lunes 04 de julio de 2022
INTERNACIONAL Cepa Ómicron

Brasil bate nuevo récord de covid: más de 286 mil casos en 24 horas

Es un error suponer que con la vacuna se evitan los contagios y que ya no se necesitan los mismos cuidados con la variente Ómicron. Lo cierto es que el número de infecciones entre profesionales de la salud en Brasil llegan a 87,3%, además de los ciudadanos y pérdidas humanas.

04-02-2022 14:42

Un nuevo  récord de contagios desde el inicio de la pandemia, no causó conmoción alguna en Brasil.  Este jueves 3 de febrero 286.050 brasileños amanecieron con síntomas de Covid-19 y casi mil personas perdieron la vida en apenas 24 horas. Las cifras no dejan de ser alucinantes: el nivel de muertes por causa del coronavirus aumentó 570% las dos últimas semanas de enero. Nada permite predecir que esta nueva ola comenzará a declinar en breve; en todo caso, recién a mediados de marzo se llegaría a una suerte de estabilización.

Es lo que indicó la epidemióloga Ethel Maciel, de la Universidad Federal de Espírito Santo. Para ella la secuencia tiene su lógica: “Primero aumentan las infecciones, después las internaciones y finalmente los decesos; y estos son el resultado de las contaminaciones ocurridas a fines del año pasado”. Entre tanto, un hecho se está tornando crítico una vez más: desde  inicios de esta semana, 13 estados provinciales de Brasil  y su capital Brasilia reviven la crisis de falta de camas en las unidades de terapia intensiva, al alcanzar más de 80% de ocupación de lechos. La información proviene de una fuente muy calificada, el Instituto Fiocruz de Río de Janeiro.

El nivel de muertes por causa del coronavirus aumentó 570% las dos últimas semanas de enero

Un dossier elaborado por ese organismo científico indicó que 30% de las muertes por Covid correspondió al grupo de personas que no había recibido vacunas o sólo estaba parcialmente inmunizado. Pero otro 66% atañe a fallecimientos por comorbilidad grave. Lo cierto es que el panorama epidémico actual indica una situación peor aún que la registrada  a mediados de junio de 2021, en medio de aquella temible tercera ola. Es cierto que los decesos llegaron en aquella época a los 4 mil por día. Y según los especialistas, probablemente no se alcance ese nivel. El presidente de la Asociación Médica Brasileña, César Fernandes, dio precisiones: “Aun cuando la variante Ómicron sea menos agresiva, el aumento explosivo de los casos lleva a un crecimiento de las muertes”. Por eso, recomendó no subestimar esa variante.

En esta semana, la Organización Mundial de la Salud indicó su percepción del fenómeno de descuido al que ha llevado esa visión de que Ómicron no es tan grave. “Estamos preocupados con ese narrativa que se ha consolidado en algunos países y que, por causa de la vacuna y menor gravedad del Ómicron, la prevención ya no es necesaria. Nada podría estar más lejos de la verdad” declaró Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS.

Aun cuando la variante Ómicron sea menos agresiva, el aumento explosivo de los casos lleva a un crecimiento de las muertes”, dijo el presidente de la Asociación Médica Brasileña, César Fernandes

Lo cierto es que, según presumen los científicos, “con récords que se superan día a día, la expectativa es que la estabilización ocurra en un nivel muy superior al observado en la primera y segunda ola de la pandemia”. En síntesis, esta cepa actual que avanza aceleradamente, el número de casos superó ampliamente al de las otras fases de la dolencia. Así lo confirmó Wallace Casaca, coordinador de la plataforma de San Pablo Covid-19, creada por investigadores de la Universidad de San Pablo (USP). “En vista del elevado ritmo de contagio, probablemente debemos alcanzar en breve la triste marca de 1.000 muertes diarias”. A esto debe sumarse otro cómputo: el número de infecciones entre profesionales de la salud llega a 87,3% del plantel de médicos brasileños.

En ese contexto, avanzó en forma significativa la vacunación de los brasileños: 166 millones de personas recibieron por lo menos una dosis. Y 150,6 millones tuvieron las dos dosis aplicadas. Muy tardíamente, los niños brasileños mayores de 5 años y menores de 11 pudieron comenzaron a ser vacunados. Hoy 11,98% de esa franja poblacional está  parcialmente inmunizada.

*Autora de Brasil 7 días. Desde San Pablo, Brasil. 

 

En esta Nota