POLITICA
Elecciones 2023

Mauricio Macri presiona a Jorge Macri y Diego Santilli, pero ellos marcan la cancha antes de definirse

El expresidente quiere que respalden a Javier Milei como buena parte del PRO. El excandidato a gobernador bonaerense lo haría a fines de esta semana, pero el jefe de Gobierno porteño electo esperaría al cierre de campaña. Las consecuencias que afrontan.

Diego Satilli y Jorge Macri
Diego Satilli y Jorge Macri | Cedoc Perfil

Fiel a su estilo, Mauricio Macri demanda definiciones urgentes dentro del PRO. Por sí o por no. Hizo saber a quienes lo escucharon por estos días que no apoyar su decisión de ir con Javier Milei significa estar en la vereda de enfrente.

"No me vengan con estupideces. Es blanco o negro. No existe el neutral". Esa frase llegó a oídos de dirigentes del PRO en todo el país. Algunos, como Cristian Ritondo se apuraron para quedar de su lado. A partir de la llamada "Cumbre de Acassuso" que selló el acuerdo con Milei, el expresidente confía en aislar a los díscolos para demostrar que sigue siendo el jefe. Esa lista incluye a Horacio Rodríguez Larreta y todos los que tomaron esa postura, como María Eugenia Vidal.

Daniel Angelici se distanció de Macri y dijo que no votará a Milei

Pero más allá de la obsesión de Macri para destruir a un Larreta que lo enfrentó, las miradas apuntan a dos figuras importantes. El primero es su primo, Jorge Macri, jefe de gobierno electo y quien tendrá un rol clave con poder a partir del 10 de diciembre cuando asuma como jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. El otro es Diego Santilli, por su representación territorial bonaerense y por haber sido el socio de Larreta durante décadas. Quienes rodean al ex candidato a gobernador aseguran que, cuando Santilli llegó a Acassuso (a la casa de Macri donde se selló el acuerdo con Milei), no sabía que estaría el libertario. "Mauricio lo convocó y se lo ocultó para que no levante la perdiz", afirman.

En la Ciudad de Buenos Aires, el Macri jefe de gobierno decidirá con sus tiempos. Todas las fichas marcan que apoyará a Milei, aunque la postura pueda ser "anti Massa" para no quedar pegado a La Libertad Avanza. No habrá una definición durante los próximos días, sino que esperará hasta el filo del cierre de la campaña.

Pero el exintendente de Vicente López suma presiones. A la exigencia de Mauricio, se le agrega que su equipo está formado por dirigentes diversos entre el PRO, la Unión Cívica Radical y hasta socialistas.

Jorge y Mauricio Macri
Jorge y Mauricio Macri.

"Está esperando a ver como decanta y como termina la pelea entre (Martín) Lousteau y (Emiliano) Yacobitti con Mauricio", señalaron sus laderos. Antes de llamarse al silencio para analizar el escenario que se abrió por la decisión unilateral de su primo, Jorge Macri fue cauto: "Dentro de nuestra coalición hay muchas posturas individuales (...) No digo a quien voto porque si lo digo de alguna manera estoy comprometiendo a mi fuerza. Patricia aclaró que no habló en nombre del PRO".

Santilli, por su parte, también marcó los tiempos. A sabiendas de la presión que ejerce Macri, comenzó una rueda de consultas con dirigentes que le responden. No quiere apurarse como hicieron tanto Ritondo como Néstor Grindetti.

Carlos Maslatón: “La relación entre Macri y Milei va a durar tres semanas”

Sin la presión de ejercer un cargo ejecutivo el 10 de diciembre, es muy probable que el "colo" termine apoyando a Milei sin hacer nombres propios. "La Argentina necesita un cambio", será parte de su discurso oficial cuando considere que es el momento justo para dar su mirada. Si bien no jugará a fondo, evitará la neutralidad que manifestó de entrada Rodríguez Larreta.

Quienes lo rodean en la provincia de Buenos Aires reconocieron a PERFIL que "no se trata de una respuesta orgánica". "Lo que pasó el lunes fue un mamarracho y ahora cada uno hará lo que quiera", grafican.

Quedar de un lado o del otro es crucial para pensar 2024. Juntos por el Cambio se partió. El PRO puede ir camino a lo mismo. Todos están viendo qué hacer ahora. La emboscada de Acassuso generó un impacto demasiado grande.

 

RI/ff