jueves 06 de mayo de 2021
PROTAGONISTAS un contrato por US$ 150 millones
06-09-2020 01:52

Meghan y Harry con millonario acuerdo se alejan más de la Corona

06-09-2020 01:52

Algunos medios ingleses prefieren mostrar a un príncipe Harry algo tonto y sometido a los deseos personales y profesionales de su esposa. Y a su vez, hostigan a Meghan Markle como si les hubiera arrebatado un territorio de ultramar. Ella no solo no sería digna del hijo menor de Lady Di y Carlos, sino que encima lo obligó a renunciar a casi todo lo que, por su posición, él debería sostener. En perspectiva y con las diferencias del caso –que son muchas–, Harry y Meghan son la versión del siglo XXI de lo que fue Wallis Simpson y Eduardo VII, el tío de la reina actual que abdicó por su amor a una norteamericana que, como Meghan Markle, además era divorciada. Mientras eso sucede, Harry y Meghan, como sociedad marital que son, avanzan en pos de generar proyectos comerciales redituables. Y a seis meses de haber cortado lazos protocolares y laborales con la Corona británica, firmaron con Netflix por unos 150 millones de dólares para producir series, documentales y programas infantiles. Ted Sarandos, codirector ejecutivo y director de contenido de Netflix, señaló en un comunicado que para esa compañía Harry y Meghan “inspiraron a millones de personas de todo el mundo con su autenticidad, optimismo y liderazgo”. Por eso, para la firma es venturoso “contar historias con ellos que puedan ayudar a construir resiliencia e incrementar el entendimiento del público en todas partes”. Por supuesto, un comunicado prolijo que denota que la marca de la díscola pareja genera superlativos dividendos que, finalmente, es el objetivo de compañía de streaming.

Por ahora no hay nombres de los proyectos que ambos manejarían, solo se habló de una serie documental sobre la naturaleza y otra enfocada en mujeres que inspiran. “Nuestras vidas, independientes el uno del otro y como pareja, nos han permitido entender el poder del espíritu humano: de valentía, resiliencia, y la necesidad de conexión”, dijeron Enrique y Meghan en una declaración conjunta. “A través de nuestro trabajo con diversas comunidades y sus ecosistemas buscaremos mostrar personas y causas alrededor del mundo, y nuestro foco será crear contenido que informe pero que también dé esperanza”.

El príncipe trabajó de cerca con los realizadores del documental Rising Phoenix, en el que también aparece. Se estrenó la semana pasada en Netflix.

En esta Nota