Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
viernes 06 de diciembre de 2019 | Suscribite
COLUMNISTAS / Opinión
lunes 9 septiembre, 2019

Incertidumbres y Sacrificios

Las distintas concepciones sobre la distribución de la renta y la riqueza abre una grieta conflictiva con tamices variados caracterizada por la puja de intereses.

por Gretel Ledo

La economía y las elecciones. Foto: CEDOC.
lunes 9 septiembre, 2019

Todo pacto de compromiso requiere de un intercambio. Esa especie de moneda de pago traza un puente hacia el otro. Las entregas recíprocas se basan en la honestidad, la transparencia, el diálogo. Invalida el pacto, la estafa, el chantaje, el incumplimiento de una de las partes. Cuando los términos de intercambio son otros, cuando se modificaron las condiciones iniciales, el espíritu del pacto pierde su esencia. En ese punto estamos frente a una nueva condición de naturaleza contractual. Las partes tienen dos opciones: dar por finiquitado el contrato inicial por la desnaturalización de las condiciones pactadas o bien, renegociar los términos de intercambio.

Entre los factores que dieron inicio a la modificación del pacto se encuentra el carácter volitivo de las partes en tanto factor endógeno y, la mutación en las condiciones marco de referencia en tanto factor exógeno.

Hoy, Argentina identifica a la inflación como factor exógeno sinónimo de incertidumbres arrastrando consigo sacrificios inconexos y cruzados que ciertos sectores de la sociedad protagonizan pagando el precio y, otros tantos, flotan en la ausencia. Esa desconexión entre sacrificios presentes y sacrificios ausentes resquebraja la matriz de unidad simbólica y espiritual que requiere el pacto de compromiso para llevar a la convivencia pacífica y a la realización personal de los argentinos hacia su feliz destino.

Sentimientos encontrados: rencor y temor

Las distintas concepciones sobre la distribución de la renta y la riqueza abre una grieta conflictiva con tamices variados caracterizada por la puja de intereses. Gobierno, empresarios, asalariados, rentistas, lejos de actuar de manera adaptativa optan por dialogar sin dialogar. Este sinsentido se explica a partir de la búsqueda del beneficio personal eliminando toda posibilidad de convivencia en sociedad. Vendedores de trabajo, vendedores de bienes y servicios negocian y determinan sus precios en pos de la obtención del ciento por ciento del total de la renta nacional. No dar lugar a las concesiones implica elevación generalizada del nivel de precios.

El manejo de la política monetaria pareciese que llevara al alcance de efectos rápidos aunque sólo se aborden los síntomas. Las verdaderas causas de las tensiones inflacionistas seguirán en pie. La aceleración de la inflación da cuenta de un proceso estructural cuya manifestación es el carácter endémico del modelo económico ausente en crecimiento y desarrollo. Una línea de crecimiento ascendente y mantenida en el tiempo con una matriz productiva diversificada alejaría fantasmas inflacionarios.

Políticos sin política

El marco de incertidumbre que genera un proceso inflacionario afecta directamente los niveles de productividad de un país. La dificultad en controles y cálculos de rendimiento para los inversionistas quita previsibilidad alejando escenarios de radicación de capitales. Esto determina que la inversión se vea resentida e impide que proyectos de capital satisfagan criterios financieros aceptables. Como corolario final, el déficit recaerá en las inversiones a largo plazo por ser más sensibles a la incertidumbre e inestabilidad asociada a la inflación.

La recesión económica acuciante encuentra al Gobierno frente a la necesidad de un viraje forzado. Urge una política monetaria expansiva.

La demanda de inversión depende inversamente de la tasa de interés. A medida que se reduce la tasa de interés será mayor el número de proyectos que resulten rentables aumentando así la demanda de inversión. Resulta fundamental alcanzar un desplazamiento hacia la derecha de la curva de oferta monetaria con el consecuente aumento en la demanda de bienes y servicios por parte de empresas y familias. Este impulso monetario da cuenta del "efecto liquidez" aumentando la demanda agregada, el empleo y la producción. Al Estado le cabe la difícil tarea de estar presente para controlar un exacerbado aumento de los precios.

Controlar en este marco precios y salarios requiere necesariamente de un acuerdo sólido entre el Gobierno, sindicatos y empresarios. Incentivos para reducir la tasa de inflación penalizando a empresas que eleven precios de manera acelerada.

Aquí nuevamente la noción de sacrificios pero esta vez compartidos. Cada uno de los sectores de la sociedad, incluida la civil y política deben estar dispuestos a ceder, a negociar, a comprender la delicada situación por la que está atravesando la economía de nuestro país.

Pacto de compromiso. Intercambios. Sin especulaciones, con solidaridad porque más bienaventurado es dar que recibir (Hechos 20:35).


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4835

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.