viernes 01 de julio de 2022
ACTUALIDAD En su filial local

Un informe reveló maniobras delictivas por varios millones de dólares en HP Inc. Argentina

El reporte apunta contra ejecutivos y exejecutivos de la compañía que habrían extorsionado a las distribuidoras de los productos en Argentina. La filial local del gigante tecnológico también es investigada por la justicia estadounidense.

16-05-2022 16:02

Una investigación periodística reveló actos de corrupción de la multinacional Hewlett-Packard (HP) en su filial de Argentina.

La evidencia sobre la maniobra delictiva que involucra una multimillonaria suma en dólares apunta a directivos de la compañía a nivel local y surgió de una auditoría interna culminada en 2018. 

El foco de la investigación fueron los altos mandos de la compañía en Argentina que habrían "extorsionado" a varias filiales entre 2011 y 2017, y estimó que al menos cuatro ejecutivos y exejecutivos locales pidieron entre 3 y 9 millones de dólares para mantenerlas como distribuidoras oficiales de los productos del gigante de la tecnología en el país.

Asimismo, coincidió con el oficio iniciado por la Justicia de Estados Unidos y la Comisión de Valores de ese país contra HP Inc. por presunta corrupción, lavado de activos y extorsión en sus operaciones en Argentina.

Qué dice el informe sobre corrupción en la filial argentina de HP 

El reporte de 17 hojas sobre la auditoría interna de HP involucró un proceso de investigación de varios años al que accedió el diario La Nación. Del mismo participó el Equipo de Cumplimiento de los Estándares de Conducta Corporativa de la compañía (en inglés Sbcct), que contó con el asesoramiento externo del estudio jurídico Fernwick & West en noviembre de 2017.

Elaborado por expertos en investigaciones y ética a pedido de la cúpula del gigante tecnológico, el reporte confidencial confirmó delitos e irregularidades y recomendó despedir de inmediato a los involucrados. En tanto, la evidencia sobre actos de corrupción desliga tanto a funcionarios del gobierno kirchnerista de aquel entonces como también a Dinatech, una de sus distribuidoras locales.

La auditoría terminó con el reporte de mayo de 2018 revelado en las últimas horas fue enviado a la jefatura global de la compañía con sede en la ciudad estadounidense de Palo Alto, en el estado de California, y hasta el momento estuvo protegido por acuerdos de confidencialidad.

Liberarse de la corrupción no es nada fácil

Las conclusiones de la auditoría

El amplio equipo de investigación tardó siete meses en determinar que existe evidencia contra el accionar de dos ejecutivos, el gerente Sergio Vernier y la socia María Florencia Grande, que habrían exigido el pago de sobornos a Etertin y otras distribuidoras, y recomendaron sus despidos de forma inmediata. 

Por otro lado, los investigadores concluyeron que no hay indicios de que tanto el presidente de HP Argentina, Juan Manuel Blanco, como el gerente de ventas, Ernesto Blanco, estuvieran involucrados.

Entre los exejecutivos acusados de haber participado de la maniobra delictiva figura Gonzalo Giazitzian, desvinculado de la compañía en 2016, quien habría "manipulado" varios programas de HP para desviar entre 3 y 9 millones de dólares de la distribuidora Etertin en beneficio propio y de sus presuntos cómplices. Además, son acusados de haber ordenado represalias contra Etertin tras haber denunciado la presunta operatoria criminal.

Más aún, se conoció que el exgerente de HP, Javier Mazzeo, figuraba como destinatario en varios de los correos electrónicos de Giazitzian, sin embargo los investigadores aclararon que no pudieron avanzar más contra él desde el momento en que dejó la compañía. 

La dimensión internacional del caso

El caso sobre la filial argentina de HP conlleva otro dato importante que une ambos procesos de investigación, el interno de la compañía y el de la justicia estadounidense por presunta corrupción, lavado y extorsión de Hewlett Packard en la Argentina, iniciada en agosto de 2018.

Resulta que al menos tres de los señalados en el reporte también son investigados por el Departamento de Justicia y la Comisión de Valores de Estados Unidos.

Los apuntados son Giazitzian, Mazzeo y Venier, citados a declarar en enero de este año por una fiscal y agentes de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) en el marco de un viaje que realizaron a Buenos Aires. Ninguno de los tres se presentó ni respondieron a las preguntas de la prensa.

Sin embargo, la investigación oficial del gobierno estadounidense sigue su curso y tiene entre los focos de interés las "declaraciones juradas anticipadas de importación (DJAI)" implementadas por el kirchnerismo a principios de 2012.

Con respecto al procedimiento interno de la empresa, concluyó con la recomendación del despido de Venier y Grande, como también de mejorar los controles internos y los procedimientos para definir la distribución de negocios y beneficios entre las distribuidoras. También sugirió terminar el vínculo comercial con las distribuidoras Etertin e Intermarco ya que evaluó que participaron de la operatoria delictiva hasta que, por motivos a determinar, decidieron denunciarla.

Con Urribarri, ya son once los condenados K por corrupción

Los denunciantes

El caso comenzó a ser investigado cuando el titular de Etertin, Diego Verdejo, denunció la estructura de coimas establecida por los ejecutivos y exejecutivos de Hp Inc, algo que también fue planteado por el titular de Intermaco y exsocio de Etertin, Esteban Isorna.

Este último contribuyó con datos sobre la operatoria ilícita que lideraba Giazitzian, amplió el reporte, según consta en la investigación periodística que reveló la información. En tanto, en noviembre de 2020 Isorna se reunió con agentes del FBI en Miami a la que asistió también un fiscal del caso proveniente de Washington.

A medida que se avanzó con la investigación fueron surgiendo nuevas vertientes, entre ellas el vínculo entre Dinatech (a cargo de Eduardo Wassi), otra distribuidora local de HP, con el gobierno argentino por presuntos sobornos "para garantizarse contratos", algo que fue descartado por los especialistas que elaboraron el informe. 

En el mismo sostuvieron que "no encontraron documentos ni otras evidencias que indiquen que cualquier tipo de conducta inapropiada en relación con cualquier transacción que involucrara a Dinatech o que cualquier empleado de HP supiera o participara en sobornos vinculados a Dinatech". Sin embargo, la firma continúa bajo la lupa de la justicia estadounidense cuyo oficio sigue en pie.

cd / ds