INTERNACIONAL
BÉLGICA

"Un gesto": la belga que degolló a sus hijos murió por eutanasia en el aniversario del crimen

Geneviève Lhermitte tomó la decisión para "terminar con el sufrimiento psicológico" tras el brutal asesinato que conmocionó al mundo y que avivó el debate sobre la salud mental en 2007.

Geneviève Lhermitte 20230302
Geneviève Lhermitte, la mujer que fue condenada a cadena perpetua por haber asesinado a sus cinco hijos en Bélgica. | Twitter @ladh AFP

Una mujer oriunda de Bélgica murió por eutanasia luego de haber cumplido una condena a cadena perpetua por haber asesinado a sus cinco hijos en 2007. En aquel entonces, el brutal asesinato conmocionó al mundo y avivó el debate por la salud mental.

Se trata de Geneviève Lhermitte de 56 años, quien se encontraba internada en una institución psiquiátrica desde 2019. En las últimas semanas, la mujer decidió terminar con el "sufrimiento psicológico sin esperanzas" que padecía a través de la eutanasia. Así lo confirmó su abogado, quien además detalló que la práctica fue realizada simbólicamente el mismo día en que se cumplieron dieciséis años de los asesinatos.

La cantante Françoise Hardy pide la "asistencia para morir" en Francia

Lhermitte era una ama de casa sin antecedentes penales que asesinó a sus hijos en 2007 mientras su marido se encontraba fuera del país. Tras un fallido intento de suicidio fue hallada culpable y condenada a prisión perpetua. El caso horrorizó a la sociedad belga y visibilizó los trastornos de salud mental y las consecuencias que pueden acarrear al no ser tratados a tiempo. 

Geneviève Lhermitte 20230302
El crimen, que fue llevado al cine en 2012, conmocionó profundamente a Bélgica y al mundo, así como el proceso penal en 2008.

El caso

El 28 de febrero de 2007 Genevieve Lhermitte, de 40 años, tomó un cuchillo de cocina en la casa familiar en la ciudad de Nivelles, en el sur de Bélgica, y degolló a su hijo y sus cuatro hijas de entre 3 y 14 años mientras su esposo visitaba a su familia en Marruecos. 

Según la investigación, la pareja había estado experimentando problemas maritales y estaba en proceso de separación. El trágico día, se se había sola con sus hijos y se habría sentido abrumada por "sentimientos de desesperanza y desesperación". Luego de los asesinatos, Genevieve intentó acabar con su propia vida apuñalándose, pero el intento de suicidio fracasó y acabó llamando a los servicios de emergencia y haciendo una confesión ante la Policía.

"El fantasma de Heilbronn": la historia de la asesina serial que cometió 40 crímenes y avergonzó a la policía

Lo que siguió fue un arduo juicio. La defensa de la mujer alegó su desequilibrio mental para evitar la cárcel. Sin embargo, los 12 jurados consideraron que había actuado "con toda conciencia" y de manera premeditada, por lo que fue declarada culpable de los infanticidios y sentenciada a cadena perpetua en 2008.

Dos años después, Lhermitte presentó una demanda civil contra su expsiquiatra reclamando hasta tres millones de euros en daños y perjuicios por su "inacción" ante una "tragedia previsible". Sin embargo, terminó abandonando esa batalla legal que duró diez años, sin ganar.

Geneviève Lhermitte 20230302
La familia de Genevieve Lhermitte.

"Un gesto simbólico"

En 2019, Genevieve obtuvo la libertad condicional para ser internada en un hospital psiquiátrico. Allí permaneció hasta el pasado 28 de febrero en el que finalmente murió por una eutanasia. "Es este el procedimiento que siguió la señora Lhermitte, con las diversas opiniones médicas que se recopilaron', dijo su abogado, Nicolas Cohen, quien confirmó la noticia.

Según la psicóloga Amilie Maroit, entrevistada el jueves por el canal RTL-TVI, Lhermitte eligió morir el 28 de febrero en un "gesto simbólico frente a sus hijos". "También puede ser para ella el hecho de terminar lo que empezó, porque originalmente quería acabar con su vida" cuando asesinó a sus hijos, añadió Maroit.

El debate por la salud mental y la eutanasia en Bélgica

Más allá del horror que suscitaron los infanticidios, el caso de Geneviève Lhermitte es un trágico ejemplo de cómo una enfermedad mental no tratada y un estrés abrumador pueden tener consecuencias trágicas. Por este motivo, provocó un debate nacional en Bélgica sobre el tratamiento de las enfermedades mentales y ayudó a visibilizar la importancia de brindar apoyo y recursos para la lucha contra las enfermedades de salud mental.

Salud mental: cuál es la importancia del apoyo emocional en los niños con cáncer

En Bélgica una ley de 2002 autoriza la realización de eutanasia para acabar con el sufrimiento ya sea psicológico o físico, en casos en que la patología es "constante, insoportable e incurable". El paciente en cuestión, debe estar consciente al momento de su solicitud, y también debe poder expresarla de manera "reflexiva y reiterada", al tiempo que su situación médica deberá ser considerada "sin salida", para que la ley sea aplicable.- Un gesto simbólico -

En 2022 se realizaron 2.966 eutanasias en Bélgica, un aumento del 9,85% en comparación con 2021, según la Comisión Federal de Control y Evaluación local. Diversos tipos de cáncer han sido la principal razón mencionada en esos casos. La Comisión señaló también que casi en tres de cada cuatro pedidos el paciente alegaba sufrimiento tanto físico como psicológico.

cd / ds