miércoles 05 de octubre de 2022
POLICIA INTENTO DE ASESINATO DE CFK

Los chats de Brenda Uliarte develaron su plan magnicida: "Mandé un tipo para que la mate a Cristi"

La detenida admitió haber intentado matar a la vicepresidenta Cristina Kirchner en sus conversaciones con su amiga Agustina Díaz. El 27 de agosto dijo que intentó perpetrar un ataque pero "no porque se metió para adentro". "Una bronca te juro la tenía ahí", se quejó.

14-09-2022 17:16

La conversaciones sostenidas entre Brenda Uliarte y Agustina Díaz, imputadas por el intento de asesinato a la vicepresidenta Cristina Kirchner, revelaron que planificaban el atentado desde hacía tiempo y que habían fracasado en un intento anterior.

Según lo revelado por la pericia del teléfono de Uliarte, en una conversación que mantuvo con Díaz reconoció que fue ella quien impulsó el atentado en el que Fernando Sabag Montiel gatilló en la cara de Cristina Kirchner el pasado 1 de septiembre cuando regresaba a su casa en Recoleta. "Me re pudrí que hablen y no hagan nada. Yo sí voy a hacer", había anticipado el pasado 27 de agosto, el día en el que se produjeron los disturbios frente al departamento de Kirchner. 

En tanto, se trató del primer intento de magnicidio que se frustró por razones ajenas a la voluntad de Uliarte, según determinó la jueza María Eugenia Capuchetti, a cargo de la investigación. Según consta en el chat, la detenida lamentó que no se pudiera llevar a cabo el atentado ese día, luego de que Cristina Kirchner pidiera a los manifestantes que realizaban la vigilia que fueran a descansar, con el fin de bajar la tensión. "La hija de puta (en alusión a la Vicepresidenta) se metió adentro antes del tiro", señaló Uriarte.

Cristina Kirchner pidió ser querellante en la causa de su atentado y designó abogados

En tanto, el intento de homicidio quedó corroborado con los mensajes que intercambió con Sabag Montiel, quien le dijo después de que la vicepresidenta ingresara a su domicilio tras el discurso de medianoche: "ya fue, no traigas nada".

Por otro lado, este miércoles Agustina Díaz aseguró ante la Justicia que no creía que su amiga Brenda Uliarte iba a querer matarla y que ella decía que quería ser presidenta de la República. La tercera imputada como partícipe del intento de magnicidio definió a Uliarte como "mentirosa, manipuladora, fantasiosa y otros tantos calificativos", según su testimonio ante la jueza y el fiscal Carlos Rívolo.

Los chats entre Brenda Uliarte y Agustina Díaz

4 de Julio

Uliarte: Yo estoy organizando para ir a hacer bardo a la casa rosada con bombas motolov y todo

Agustina Díaz: Sería mejor no?

Uliarte: Voy con el fierro y le pegó un tiro a Cristina

Agustina Díaz: Otra vez?

Uliarte: Me dan los ovarios para hacerlo

Agustina Díaz: Por eso te amo

Uliarte: Pero a mí si me dan los ovarios el tema es como porque la vieja tiene seguridad

Agustina Díaz: Y si

Uliarte: No es joda boluda Estoy armando un grupo para ir con antorchas, bombas, fierro todo. Voy a ser la libertadora de Argentina. Estuve practicando tiro, se usar un fierro.

Los abogados de Cristina Kirchner aseguran que "no fueron dos loquitos sueltos" y apuntan contra Nicolás Caputo

27 de agosto

Uliarte: Hoy me convierto en San Martín, voy a mandar a matar a Cristina. Me re pudrí que hablen y no hagan nada. Yo si voy a hacer. Se me metió el espíritu de San Martín en el cuerpo. Que hija de puta se metió adentro antes de que le meta el tiro.

Agustina Díaz: ¿Qué pasó? ¿De qué me perdí?

Uliarte: Mandé a matar a la vice Cristina. No salió porque se metió para adentro. Una bronca te juro la tenía ahí. Los liberales ya me tienen re podrida yendo a hacerse los revolucionarios con antorchas en Plaza de Mayo basta de hablar hay que actuar. Mandé un tipo para que la mate a Cristi.

Agustina Díaz: Bank. Buena idea igual. ¿Cuánto te cobró?

Uliarte: No me cobró lo hizo porque también está re caliente con lo que está pasando. Te juro que a esa la voy a bajar. Me tiene re podrida que ande robando y quedé impune.

Agustina Díaz: Te das cuenta del quilombo en el que te vas a meter, ¿no? Te van a buscar por todos lados si se enteran de que sos cómplice de la muerte de la Vicepresidenta.

Uliarte: Por eso mandé a alguien

Agustina Díaz: Aunque si, pero quien no va a querer meterle un tiro a esa vieja chorea (sic).

Uliarte: Si llega a pasar me voy a otro país y hasta cambio de identidad. La tengo re pensada.

Agustina Díaz: ¿Sabes cuanta guita necesitas para eso? No es mando a matar y me mudo del país. Te van a buscar de todas formas y la guita que necesites para todos los trámites.

Uliarte: Tengo algo de money, conocidos. Me voy pero antes quiero hacer algo por el país.

Cristina Kirchner rompió el silencio para cuestionar una tapa de diario

2 de septiembre

Agustina Díaz: Che, pero que onda que falló el tiro? No practicó antes o le falló la adrenalina del momento? Vos donde estás? No sería conveniente que vayas a tu casa?

Uliarte: En lo de una amiga. No boluda anda a saber si me allanan.

Agustina Díaz: Ya le allanaron la casa. Lpm. El tema es que le van a peritar el celular. Y si hay alguna evidencia de que vos sabia lo que el iba a hacer. Y te contentaste.

Agustina Díaz: Ya también como que caes vos

Agustina Díaz: Exacto. Safaban de todo. Pero el tema seria que el flete no te delate. Ni los demás que te hayan visto llevarte las cosas

Uliarte: Lo hacía y quedaba como un n.n.

Agustina Díaz: Yo tengo un cagaso de que te agarren y te periten el celu

Agustina Díaz: Tenés que deshacerte del celular. Y cambiar el número. Borrar tu cuenta, todo.

Agustina Díaz: el perfil de la tercera detenida por el ataque a Cristina Kirchner

Cómo sigue la causa

En el caso de Díaz, sus abogados pidieron la excarcelación, pero por ahora seguirá detenida. Por el lado de Sabag Montiel y su pareja, la jueza volverá a tomarles declaración indagatoria luego de que aparecieran nuevas pruebas que los incriminan en el plan premeditado para atacar a Cristina Kirchner.

Incluso, surgió nueva prueba que complica a Brenda Uliarte con la planificación previa y el conocimiento del atentado cometido el 1 de septiembre, cuando ella se había hecho la desentendida ante la Justicia y asegurado que sólo se trató de un acto cometido por su pareja del cual ella era ajeno.

Por su lado, la vicepresidenta Cristina Kirchner se presentó como querellante en la causa, lo que le permitirá tener acceso al expediente y solicitar medidas de prueba.