viernes 27 de enero de 2023
ECONOMIA Anuario 2022

Los momentos clave del dólar blue en 2022: subas y bajas con fuerte volatilidad

En un año marcado por la renuncia de dos ministros de Economía, la divisa informal volvió a marcar nuevos récords y finaliza con una clara tendencia al alza.

30-12-2022 12:56

El lunes 3 de enero del 2022, primer día hábil del año, el dólar blue retrocedía dos pesos con respecto al último viernes de 2021 y cotizaba a $ 206 para la venta. No obstante, en ese entonces, la divisa paralela sólo se encontraba $ 4 por debajo de su precio récord de $ 210.  

Actualmente, tiene un valor de $350, lo que representa una variación en el precio de 69,9%. Pese al gran salto que tuvo en el año, el billete extranjero se ubicó por debajo de la inflación. 

El que apuesta al dólar pierde: ¿qué pasó en 2022 con este razonamiento?

Guzmán y el acuerdo con el FMI 

Durante los primeros días del mes, el blue se mostraba relativamente estable con una oscilación que rondaba el 1 por ciento. Sin embargo, el martes 18 alcanzaba los $211, un nuevo récord nominal. En las jornadas siguientes, la moneda estadounidense mantuvo su tendencia alcista, al punto que el jueves 27 tocó su máximo en el mes y, un nuevo récord, al cotizar a $ 222,50. 

Cabe recordar que, en ese entonces, el ahora ex ministro Guzmán, al lado del presidente Alberto Fernández, declaraba que" lo que pide el FMI es diferente de lo que hemos presentado, y la diferencia entre lo que plantea el Fondo y lo que planteamos desde el gobierno argentino consiste en diferenciar un programa que con alta probabilidad detendría el crecimiento, y que es esencialmente un programa de ajuste real, versus un programa que le dé continuidad a este proceso de recuperación fuerte que estamos viviendo”. Esto provocó gran nerviosismo en los mercados que veían en el horizonte un posible default.  

El anuncio de acuerdo con el ente internacional, ese mismo jueves por la tarde, traería calma que los mismos mercados reflejarían. El viernes 28 de enero, el blue retrocedería $ 10 y terminaría la semana en $ 212, 50.  

Meses planchados 

Desde principios de febrero hasta finales de abril, el blue comenzó una seguidilla de jornadas con cierta estabilidad e incluso con una leve tendencia a la baja. Dicha tendencia se iría acentuando aún más después del 18 de febrero, cuando el paralelo cerró a $ 211. El viernes 4 de marzo, la divisa finalizaba el día con un blue que se vendía a $ 201, pero que estaba a $ 197 para la compra. 

Igualmente, hubo que esperar hasta el lunes 4 de abril para tener la primera pizarra en el año con un dólar blue por debajo de los $ 200. Esa rueda terminó con el informal a $ 195 comprador y $ 199 vendedor. Esta situación solo duró hasta el 21 de ese mes y nunca más se repitió.  

En los dos meses siguientes, mayo y junio, la divisa aumentó $5 y $ 32, respectivamente.  

2023, un año difícil

Renuncia de Guzmán y dólar récord 

El domingo 3 de julio, la economía argentina recibía un fuerte golpe cuando Martin Guzmán anunciaba su renuncia al frente del ministerio de Economía. Al día siguiente, el blue pasaba de los $ 239 vendedor a $ 260. La asunción de Silvina Batakis tampoco tranquilizó a los mercados y el 19 de julio, la divisa estadounidense alcanzaba los $ 300 por primera vez en su historia.  

En un contexto de gran confusión política y económica, el Blue tocaba su máximo histórico el viernes 22 de julio de $ 338 para la venta. Sin embargo, la situación estaba lejos de llegar a su fin, ya que el jueves 28 de julio, Batakis también presentaba su renuncia como ministra.  

Sergio Massa, "superministro" 

Tras la renuncia de Batakis, el Gobierno Nacional barajó una serie de nombres para asumir el cargo y que pusiera la economía nacional en orden.

Mientras tanto, los mercados tomaron la salida de la funcionaria como una buena noticia. El dólar cotizo por debajo de los $300. A la espera de un nuevo ministro que esta vez sí, llegara al menos con un plan estabilizador. 

El 4 de agosto, Massa juró como nuevo ministro de Economía. Ese día, el dólar cotizó a $ 281 para la compra y $ 291 para la venta. Tal fue el impacto de la nueva designación, que la divisa estadounidense se mantuvo por debajo de los $ 300 hasta el martes 15 de noviembre.  Así, en agosto solo subió $ 8, en septiembre $ 3, y en octubre $ 6. 

Desde entonces, el blue comenzó una tendencia alcista que se mantuvo hasta fin de año. Si bien en los primeros días de diciembre, la divisa había logrado estabilizarse alrededor de los $ 310, la situación cambió en la última semana del año cuando nuevamente llegó un nuevo máximo histórico el jueves 29 de diciembre al llegar a los $ 359 vendedor. 

Sin embargo, el viernes 30 de diciembre, la divisa retrocedía hasta los $ 350.

Pese a que el dólar comenzó a recuperar terreno en último mes del año, todavía la divisa está por debajo de la inflación. Lo que presagia dos escenarios.

Seguirá habiendo demanda de un “dólar barato” (aún con un valor superior a los $350) o tarde o temprano, habrá una devaluación. La peor noticia para el salario, pero también para un gobierno que debe afrontar una elección presidencial.  

LR