martes 09 de agosto de 2022
POLITICA Entrevista

Santiago Cafiero: "Los líderes europeos toman a Alberto Fernández como un portavoz de lo que vive Latinoamérica"

El canciller Santiago Cafiero hace un balance de la gira presidencial. Bilaterales y el vínculo con el mundo.

03-11-2021 16:59

“La voz de la Argentina se escuchó”, repite una y otra vez Santiago Cafiero. Con esa frase busca graficar lo que para el gobierno de Alberto Fernández fue el resultado de la gira por Europa. Tiene que ver con la incorporación de los reclamos de nuestro país en el G20 pero también en las repercusiones del discurso presidencial en la Convención sobre la Cumbre Climática. Una gira que tendrá su cierre recién el viernes cuando el jefe de Estado mantenga una videoconferencia con su par ruso, Vladimir Putin. 

“La evaluación de la gira es muy satisfactoria, la voz de la Argentina se escuchó en los comunicados y eso es importante. Cosas que la Argentina venía planteando hace tiempo en diferentes ámbitos y foros internacionales y de negociaciones, terminaron siendo parte del documento final del G20, dos temas puntuales que la Argentina venía planteando: el fondo de resiliencia y las sobretasas. Que eso haya estado en el documento final del G20 naturalmente habla de que la Argentina tiene una voz que no sólo expresa el caso argentino sino también el de los países de renta media que están en una situación similar”, es la primera reflexión que hace el canciller Santiago Cafiero después de 13 horas de vuelo mientras la comitiva presidencial atraviesa Uruguay y está a una hora de aterrizar en Buenos Aires tras la gira por Europa.

Cafiero explica que la posición argentina ante el mundo tiene que ver con “la necesidad que hay de que haya un cambio en la arquitectura financiera, atendiendo a la salida de la pandemia. Afloró otro tipo de problemáticas y es un mundo que se empieza a relacionar de un modo distinto, y que precisa instrumentos diferentes”.

G20: Jorge Lanata arremetió contra Alberto Fernández

Las reuniones bilaterales de Alberto Fernández en Europa

Además, ante PERFIL y otros medios que cubrieron la actividad presidencial, el ministro de Relaciones Exteriores resalta las reuniones bilaterales que Alberto Fernández mantuvo en la Cumbre del G-20 y en la Convención de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático. “Las bilaterales fueron de gran importancia, sobre todo relacionadas al vínculo que quiere tener Argentina con Europa. Con Merkel fue un encuentro muy emotivo porque se está despidiendo y hasta incluso presentó a su sucesor en la misma reunión, habla a las claras de una política de continuidad en la relación que el Presidente ha construido con Ángela Merkel, de la relación entre Argentina y Alemania, es algo potente e importante”, dice el Funcionario.

Y agrega: “Por otro lado el Presidente viene mostrando muy buena sintonía con Emmanuel Macron, con Pedro Sánchez, dos líderes europeos que entienden los desafíos que está transitando la Argentina y miran también a los mercados emergentes,  a las economías similares a la de Argentina, a través de las vivencias y de los ojos de los argentinos, lo toman al presidente como un portavoz de muchas cuestiones latinoamericanas y lo consultan y tienen las referencias que el presidente les va indicando, confían en su palabras y en su diagnóstico, y eso es importante”, dice. En este contexto explica que el Presidente de Francia haya consultado sobre las situaciones de violencia y denuncias que atraviesan Nicaragua y Venezuela.

Sobre los argumentos de Fernández para pelear contra el cambio climático, Cafiero detalló que “Fernández plantea a su vez la necesidad de que exista un financiamiento concreto de parte de los organismos, de las economías más poderosas que acompañen esa transición energética, productiva, porque si no se va a volver a reproducir esta inequidad en el mundo. El Presidente así lo señaló y muchos países de renta media fueron  a hablar con nuestro presidente luego para decirle que esa era la posición adecuada, que ellos suscribían esta posición en esta discusión que está básicamente relacionada con que la responsabilidad en esta crisis climática es desigual, porque los países desarrollados han tenido mucho más que ver que los países en desarrollo con esta crisis climática y entonces tenemos que lograr que la salida sea más equitativa, que no sean ellos los que terminan poniendo los marcos normativos, la tecnología, y los países como los nuestros terminan siendo los que tienen que adquirir esa tecnología para acceder a esos mercados casi como utilizando nuevas barreras fitosanitarias y ahora barreras desde el punto de vista de la huella de carbón, ambientales; que no sirvan tampoco como barreas para el comercio argentino o de  los mercados emergentes”

COP26: una cumbre ante el desafío de las promesas incumplidas

La palabra del canciller Santiago Cafiero

¿Qué países se acercaron a apoyar la posición argentina?
—Perú, Colombia, Panamá, Ecuador. Muchos que entre los que tenían delegaciones y los que estaban sus presidentes fueron acercándose, e incluso la directora de la OMC planteó que había sido un discurso muy adecuado. Brasil también tiene la misma posición, está planteando la necesidad del financiamiento para la transición.

¿Cuál es hoy el vínculo con Brasil?
—Uno de los desafíos que me puso el presidente apenas asumí fue el de re vincularnos con los tres países del bloque, naturalmente con Brasil, y por eso fue el primer viaje que hicimos para empezar una re vinculación que baje las tensiones obvias y visibles y eso se fue logrando. Es cierto que no hubo una reunión bilateral con el presidente de Brasil pero sí un saludo que fue de los primeros del presidente, fue con Bolsonaro, y ahí conversaron amistosamente, cálidamente, y quedó proyectada la cumbre del Mercosur en diciembre. Alberto Fernández se comprometió a participar en forma presencial en la reunión del Mercosur en diciembre.           

¿Sería la primera reunión bilateral con Jair Bolsonaro?
—Se conocieron en este foro, en el G-20, tuvieron su primer apretón de manos y fue gentil ese intercambio. Y tenemos pendiente  ahora la reunión del MERCOSUR que va a ser el 17 de diciembre. Argentina tiene que cuidar el MERCOSUR, Brasil tiene que cuidar el MERCOSUR, si a la Argentina la va bien es porque a Brasil también le está yendo bien, independientemente de las dirigencias políticas esto fue así siempre. Eso lo vamos a cuidar y Brasil también es consciente, por eso es que la relación con Itamaraty es algo que se ha recompuesto, lo mismo con Uruguay y lo mismo con Paraguay.

¿El Gobierno que en diciembre el  board del FMI va a tratar el tema de los sobrecargos?
—No tenemos fechas, pero sí pensamos que los pasos que uno tiene que ir dando se fueron dando, que son generar un entendimiento mayoritario de que es lo que está sucediendo. Las reuniones de alto nivel del FMI o de los distintos organismos multilaterales de crédito son circunstancias en las que se permite la posibilidad de que hagan esos cambios de arquitectura, no tenemos fecha pero Argentina seguirá insistiendo en su posición. Argentina plantea dos cuestiones, la cuestión de resolver su problema de deuda externa por un lado pero a su vez aprovecha este tipo de foros para hablar de una cuestión sistémica; lo que el Presidente reclama es la modificación de una cuestión sistémica,  no solo para la Argentina y por eso es que recoge apoyos.

¿Qué se habló con Joe Biden cuando se cruzaron en las cumbres?
—Fueron saludos cálidos, solamente eso. Obviamente para la Argentina siempre es importante tener una relación madura con Estados Unidos; nosotros tenemos por ejemplo, el tercer sector exportador que es la economía del conocimiento y uno de los destinos de esas exportaciones es Estados Unidos con lo cual es un mercado importante para cuidar y la Argentina tiene mucho para avanzar. Tenemos que tener relaciones maduras, inteligentes, defendiendo la soberanía nacional, y apoyada y apalancada en las capacidades que tiene la Argentina, capacidades en términos productivos, científicos tecnológicos y ese es el desafío para avanzar, el desafío que se plantea el presidente en cuanto a las relaciones  internacionales y comerciales.

¿No se habló del posible viaje de Alberto a Estados Unidos?
—Todavía no. Con China se quedó en conversar sobre las posibilidades del viaje del presidente a China, a partir del 50 aniversario;  por la pandemia no tenemos una fecha específica pero sí acentuar todo el comercio que tenemos con ellos y continuar con los distintos institutos que tenemos; tenemos una comisión de tratamiento binacional respecto a temas comerciales y uno de los puntos fue que esa comisión vuelva a trabajar rápidamente y quizás haya una misión previa de esa comisión antes de que se haga la visita del Presidente.