MODO FONTEVECCHIA
Interna oficialista

Seis meses de Massa y críticas del kirchnerismo a la mesa electoral del FDT

Diferentes sectores del Frente de Todos se expresaron frente a la convocatoria del presidente a una mesa para discutir la estrategia electoral 2023.

Sergio Massa y Alberto Fernández
Sergio Massa y Alberto Fernández | Télam

El periodista Claudio Mardones repasó en Modo Fontevecchia, por Net TV y Radio Perfil (FM 101.9), algunas de las repercusiones que tuvo la convocatoria del presidente a una mesa para discutir el armado electoral del Frente de Todos de cara a la campaña que inicia este 2023.

El presidente Alberto Fernández, a través de su cuenta de Twitter, confirmó finalmente la convocatoria a la postergada (algunos dicen “procastinada) mesa política del Frente de Todos.

Sucede en un momento particular. El ministro de Economía ya cumplió sus primeros seis meses de gestión, y es uno de los principales actores de la coalición, en un año marcado por muchísima incertidumbre electoral, en el que las encuestas no favorecen al oficialismo, sino que muestran el largo camino de una pendiente declinante, planteándose para el peronismo el nada fácil desafío de intentar revertir esa tendencia.

Alberto Fernández y la mesa política: La mejor forma de esconder un elefante

La discusión por la convocatoria a la mesa electoral tiene varios capítulos en su desarrollo. Uno puede ser una posible reunión en Chapadmalal el próximo fin de semana. 

La fecha que está gravitando es la del próximo 24 de febrero, cuando el Partido Justicialista se reúna en la sede de Mateu para inaugurar la refacción de sus instalaciones. Es además la conmemoración del primer triunfo de Juan Domingo Perón en 1946.

La difusión de la carta por Twitter, con el sello del PJ, inaugura la cuenta regresiva para la definición de las listas.

Massa y el Frente Renovador

Diez horas después de la difusión del comunicado, el Frente Renovador tuiteó que estará presente, acompañando la mesa electoral cuando sea convocada por el presidente. Lo cierto es que, de ser esta semana, el ministro de Economía estará enfocado en temas delicados que, desde que asumió, sabía que debía enfrentar.

El primero, el precio de la carne. Precisamente, esta semana se pondrá en marcha un mecanismo para que haya un 10% de descuento, con un tope de mil pesos, para quienes compren carne en comercios adheridos, a través de débito automático.

Sergio Massa dio detalles del nuevo "Precios justos", que incluye la canasta y cuotas escolares

El segundo, la implementación del relanzamiento del plan de “Precios Justos”, tras su anuncio el pasado viernes en el Centro Cultural Néstor Kirchner.

El plan se amplía a nuevos sectores, y establece un tope de aumentos del 3,2%. Además, el plan enfrenta las críticas de los sectores escépticos a que funcionen este tipo de iniciativas para controlar los precios.

A medida que el calendario electoral sigue rodando, las definiciones electorales cobran peso y dimensión

Críticas del kirchnerismo

Por parte del kirchnerismo, todavía no se han expresado todos los sectores. Sin embargo, Hugo Yasky ya hizo algunos planteos. También la ministra de Gobierno de Axel Kicillof hizo críticas a la convocatoria, afirmando que “no se trata solamente de ordenar los instrumentos electorales, sino de discutir qué le vamos a decir a la sociedad”.

Sin embargo, hay matices dentro del kirchnerismo. Algunos leen el mensaje de Teresa García como un mensaje directo de Kicillof, en el sentido de comunicar que el gobernador de la Provincia de Buenos Aires irá por su reelección, por lo que estaría por fuera de la posibilidad de discutir candidaturas nacionales.

Se espera que se expresen otros sectores, como La Cámpora, y en especial Máximo Kirchner, quien acaba de cumplir un año desde su renuncia a la presidencia del bloque del Frente de Todos en Diputados, previo a la votación del acuerdo con el FMI. Un aniversario que ha pasado prácticamente inadvertido puertas afuera de la alianza, pero puertas adentro ha sido materia de distintas lecturas.

Dentro del kirchnerismo no hay aún una posición clara y común sobre qué actitud tener ante esta iniciativa de Alberto Fernández. Pero, independientemente de las críticas, el 90% seguramente estarán presentes en esa mesa.

FM