26 nov 2020
ECONOMIA |Orgullo local
jueves 8 octubre, 2020

Federico Trucco, de Bioceres: "Queremos ser dos o tres veces la empresa que hoy somos en agroinsumos"

Bioceres logró la aprobación de su trigo tolerante a sequía, el primero en el mundo. Ahora buscan lograr las regulaciones internacionales para acceder a los mercados de destino y convertir en flujo de fondos el desarrollo.

La empresa de biotecnología como líder en I+D, que es punta de lanza para la economía del futuro. Foto: Enrique Abbate
jueves 8 octubre, 2020

Este jueves 8 de octubre es un día de alegría para Bioceres. Después de varios años de trabajar para conseguirlo, finalmente el gobierno aprobó el trigo HB4 tolerante a sequía. Pero ahora comienza otra etapa, la que implica los países compradores del trigo local -con Brasil a la cabeza por ser el mayor destino del cereal-, lo autoricen.

Bueno, esto pensando en sólo una parte del negocio que es el mercado de consumo, aunque queda la otra pata, no menos importante, que es la de los países en los que esta tecnología, que le confiere alta performance al cultivo trigo en condiciones de stress hídrico, puede hacer la diferencia para los productores. O sencillamente puede permitir cultivar el cereal.

"Si se quiere, la Argentina es un jugador preponderante en el mercado de la soja, donde tiene una participación cercana al 20% de la torta de ese cultivo, mientras que en trigo puede llegar a un 8% del mercado", explica en una charla con PERFIL Federico Trucco, CEO de Bioceres. "Sin embargo, es una picardía que otros países no accedan a esta tecnología donde la sequía es un flagelo", sostuvo.

Ese es el camino que transita a partir de hoy la compañía, con el objetivo de atender en primera instancia a los mercados más cercanos en términos regulatorios: "Estamos enfocados en lograr avances en Brasil, donde se cultivan entre 2 y 3 millones de hectáreas de trigo, Bolivia es un mercado importante para Argentina, además de hacer lo mismo en Paraguay y Uruguay", adelantó el CEO de Bioceres y recordó que buscan lograr también la aprobación en EEUU, un mercado referente en temas regulatorios. "Entendemos que tener la aprobación de la FDA es importante para dar una señal de tranquilidad adicional a la que venimos dando desde el sistema regulatorio local", aceptó. 

El trigo tolerante a sequía a punto de salir al campo

Al referirse a los otros mercados de producción en los que hay una oportunidad pero que les van a suponer un esfuerzo, están comenzando a expandir los beneficios del trigo HB4, Trucco señaló: "Estamos empezando a trabajar en Australia, Rusia, el Norte de África y los destinos del Sudeste asiático, a los que Argentina llega eventualmente con grano como mercado de oportunidad ya que en general suelen comprar a Rusia", dijo.

Por lo pronto, el año próximo Bioceres espera tener la semilla necesaria como para comenzar la comercialización local. "No creo que sea un gran volumen pero tendremos semilla para empezar la venta a mayor escala", admitió.

La buena noticia para Argentina es que Bioceres es una empresa local, nacida en 2001 en Rosario, en plena crisis y que hoy da un paso más avanzando en el terreno de la biotecnología. 

Para Federico Trucco, la aprobación que realizó hoy el Ministerio de Agricultura "implica poder dar vuelta una página a la que le dedicamos mucho tiempo y esfuerzo, en un proceso que no ha sido sencillo", explicó y recordó que "la próxima etapa es más internacional, intentando lograr aprobaciones similares en los países para los cuáles esta tecnología resulta relevante para la producción de trigo a nivel global". 

Pero la empresa no empezó hoy a trabajar en Brasil. Ya lo viene haciendo desde hace tiempo gracias a una alianza que mantiene con una asociaciones de productores brasileños. "Son múltiples voces distintas, pero sabemos que el ente regulador brasileño avanza el proceso y nosotros tenemos una alianza con una compañía local TMG (propiedad de productores) que han sido quienes nos representaron en este proceso ante el regulador y no tenemos nada que nos haga preocupar respecto de ese frente", detalló Trucco.

Además recordó que "el productor brasileño es ávido por la tecnología y creemos que le gustaría disponer de estas variedades para hacer producción local", dijo.

Para el CEO de Bioceres, el mayor trabajo tendrán que hacerlo con los industriales, mostrando los beneficios ambientales que tiene esta tecnología. "La cadena industrial que procesa el grano y la que llega al consumidor es quizás donde tenemos que hacer más trabajo ", para desacoplarla del mito de los transgénicos anteriores que tienen que ver más con el uso de los productos químicos asociados y no con la sustentabilidad ambiental como en este caso", recordó.

El caso es que este trigo transgénico incorpora un gen del girasol que le confiere tolerancia a situaciones de stress hídrico, lo que implica la resiliencia frente a la sequía y el aprovechamiento del agua.  

Bioceres recibió la aprobación de su tecnología HB4 de trigo tolerante a sequía, el primer evento transgénico para este cultivo.

Entre otras cosas, Trucco acepta que "la palabra transgénico está estigmatizada. La gente lo asocia con el glifosato o con alguna resistencia a herbicidas en particular o productos de protección contra insectos, y eso ha tenido un recorrido que ante el consumidor genera algunas dudas", aceptó e indicó que eso puede generar algún temor. "Nosotros no somos insensibles a este temor. No queremos trabajar desde un punto sólo científico, sino fundamentalmente desde el punto de vista emocional, desde como el consumidor percibe que con su decisión de compra cuida o no al medio ambiente o afecta su propia salud", analizó.

Y aunque este tipo de transgénico se alinea con el cambio climático y la posibilidad de producir con limitantes hídricas, Trucco acepta que  "es la primera vez que hay algo como esto arriba de la mesa y eso genera dudas. Como compañía de tecnología nuestro rol es provocar este tipo de debates y proponer cosas que nos sacan de la forma de confort. Lo tomamos como parte de nuestro propósito y queremos hacerlo con responsabilidad, sin ser insensibles o prepotentes en ese sentido", agregó.

Si bien la noticia de la aprobación del evento sucedió en lo que se conoce como el "after market", Trucco reconoció que la acción tuvo un alza importante en algún momento, pero obviamente ha sido una noticia positiva para nuestra acción", indicó. Y recordó que es muy importante cotizar en Wall Street y hoy les representa uno de los mayores activos de la marca.

En los próximos pasos de la empresa, Trucco reconoce que es momento de los hechos, de hacer realidad HB4. "Puede llevarnos dos a tres años el proceso", dijo y reconoció que también deberán convertir en realidad a HB4 en los flujos de fondo de la empresa "para ser entre dos y tres veces la empresa que hoy somos en el mundo de los agroinsumos", dijo. 

 

"Hoy vendemos 174 millones de dólares/año en términos anualizados. Nuestra aspiración es poder tener 2 o 3 veces ese volumen de ventas en los próximos años, a medida que HB4 se va tornando en realidad". 

 

Lo que viene también implica un cambio de cabeza en los negocios tradicionales. "Nos gustaría invertir en nuevas empresas y crear un ecosistema alrededor del conocimiento en ciencias de la vida", reconoció Trucco, uno de los impulsores de este modelo de negocio abierto en el que no gana sólo una empresa. Finalmente, el desarrollo del trigo HB4 surgió a partir de un trabajo conjunto del Conicet y la Universidad del Litoral, con la Dra. Raquel Chan liderando el descubrimiento, y donde luego se sumó Trigall Genetics, un joint-venture entre Bioceres y Florimond Desprez de Francia, para avanzar con los cultivares.

"Creemos que todavía hay mucho por hacer y nos gustaría ser protagonistas de esa construcción de una manera colaborativa, con una arquitectura abierta, en donde el objetivo es llegar rápido y no ser uno el dueño de todo. Y para eso hay que compartir, entender al otro", aseguró. Porque al final del día, eso también genera una propuesta que desde lo cultural es atractiva. Y en eso basa su éxito futuro esta empresa de corazón rosarino y espíritu emprendedor.  

 

Hechos destacables para entender más de Bioceres y el trigo HB4

- Bioceres nace en un momento de crisis de Argentina en diciembre de 2001, fundada por productores con afinidad con la biotencología y está convencido de que el sistema científico nacional puede lograr desarrollos atractivos pero que necesita vincularse con el mundo empresarial con experiencia superadoras,

- Hoy Bioceres tiene más de 360 accionistas, con una serie de inversiones, en especial en el mundo de la biotecnología agrícola. 

- Tiene una subisidiaria que está en la Bolsa de Nueva York y es la única empresa de tecnología agrícola de America Latina que logra cotizar en el mercado americano, y que posiblemente sea el principal activo de la firma y es la acción a la que se hace referencia más arriba. 

- Tiene la marca Rizobacter que adquirió en 2016 y opera en 31 países. Negocio con crecimiento agresivo y atractivo.

 - Tiene una serie de otras inversiones muy significativas como la utilización de materias primas, el uso de residuos agropecuarios para producir bioplástico; poder trabajar en el mundo de la proteína alternativa. 


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5191

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.