miércoles 12 de mayo de 2021
ECONOMIA Deuda
09-11-2020 21:30

Economía colocó deuda por US$ 750 millones para aliviar tensión cambiaria

Con esta operación busca darle salida a fondos de inversión que quedaron atrapados en pesos y presionaban sobre el valor del CCL.

09-11-2020 21:30

El ministerio de Economía canjeó este lunes una serie de bonos en pesos por dos títulos en dólares con vencimientos previstos para 2030 y 2035, por un monto total de US$ 750 millones, en una operación con el objetivo de descomprimir vencimientos de corto plazo, y darle salida a fondos de inversión extranjeros que quedaron atrapados con títulos pesos y así quitar presión sobre el precio del dólar Contado Con Liquidación. 

La cartera económica informó que se recibieron 370 ofertas, adjudicándose un total equivalente en pesos de $ 43.038 millones por conversión de US$ 500 millones de Bono AL30 y US$250 millones de Bono AL35.

“De este modo, además, durante el mes de diciembre se reducen las necesidades financieras en $ 22.610 millones y durante 2021 por $ 20.428 millones”, subrayó el comunicado del Palacio de Hacienda.

El Gobierno pedirá al FMI un programa de facilidades extendidas

También señaló que “como fuera anunciado el pasado 2 de noviembre, la política financiera para el cierre del año apunta a renovar la totalidad de los vencimientos de capital e intereses y obtener financiamiento neto de mercado por hasta un 10% respecto al total de vencimientos de dicho período. Cualquier incremento de financiamiento neto que supere ese umbral será destinado a reducir adicionalmente el nivel de asistencia del Banco Central.

Esta licitación se enmarca dentro del plan del ministro de Economía Martín Guzmán para bajar el valor del CCL, reducir la brecha cambiaria, y lograr una estabilidad por los próximos 60 a 90 días.  

En el mercado daban por descontado que los fondos Pimco y Templeton aprovecharían esta licitación para deshacerse de sus bonos en pesos, que fueron emitidos en 2018 y que resultaron afectados por el reperfilamiento impuesto el año pasado para los bonos en moneda nacional.

Federico Broggi, de Invertir en Bolsa, evaluó a Perfil que "el resultado fue muy bueno porque lo ofertado fue mucho mayor a lo que quería canjear el gobierno, y por otro, el tipo de cambio implícito que surge del canje no es mucho mayor a lo que es el tipo de cambio del mercado, con lo cual es una buena noticia porque no generaría presiones extras sobre el CCL".

Analistas: la batalla contra el dólar "no está ganada"

En sintonía, el financista Christian Buteler dijo que “no hubo mucha sorpresa, era lo esperable que tuviese mucha demanda y fuese exitosa la colocación”.

“El valor de dólar resultante terminó un poquito por arriba de lo que terminó cotizando en el mercado local, se sabía que iba a tener una demanda interesante y así fue", manifestó.

Buteler agregó que "ahora lo que veremos es que es lo que hacen esos inversores con esos US$750 millones en bonos que se llevaron, porque si pretenden venderlos rápidamente para hacerse de los dólares y salir van a ser muy castigadas las paridades de esos títulos”.

Por su parte, Nicolás Chiesa, de PPI, afirmó que “la licitación fue bastante exitosa, se canjeó la totalidad de lo que se buscaba que eran US$750 millones, ahora lo importante es seguir con un cronograma claro de cuándo vendrá la siguiente emisión para con eso ir quitándole volatilidad al mercado secundario”.

“Acá dolarizaron un buena porción del portafolio, sacaste participantes del mercado secundario pero sigue quedando bastante”, acotó.

Acuerdo con el FMI: prevén más presión fiscal y recorte de la emisión monetaria

Para Chiesa, el resultado de esta licitación era “clave” para continuar reduciendo la brecha porque “gran parte de la presión que había sobre el CCL venía del lado de los grandes fondos de afuera desarmando posiciones en pesos”.

Juan Paolicchi, de Empiria, remarcó que “Finanzas levantó los US$750 millones que buscaba del mercado para darle salida a los fondos offshore. La demanda de estos títulos fue casi 3,5 veces más de la que se ofrecía. Se evidencia el apetito de los inversores a estas paridades en pesos y dólares,  con un CCL atractivo”. 

El tipo de cambio CCL implícito que surge de la operación fue de $150, algo por encima del cierre del CCL actual. Esto, sin embargo, implica un aumento en el stock de deuda del sector público”, expresó vía twitter.

Por su parte, Guido Lorenzo, economista jefe de LCG coincidió que era el “resultado esperable, se logró adjudicar los US$750 millones holgadamente; cabe preguntarse si es sostenible cambiar deuda en pesos por deuda en dólares”.

“Sin dudas tiene impacto en la percepción de la solvencia de Argentina. Es una frazada corta, para bajar la brecha tenés que descuidar el riesgo país”, advirtió.

MF / DS

En esta Nota