmediatamente le trasmití mi inquietud a Ruiz, quien me aseguró que debían cumplirse debido a requerimientos judiciales”, detalló en el escrito.

Quién es el juez que avanza con la causa que pone en aprietos a Macri y su AFI

En ese sentido, dijo que no intervino “en operativos de esa índole” y que siempre manifestó a Ruiz lo que “la inquietaba”. "Todas y cada una de mis actividades en el organismo estuvieron en pleno conocimiento de las máximas autoridades que conformaban la cadena de mando íntegra del organismo. Jamás observé que escisión o independencia de la actividad de los directores respecto de los superiores máximos, todo lo contrario”, aseveró.

En su relato, reveló: “En el mes de setiembre u octubre de 2018 me fue informado que junto a otros compañeros pasábamos a cumplir actividades en la Dirección de Operaciones Especiales”. “Yo estuve en ese lugar, me desempeñé como integrante de los equipos de trabajo, se me ordenaron y confeccioné distintos informes, siendo que incontables veces me fue advertido de su importancia porque serían recibidos por las máximas autoridades del organismo”, apuntó.

Por su parte, Emiliano Matta, otro ex agente de la AFI que aparece implicado en la causa que lleva adelante el juez Federico Villena en Lomas de Zamora, mandó un mail a la comisión y se excusó de asistir por cuestiones médicas. Dijo que había recibido la citación el pasado martes y que un día después debió atenderse en el Hospital Pirovano por "trastronos de hipertensión".

Desde la comisión le pidieron que acredite su situación con documento médico pertinente y lo volvieron a citar para próximo lunes. Para mañana, en tanto, la comisión convocó a exponer el ex director de Contrainteligencia Dalmau Pereyra y al empresario Martín Terra, cercano a Arribas y ex esposo de la actual mujer del vicejefe de gobierno porteño, Diego Santilli, quien también habría sido víctima del espionaje.

ED / CP / DS