sábado 04 de febrero de 2023
POLITICA Diputados

Si el kirchnerismo y Juntos por el Cambio no acuerdan esto va camino al desastre

Es fundamental que se destrabe la situación dentro del Congreso de la Nación para enfrentar la pospandemia.

02-09-2020 10:54

El oficialismo y Juntos por el Cambio deben llegar a un acuerdo para sesionar dentro de la Cámara de Diputados. De manera urgente. Caso contrario esto va camino al desastre. Aunque no quieran hacerlo, deben convivir. Desde cada espacio aseguran tener razón. Elisa Carrió se animó a decir que Sergio Massa era un "golpista". Se observaron, en los hechos, dos sesiones. Una presencial y otra virtual. El reglamento quedó pisoteado por todos lados. Pero más allá de los argumentos de cada uno (virtual o presencial, artículos e incisos por doquier), que llegan a niveles insólitos como lo que señaló la titular de la Coalición Cívica, existe la imperiosa necesidad de llegar a un mínimo acuerdo para que el Poder Legislativo funcione. 

El sector turístico está en una crisis terminal. El proyecto aprobado esta madrugada es clave para que sueñen con la supervivencia. Sin embargo, la sesión se judicializará y nadie conoce el desenlace. Aguardan para debatirse, más allá de la polémica iniciativa de la Reforma Judicial, el Presupuesto 2021 y el impuesto a los grandes patrimonios. El primero de ellos es clave para la agenda de la pospandemia. El ciudadano que todos los días piensa como sobrevivir a esta crisis necesita ver en la clase política una dirigencia que esté enfocada en ayudar de la mejor manera posible. Porque, seamos claros, fácil es discutir sin resolver cuando el salario está garantizado del 1 al 7. Un salario que muy poca gente tiene en la Argentina.

Sin un acuerdo al respecto la situación será aún más delicada. La crisis social y los brutales niveles de pobreza e indigencia no están para estas internas. No es momento. Si la política no es capaz de brindar soluciones estamos ante un gravísimo problema. Los sectores extremistas que quieren convencer a las mayorías que la solución es patear el tablero porque "los políticos no sirven para nada", tendrán cada vez más adeptos. Sobre todo cuando suceden hechos bizarros y lamentables como el que vimos todos ayer. Todavía están a tiempo de frenar esta locura.

RI/FeL