lunes 06 de febrero de 2023
SOCIEDAD Villa Devoto

Sigue la lucha para salvar la histórica casa de Francisco Beiró de un "abandono implacable"

La casona donde una vez se reunieron reconocidas figuras como Yrigoyen y Alvear presenta un avanzado estado de deterioro, lo que llevó a los vecinos a luchar para que el lugar sea protegido por el Estado.

09-12-2022 16:31

En Villa Devoto se encuentra la casona donde vivió el histórico dirigente radical Francisco Beiró. Sin embargo, desde hace tiempo preocupa su estado de abandono y la posible pérdida de la protección patrimonial que aún la mantiene en pie. Es por ese motivo que los vecinos buscan que el Estado garantice su restauración.

A lo largo de los últimos años hubo diferentes propuestas en la Legislatura porteña para preservar la construcción, pero no tuvieron éxito. Sin embargo, los vecinos y agrupaciones barriales intentan convencer a las autoridades para que el próximo jueves, en la última sesión del año, sea debatido un proyecto de ley para salvar la casa de Beiró. Esta sería la última oportunidad ya que dicho proyecto perderá estado parlamentario tras no haber sido tratado en la Legislatura luego de dos años.

La lucha de los vecinos por rescatar del abandono la histórica casona de Francisco Beiró

La edificación está ubicada en la calle José Luis Cantilo 4500, esquina Marcos Paz, en el barrio porteño de Villa Devoto. La construcción destaca junto a otras vinculadas a la fundación y el desarrollo del barrio. Hasta el 2007 perteneció a la familia Beiró, pero en ese año sus bisnietas se vieron obligadas a venderla a una importante inmobiliaria de la zona.

"Desidia absoluta" y "abandono implacable": El estado de la casa

Casa de Francisco Beiró en Villa Devoto 20220222

El mal estado de la edificación puso en alerta a los vecinos. Algunos decidieron recurrir a las redes sociales para dar a conocer la situación. Es de esa manera que este caso se hizo conocido, especialmente gracias a la viralización que le dio la cuenta @BuenosAiresperdida. En ese sentido, han pedido la expropiación del predio a sus dueños para que allí se instale un museo.

“La comunidad patrimonialista que hay en las redes está creciendo muchísimo, pero el caso de la casa de Beiró superó las expectativas, muchísima gente expresó su apoyo”, contó a PERFIL Yamila Rambaldi, creadora de @BuenosAiresperdida.

La histórica casona de Villa Devoto que corre riesgo: era de Francisco Beiró y sufre de un "abandono implacable"

“Incluso me contactaron familiares de Beiró que conocieron la casa y lamentan mucho el estado en el que está”, compartió. “Fue todo muy positivo, la gente tomó la causa como propia y difundió por todos lados, espero que los funcionarios escuchen a los vecinos”, agregó Rambaldi.

Casa de Francisco Beiró en Villa Devoto 20220222

 

El lugar resulta llamativo por su belleza, la cual se ve contrastada por el deterioro avanzado. Sin embargo, esto no evita que los detalles de época todavía permitan descifrar su atractivo de antaño. Los portones de hierro conservan las iniciales de Beiró (FB) y en los enormes ventanales todavía se pueden apreciar restos de los vitraux de tonos multicolores.

Su interior destacaba por sus revestimientos, objetos ornamentales y carpintería fina. También era posible encontrar elementos arquitectónicos de calidad como roble y nogal tallados por maestros ebanistas, mármoles y granitos en pisos, entre otras cosas. Por este motivo, el perfil destacó los reclamos por la "desidia absoluta" y el "abandono implacable", en pos de que la casona adquiera la protección.

 

La lucha de los vecinos

Casa de Francisco Beiró en Villa Devoto 20220222

 

Beiró vivió en la casa hasta el día de su muerte. Mientras estuvo enfermo, muchas reconocidas figuras radicales lo visitaron en la casona de Villa Devoto. Además, en la casa eran habituales las reuniones con figuras políticas de la época como Yrigoyen y Marcelo T. de Alvear.

Luego del fallecimiento de su dueño, fue lugar de reunión de sus hijos, entre ellos Ángel Beiró -también diputado- y personalidades de la talla de Arturo Illia, Arturo Frondizi y Ricardo Balbín. Asimismo, durante la última dictadura militar allí se realizaban reuniones clandestinas en las que se discutían pautas para la recuperación de la democracia. Desde 1960 solo queda una parte de lo que fue la totalidad de la propiedad original del funcionario.

En 2008, la Junta de Estudios Históricos logró que la vivienda sea catalogada con la Protección Estructural de la ley N° 2858/08, ya que representa uno de los grandes predios de quintas suburbanas que quedan en Villa Devoto. Sin embargo, desde ese entonces quedó abandonada, ya que no se le hizo ningún tipo de mantenimiento. 

Casa de Francisco Beiró en Villa Devoto 20220222

 

En 2009 y en 2011 se presentaron dos proyectos de ley para que la casa fuera considerada de utilidad pública y se la cuidara del deterioro. A pesar de haber sido aprobados por la comisión de Cultura, en la comisión de finanzas se les dio marcha atrás. Algo similar ocurrió en 2016.

En agosto de 2020 legisladores de la UCR presentaron el proyecto que los vecinos buscan que se debata el próximo jueves. En caso de no ser tratado por la Legislatura porteña, perdería vigencia ya que pasaron dos años sin ser tratado desde que fue presentado.

Entre las propuestas de reconversión se encuentra un museo, el alquiler a sus actuales dueños o la ampliación de los alcances de una ley ya existente que protege la estructura del edificio por su valor patrimonial ante posibles intentos por demolerla.

 

Francisco Beiró, ministro del Interior y candidato a vicepresidente de Yrigoyen

Francisco Beiró

 

Francisco Beiró nació en Rosario del Tala, Entre Ríos, en 1876. El entrerriano era bachiller en un colegio de Concepción del Uruguay y abogado de la Universidad de Buenos Aires. En esa época se instaló en Villa Devoto, barrio al que le invirtió su tiempo y afecto. Durante su estancia en el barrio porteño, participó de la creación del Club Estudiantes de Buenos Aires, que en esa época se llamaba Sportivo Devoto. Además, dio impulso al empedrado de las calles y a la colocación de alumbrado público.

Fue presidente de la Convención Nacional y del Comité Nacional de la Unión Cívica Radical (UCR). Sumado a esto, se desempeñó como diputado nacional entre 1918 y 1922 y como Ministro del Interior durante los últimos meses de la primera presidencia de Hipólito Yrigoyen.

Beiró fue el candidato a vicepresidente en la segunda candidatura presidencial del dirigente radical. La fórmula Yrigoyen-Beiró ganó con 840.000 votos frente a 440.000 de los antipersonalistas (UCR-A) de Melo-Gallo. Sin embargo, no vivió para asumir su cargo: el entrerriano falleció el 22 de julio de 1920 tras sufrir un ataque al corazón.

El dirigente entrerriano también fue quien popularizó las boinas blancas como distintivo del radicalismo. Esto ocurrió en un acto público, donde les sugirió a los vecinos que simpatizaban con este partido que concurrieran con esa prenda para ser reconocidos.

MB / MCP