MODO FONTEVECCHIA
La relación entre el Papa y Milei

Loris Zanatta: “El Papa no tiene una posición dogmática en la economía”

El historiador calificó el encuentro entre de Milei y el Papa como “positiva” y aseguró que “se rompió un posible aislamiento internacional”. “El apoyo del Papa podría contribuir a aplacar la protesta social", analizó.

Loris Zanatta
Loris Zanatta | CEDOC

El historiador y ensayista italiano, Loris Zanatta, aseguró que Milei se ha ganado la confianza del Papa. “Es un hombre que se presenta con todos los rasgos típicos del líder político religioso”, declaró en Modo Fontevecchia, por Net TV, Radio Perfil (AM 1190) y Radio Amadeus (FM 91.1).

Loris Zanatta ​ es un historiador y ensayista italiano, catedrático de Historia de América Latina en la Universidad de Bolonia. Se graduó en Historia Contemporánea en la Universidad de Bolonia y se doctoró en 1992 en la Universidad de Turín con una tesis titulada "Del Estado liberal a la nación católica”.

¿Qué balance hace del tono y del mensaje corporal que envió el Papa Francisco en su reunión con el presidente argentino Javier Milei?

Sin duda para Milei es un balance positivo, creo que esencialmente por dos razones, la primera es que rompió un posible aislamiento internacional. Milei llegó como un outsider al poder con una imagen extraordinariamente disruptiva. Cuando ingresó a la Casa Rosada había muy pocos líderes internacionales creyentes, el mejor aliado parecía Orbán de Hungría. El Papa le abrió las puertas del mundo a Milei en ese sentido, ahora todos pensarán que es un Presidente que tiene la confianza del Papa.

La segunda es más sutil, el apoyo o los gestos de amistad del Papa, que es un hombre que crea puentes y no levanta muros, podrían contribuir en cierta medida a aplacar la protesta social de algunos sectores sobre los cuales el Papa y la iglesia en general tienen gran influencia, y esto es estratégico para Milei, sobre todo en el momento en el que su planes económicos van a determinar muchas protestas. Yo creo que hay muchas afinidades entre el Papa y Milei.

La sinuosa relación entre Milei y el papa Francisco: de "maligno" a "su Santidad" 

¿Podría profundizar las afinidades entre el Papa y Milei?

Podríamos hacer hincapié en la economía, pero la dejaría de lado porque desde hace tiempo en la Argentina la economía lo copa todo, además de que Milei es un hombre económico, pareciera que para él no existe otra cosa que la economía. 

Dejemos de lado un momento la economía y veamos en perspectiva general la historia argentina. Cuando llegó Menem a comienzos de los años 90’, pocos recuerdan que la iglesia recibió a un Menem de manera extraordinaria porque con él volvía al poder la Argentina nacional popular en contra de la etapa del laicismo antinacional de Alfonsín que había traicionado las raíces populares y católicas del pueblo argentino. Por otra parte, la llegada de Menem permitió el ascenso de Antonio Quarracino, que fue quien rescató a Bergoglio del exilio político, hoy no tendríamos Papa Francisco sin Menem. 

Si nosotros lo vemos ahora en perspectiva, no casualmente se vuelve hablar del menemismo porque Milei lo reivindica, si lo miramos desde esta perspectiva, estoy dejando de lado apropósito la economía, Milei no es un Macri más radical, es un hombre que se presenta con todos los rasgos típicos del líder político religioso, es un mesiánico, un escatológico, un profeta que piensa en un destino para Argentina, que tiene un pueblo elegido, no es un hombre de la Argentina laica. Poco importa cuanto sea judío o católico, él tampoco aparentemente lo sabe, no creo que sea tan relevante.

Sin dudas Bergoglio reconoce en él un hombre de la argentina religiosa, no casualmente Milei sacó tantos votos entre las capas pobres y carenciadas de la sociedad. El Papa lo reconoce y piensa que después de tanto gobierno como el de Macri y Alberto Fernández con una tendencia laica, Milei podría encarnar como Menem en su momento, han cambiado muchas cosas pero sería el regresó al poder de la Argentina Religiosa.

Javier Milei junto al Papa Francisco.
Javier Milei junto al Papa Francisco.

Usted decía que lo económico no es lo más importante, pero por lo menos sería lo más sorprendente, porque la doctrina social de la iglesia parecería ser casi la antítesis del libertarismo y la escuela austriaca, de hecho Milei dijo que no existe la justicia social…

Es cierto, pero una cosa son las palabras y otra son los hechos, tanto para Milei como para el Papa. Habrá leído la carta que Milei le envió al Papa antes del viaje, muestra una sensibilidad para los más vulnerables, de manera que va inevitablemente a calibrar su mensaje. Yo he estudiado mucho el pensamiento de Bergoglio a lo largo de su vida y la verdad que la doctrina social de la iglesia era muy elástica, es una tercera vía entre el liberalismo y el colectivismo que muchas veces se apoya de un lado y del otro. Bergoglio siempre hizo una interpretación aún más elástica en su estilo de la doctrina social de la iglesia, en el sentido de que en algunos momentos, incluso en la primera etapa del kirchnerismo, cuando se trataba de combatir al neoliberalismo dejado por Menem, Bergoglio apoyó mucho la interpretación bastante estatalista de la doctrina social de la iglesia, pero a medida que el barco empezó a embarcar agua empezó a empeorar la situación y el Papa tomó distancia. Si vemos las declaraciones del Papa, muchas veces menciono como modelo la economía social del mercado posguerra en  Alemania, el hace hincapié en lo social pero era una economía de libre mercado reivindicada por todos los liberales del mundo.

El Papa no tiene una posición dogmática en la economía, puede oscilar según las circunstancias. Él sabe muy bien la situación dramática que hay en la Argentina en el plan económico, el modelo existencialista que prevaleció durante mucho tiempo no va más. Terminó la época de la cigarra y ahora viene la época de la hormiga, por lo tanto con Milei hay posibilidad de cierto entendimiento.

El pragmatismo de Milei, entre el Papa y Macri 

Con respecto a Giorgia Meloni, ¿cuál es la relación de la Jefa de Gobierno italiano respecto al Papa y a la religión? ¿Es un elemento importante cuando ella se declara cristiana?

Ella invoca abiertamente un lema que hacía mucho tiempo que no escuchábamos, sobre que Dios es patria, lo  que signifique en el mundo contemporáneo exactamente no creo que ni ella lo sepa, pero sin duda fue una carta de presentación que ayudó y aceitó las relaciones con el Papa, son buenas las relaciones. Giorgia Meloni, diferentemente de Milei no viene de una formación del anarcocapitalismo, y su modelo está muy lejos de ser modelo anglosajón como en el caso de Milei. Meloni viene de lo que en Italia sería la derecha social, que tiene sus raíces en el fascismo y que tenía en Eva Peron uno de sus mitos, el peronismo era su hermano del alma, de manera que viene de una visión del mundo radicalmente antiliberal, pero también Meloni viniendo del camino opuesto, un poco influenciada por muchos asesores liberales en economía, se está acercando a estas posiciones. 

Lo que observo de ella es que cuando llegó al Gobierno se volvió extraordinariamente pragmática. Un país como Italia que está insertado en la Unión Europea tiene una capacidad de metabolización de todos los desafíos al sistema extraordinario. Todas las pulsiones antisistémicas que había tenido Meloni antes de llegar al poder se han desvanecido, Milei en cambio está gobernando con actitud profética, no parece querer abandonar su imagen mesiánica y esto hace una gran diferencia, porque Argentina respecto a Italia tiene una debilidad institucional mucho mayor.

VF FM