sábado 13 de agosto de 2022
ECONOMIA El análisis de los lunes

Dólar, plazo fijo, ADR o bonos: 8 alternativas para invertir en un contexto de volatilidad

Los ruidos políticos y el desmadre financiero hicieron que los inversores huyeran al dólar, esto corrió los pronósticos de brecha a futuro. Incertidumbre a la vista.

11-07-2022 13:18

El gobierno viene emitiendo a destajo, hay un cambio de manos de los bonos en pesos. Estábamos en un círculo virtuoso en donde los ciudadanos compraban bonos y financiaban al Estado, y pasamos a una huida generalizada de los Fondos Comunes de Inversión. De esta forma los pesos huyeron a la caución bursátil y a comprar dólar bolsa.

El 8 de junio el dólar MEP valía $ 208,71, el precio era una ganga como lo decíamos en estas columnas. El 8 de julio, cerró en $ 286,20. Una suba del 37,1%.

El 8 de junio el dólar Contado Con Liquidación valía $ 210,31, el 8 de julio cerró en $ 300,89. Una suba del 43,1%.

La brecha se acentuó

La brecha del dólar MEP es del 126% y del Contado con Liquidación del 137,3%.

La inflación de junio, el primer dato el Indec con el que debutará Batakis

¿Está para vender?

De ninguna manera, en el pasado nos cansamos de decir que la brecha viajaba entre el 80% de piso y el 120% de techo, hoy lamentamos informales que vamos a buscar nuevos horizontes, es muy probable que la brecha suba a niveles del 150% o 160% en el corto plazo.

¿Por qué tanto?

La inflación del mes de julio podría ser de dos dígitos, por lo tanto, el gobierno tendría que apurar la devaluación del dólar oficial. Hoy el dólar oficial en el mercado de futuro cotiza a niveles de $ 181,35 en la posición diciembre. Hasta ahora esta posición siempre era ganadora para el Banco Central y perdedora para quien adquiría dólares. Consideremos que, a futuro, esto podría cambiar.

¿Compro futuros?

Por ahora no, sólo una porción muy baja en la posición julio y solo a modo de cobertura si tenés algún compromiso en dólares, colocarte en posiciones largas sería un error ya que hoy pagás altas tasas de interés. Por ejemplo, la posición dólar futuro diciembre de 2022 cotiza a $ 181,35 y el contado en $ 126,78, esto implica una tasa implícita del 90,3% anual. Hay que esperar para comprar dólar futuro.

¿Qué pasará con la tasa de interés?

El día jueves se conoce la inflación de junio, creemos que el Banco Central aprovechará para subir la tasa de interés. Debería subir, como mínimo, la tasa de plazo fijo del 53% al 54% y la tasa de política monetaria del 52% al 53% anual.

¿Y si en julio se dispara la inflación?

Vamos por parte, esperamos para junio una inflación del 5,3%, si en julio hay una inflación del 8,0% esto implicaría que pasamos a viajar a una inflación anual del 72,0% y si la inflación de julio es del 10% la inflación se dispararía al 75,1% anual.

Consultoras de mercado ya proyectan una inflación de casi 80%

¿Hasta dónde subiría la tasa?

 La tasa de plazo fijo debería subir a niveles del 60,0% anual. Esto implicaría que las tasas activas de los préstamos se espiralizaría a la suba, y esto dejaría a las pymes sin financiamiento y la economía podría sufrir muchísimo, afectando el empleo.

En la semana que termina vimos a bancos desesperados por darle préstamos a empresas

Los bancos rechazaron plazos fijos y salieron a prestar fondos, lo que sucede es que el Banco Central les dejó de tomar fondos con las leliq a tasas en el 52% anual, de esta forma presionaron a los bancos para que salgan a comprar títulos públicos, sin embargo, los bancos optaron por volcar la liquidez en préstamos a empresas a tasas por debajo del 52,0% anual. Es una buena señal para la economía, pero muy mala para el Estado, ya que los bancos prefieren perder dinero antes que prestarle al Estado.  

¿Cómo me puedo proteger? Las 8 posibilidades para cubrirte de la inflación

  • En primer lugar, comprando mercadería o insumos para tu negocio.
  • En segundo lugar, con un plazo fijo UVA, obligaciones negociables que ajustan por inflación o pagarés que ajustan por inflación avalados por una sociedad de garantía recíproca.
  • En tercer lugar, comprando cualquier tipo de billete dólar.
  • En cuarto lugar, bonos del Estado en dólares, pero cuidado que hay volatilidad.
  • En quinto lugar, acciones de empresas argentinas que están de regalo.
  • En sexto lugar bonos en pesos a tasa variable o plazo fijo a tasa variable.
  • En séptimo lugar un bono atado a la evolución del dólar linked, hay pagarés y obligaciones negociables atadas al dólar oficial, estos instrumentos ofician de cobertura contra la devaluación del dólar.
  • En octavo lugar, bonos en pesos atados a la evolución de la inflación (alta probabilidad de que en el algún momento los reperfilen).

Muy de corto plazo

Las empresas que tengan liquidez deben realizarse ellas mismas sus propios fondos comunes de inversión, comprando un mix de letras de descuento (lede), letras de descuento ajustadas por inflación (lecer), y caución bursátil. A mediano plazo la fiebre sigue alta, pero está bajando, un bono en pesos con vencimiento en el año 2023 rinde el 87,0% anual y un bono en pesos ajustado por inflación a similar plazo rinde inflación más 11,0% anual. El mercado descuenta una inflación del 77% a un año vista.

Tras los anuncios de Batakis, los mercados reaccionan con escepticismo

A qué recomiendo estar atento esta semana

El gobierno políticamente está en problemas y si no los resuelve la caja de resonancia será el mercado. Más ruido político implica suba de los dólares alternativos.

  • Esperamos el techo de los dólares alternativos en torno del 150% o 160% de brecha.
  • En la semana hay vencimientos de deuda de la Tesorería, cada vencimiento está asegurado y se renovará todo lo que esté por vencer. El problema es quién lo compra, si lo hacen privados o el propio Estado con emisión monetaria. El problema es que el Estado se financia a sí mismo vía emisión y eso nos genera cada mes más expectativas de inflación, suba de tasas, más brecha y, por ende, recesión.
  • El Relevamiento de Expectativa de Mercado del BCRA muestra menos crecimiento para 2022 y 2023, proyecta una suba del PBI del 3,1% para el año 2022 y 1,5% para el año 2023. Hay que destacar que, en el 2022, ya vimos una suba importante para el PBI del primer semestre, por lo tanto, lo que queda para los próximos 18 meses es una suba muy pequeña. Economía concentrándose y perdiendo márgenes de rentabilidad.
  • En cuanto a la inflación esperada por el mercado, para el año 2022 se espera el 76% de inflación y 64,6% para el año 2023. En nuestros Informes Privados te brindaremos información comparada de inflación esperada, tasa de interés, dólar mayorista y dólares alternativos del año 2022 y 2023. Pronósticos de mercado versus los propios.  
  • El jueves se conocerá la inflación de junio, estará en torno del 5,3% anual, esperamos una inflación mucho más alta en julio, todo dependerá de los anuncios que haga la ministra, a priori esperamos entre el 8% y 10%.
  • La tasa de interés podría subir 1% el jueves, no vemos una gran suba por delante. Seguimos recomendando los plazos fijos UVA, que muchos bancos están limitando y el Banco Central no interviene obligando a que tomen todo lo que el mercado le pida.
  • Para los que coloquen plata a corto plazo, Ledes con vencimiento al 29/7 rinden el equivalente al 72,2% anual, caución a 30 días el 35% anual y una lecer (letras ajustada por inflación) con vencimiento 16 de agosto 2022 rinde inflación más 1,3% anual. En lugar de comprar un Fondo Común de Inversión, podés ir a un agente de bolsa y armarte tu propio fondo de corto plazo. Hay más variantes en el Informe Privado.  
  • Sin que se resuelva la crisis política, el dólar no tiene techo, los problemas son más políticos que económicos, por ahora todas estrategias defensivas, la política no da señales de racionalidad a la vista.

* SDS, Asesor Económico y de Empresas