viernes 02 de diciembre de 2022
MODO FONTEVECCHIA INCÓGNITA GUBERNAMENTAL

La salida de Jorge Ferraresi disparó los interrogantes sobre la política habitacional

Cuando parecía que no habría más cambios en el Gabinete del oficialismo, el intendente de Avellaneda, con licencia, presentó su renuncia y ya tiene reemplazante.

24-10-2022 14:14

Nunca aplicó la Ley de Alquileres y tampoco hizo un balance sobre su rol como autoridad de aplicación, aunque estuvo casi dos años al frente de la cartera que tiene que velar por el cumplimiento de la norma 27.551, que el mercado inmobiliario y Juntos por el Cambio quieren anular. 

Mientras el domingo transcurría concentrado en los últimos partidos del campeonato de la Liga Profesional de Fútbol, el presidente Alberto Fernández se reunió con el ministro de Hábitat y Desarrollo Territorial, Jorge Ferraresi, para ordenar su regreso a Avellaneda, el municipio del sur bonaerense que gobierna desde 2009.

Hace casi dos años pidió licencia al cargo para reemplazar a María Eugenia Bielsa y ahora acordó dejarlo a partir del 1 de noviembre para regresar a la jefatura comunal y pelear por una nueva reelección. 

Desde que Ferraresi aceptó pegar el salto al Poder Ejecutivo, la conducción de Avellaneda quedó en manos de su joven jefe de Gabinete, el actual intendente interino Alejo Chornobroff. Dentro de una semana el control de la cartera de Vivienda quedará en manos del actual viceministro, Santiago Maggiotti, que fue tres veces intendente del partido bonaerense de Navarro.

Tres veces intendente de Navarro y de familia política: Santiago Maggiotti, el nuevo ministro de Hábitat

En la Casa Rosada aseguran que Ferraresi continuará siguiendo de cerca la gestión del ministerio, pero su salida abre nuevos interrogantes sobre el futuro de la política habitacional del gobierno del Frente de Todos

De acuerdo a las cifras oficiales la cartera de Hábitat ya entregó 64.000 créditos ProCreAr y tiene 134.000 viviendas en construcción. También implementó la alternativa de Refacción del programa Casa Propia y tuvo un impacto masivo ante un público ávido de conseguir financiamiento para ampliar o mejorar su vivienda.

La idea surgió luego de las crecientes dificultades financieras para extender los créditos hipotecarios y atender una demanda poblacional que se multiplicó con el impacto de la pandemia. 

Los pendientes de Ferraresi en su gestión en Hábitat

Sin embargo el mayor interrogante gira en torno al tema más ausente de la gestión de Ferraresi, pero también de su antecesora Bielsa: la aplicación de la Ley de Alquileres, que lleva el número 27.551 y fue aprobada durante el gobierno de Mauricio Macri.

El estreno de la norma fue durante la pandemia y la prohibición de desalojos que dictó el Ejecutivo durante la etapa más dura del aislamiento. Desde las elecciones de medio término del año pasado, el mercado inmobiliario y los dirigentes de Juntos por el Cambio apostaron a la derogación de la ley.

La coalición opositora hizo campaña en 2021 y este año los diputados de la coalición opositora buscaron impulsar su anulación. Los intentos fracasaron, aunque derivaron en la reactivación de la Comisión de Legislación General para reformar la norma.

Cambios en el Gabinete: sale Ferraresi e ingresa Maggiotti

El tratamiento incluyó 200 expositores. Hubo opiniones de todo tipo, pero quedó claro que no había un acuerdo unánime para reformar la norma. 

En todo ese proceso, el mayor ausente fue Ferraresi, que nunca defendió la ley. Su ministerio es muy cuestionado por no haber implementado distintos puntos de la norma, como el sistema de vivienda social y la verificación del cumplimiento de los contratos de tres años que establece la norma. 

“La veo impracticable. Tiene falencias, para desalojar se necesita una mediación y hay once provincias que no tienen este medio para resolver conflictos. Cuando se hace una Ley, hay que tratar de realizar un trabajo práctico de aplicación: llega a la mesa de entradas de tal lugar, pasa a María que lo firma, va a Josecito que lo eleva y luego a Juancito que lo aplica. ¿Funcionó? Funcionó. ¿No pasó? entonces en este escalón se trabó”, dijo Ferraresi este año, en una entrevista que le concedió al periodista Fabián Waldman, de FM La Patriada.

Patricia Bullrich apuntó a los ministros que se fueron del Gabinete: "Se van para proteger su poder"

“Escucho cosas desde el debate que están bien, pero desde la aplicación real es una utopía. Por eso hay que saber gestionar para tener herramientas que nos permitan solucionar los problemas. Si no, se transforma en letra muerta. Quedamos todos felices, contentos y festejamos, pero en la realidad la aplicación es inexistente”, fue el sincericidio del funcionario que está encargado de aplicar la ley.

“Las mejores políticas, leyes u ordenanzas son las de cercanía. Los gobiernos locales deben determinar las políticas que establezcan cómo quieren crecer. Si se hace con edificios en altura o no, si se construye para clase ABC1, si se pone un hipermercado o una farmacia cada 500 metros. De la misma manera se puede determinar esto. Aquello que determina por qué una vivienda es un bien ocioso o cómo generar motivaciones para construir viviendas para alquiler que tendrán un beneficio inmobiliario, de tasa municipal, de incentivos o de ese tipo de cuestiones”, insistió Ferraresi para continuar defenestrando una ley que nunca aplicó en su gestión.

La falta de explicación de Ferraresi en materia de mejoras, tras su salida

Dejará el cargo en una semana y nunca ofreció una explicación sobre cómo mejorar la norma. Tampoco dijo una palabra sobre cómo fue su gestión en la aplicación de la norma y qué puntos cambiaría. Un camino allanado para que el mercado inmobiliario siga fijando condiciones al margen de la ley.

BL PAR