lunes 06 de febrero de 2023
MODO FONTEVECCHIA UN PASO MÁS

Croacia, el anteúltimo rival antes de llegar a la gloria

La Argentina está a 90 minutos de meterse en una nueva final del mundo y los jugadores así lo toman. Garra, corazón y buen fútbol para enfrentar a un durísimo oponente que ya le hizo pasar una pálida en Rusia 2018.

A partir de las 16 horas, la Selección Argentina irá en búsqueda de una nueva final mundialista. El historial entre ambos, cómo llega el plantel y el potencial once para el compromiso en el estadio Lusail. 

En un Mundial de película para Argentina ya que tuvo todos los condimentos habidos y por haber para sentir en un corto periodo de tiempo. Tuvo momentos de dudas, de enojo, tuvo épica, tuvo reencarnación de jugadores históricos, tuvo paz y ahora tiene un plantel que encontró el equilibrio luego de un sacudón inesperado, que además de encontrar armonía entre sí dentro de la cancha, también encontró armonía con los que sufren igual que ellos desde la tribuna.

La Selección Argentina y la hinchada son uno solo y ambas partes lo saben. El grado de locura, en el buen sentido de la palabra, que ha traído el hincha argentino desde la otra punta del mundo para llegar y alentar a la selección es para nosotros inexplicable y que ha dejado una vez más boquiabiertos a los ojos del mundo.

Al mismo tiempo el plantel sabe el apoyo y el cariño que se engendró por este grupo, por la “Scaloneta” desde aquella Copa América 2019 donde aparecía un técnico sin experiencia que con el correr del tiempo formó un grupo de ganadores y luchadores, algo con lo que la gente quería sentirse identificada. 

Argentina ya ganó: cuántos millones de dólares se aseguró la Scaloneta en el Mundial

Así en una situación novelesca partido tras partido en el tándem de futbolistas que se desviven en el verde césped y los hinchas que se desviven en las calles y en los estadios dejando la voz, Argentina se encuentra a dos pasitos del tan ansiado y al mismo tiempo negado objetivo de todos, ganar la Copa del Mundo. Fue un Mundial que encontró a los dirigidos por Scaloni yendo de menos a más, algunas ausencias, la derrota ante Arabia que le bajó un poco los humos a un equipo que se veía y creía invencible.

Ahora bien, ese cachetazo llegó en el momento justo y así lo demostró el plantel. Una muestra de carácter detrás de la otra lo han posicionado nuevamente entre los cuatro mejores de una Copa del Mundo luego de ocho años.

Luego de dejar atrás a Países Bajos, sufriendo más de la cuenta, pero dándole esa cuota de épica en los penales que, si bien al hincha argentino le costará admitir, por dentro sabe y en parte le encanta ganar de esa manera.

Ahora, el próximo rival será otro hueso duro de roer. Croacia, que viene de ser subcampeón del mundo en Rusia 2018 que también quiere cumplir su capricho se topa en el camino de la Scaloneta. Estuvo a un paso hace cuatro años y ahora luego dejar eliminado a Brasil querrá ir por la cabeza de Argentina y decir presente nuevamente en la cita máxima. 

Las aristas positivas y negativas de enfrentar al subcampeón de Rusia 2018

En líneas generales será un partido que se le presentará de manera más compleja al combinado albiceleste, pero al mismo tiempo esa complejidad que se traduce en que Croacia saldrá a atacar y buscar el partido, al mismo tiempo le puede abrir una ventana de ventajas a los capitaneados por Messi, que con espacios y campo abierto han demostrado lo peligrosos que son. De esta manera, desde el vamos, todo indicaría que será un verdadero espectáculo futbolístico.

Tanto Argentina como Croacia saldrán a buscar el partido sin esperar de brazos cruzados. Ambos combinados tienen buen manejo de balón, figuras reconocidas en las ligas top y por sobre todas las cosas hambre de gloria.

Lo que desde un plantel quieren que sea la consagración de Messi en un Mundial para sacarse esa tan hiriente espina, en Croacia tienen el mismo cometido para con su capitán y figura, Luka Modric. En consecuencia, será una semifinal única e imposible de perderse ya que el que salga airoso llega a la final siendo un serio candidato. 

El antecedente más cercano

Ahora bien, respecto a los enfrentamientos entre ambos combinados, el último recuerdo es claramente favorable para los croatas y un encuentro para el olvido para Argentina. En Rusia 2018, por el segundo partido de la primera ronda los capitaneados por Modric superaron sin piedad 3-0 a la selección, que en ese momento tenía a varios jugadores del actual plantel en cancha: Nicolás Otamendi, Nicolás Tagliafico, Marcos Acuña y Lionel Messi, además de las figuras de Ángel Di María, Paulo Dybala y Franco Armani en el banco de suplentes.

Respecto al historial entre ambos seleccionados, no se han sacado mayores ventajas en cinco partidos disputados. Fueron dos victorias para cada uno y un empate sin goles, teniendo el duelo de esta tarde como la oportunidad no solo de acceder a la final, sino que también le permitirá al vencedor adelantarse en el historial.

El primer encuentro fue un empate sin goles en la antesala del Mundial de 1994. El segundo enfrentamiento fue victoria albiceleste por la mínima en la Fase de Grupos del Mundial de Francia 1998. El tercer compromiso entre ambos se dio recién en 2006 en la previa del Mundial de Alemania.

En aquel partido fue victoria 3-2 de Croacia donde se veían tanto a Messi, que anotó su primer gol con la selección mayor, y a Luka Modric dando sus primeros pasos con sus seleccionados. El cuarto cruce fue luego de Brasil 2014 con victoria argentina por 2-1. Ya el último duelo, la mencionada apabullante victoria de los croatas por 3-0 en Rusia 2018. 

Por último, respecto a cómo llega el plantel de Lionel Scaloni y compañía, lo cierto es que habrá dos modificaciones de manera obligada. Las salidas de Gonzalo Montiel y Marcos Acuña, dos de los puntos altos ante Países Bajos, se pierden el duelo de semis por acumulación de tarjetas amarillas.

El probable 11 de La Scaloneta 

El resto de los jugadores, con Di Maria y De Paul como principales apuntados, ambos están en condiciones de ir desde el arranque. Así el probable once de Argentina puede ser el 5-3-2 del último partido con la presencia de Lisandro Martínez como tercer central, puede surgir un 4-4-2 con Leandro Paredes haciendo de doble cinco con Enzo Fernández o por último volver al 4-3-3 con Di María como extremo acompañando en el ataque a Messi y Julián.

En consecuencia, la opción uno con el 5-3-2 sería: Dibu, Molina, Romero, Otamendi, Martínez, Tagliafico; Enzo, De Paul, Mac Allister; Messi y Julián. En el 4-4-2 iría: Dibu; Molina, Romero, Otamendi, Tagliafico; De Paul, Enzo, Paredes, Mac Allister, Messi y Julián. Y con el 4-3-3: Dibu, Molina, Romero, Otamendi, Tagliafico; De Paul, Enzo, Mac Allister; Di Maria, Messi y Julián. 

En cuanto al rival, el equipo de Zlatko Dalíc iría con el siguiente once: Dominik Livakovic; Josip Juranovic, Dejan Lovren, Josko Gvardiol, Borna Sosa; Luka Modric, Marcelo Brozovic, Mateo Kovacic; Bruno Petkovic o Mario Pasalic, Ivan Perisic y Andrej Kramaric. El árbitro del encuentro será el italiano, Danile Orsato que ya dirigió a Argentina en este Mundial ante México. Los líneas elegidos, también de Italia: Ciro Carbone y Alessandro Giallatini. El cuarto árbitro, de Emiratos Árabes, Mohammed Abdulla Mohammed.

BL PAR