domingo 09 de mayo de 2021
PROTAGONISTAS Será enterrado en windsor
10-04-2021 02:34

Isabel II organiza un funeral para Felipe adaptado al covid-19

La reina y el gobierno británico acordaron un velorio íntimo para evitar aglomeraciones en las calles. Harry podría viajar pero preocupa un asedio de la prensa.

10-04-2021 02:34

El 16 de marzo, Felipe de Edimburgo, esposo de la reina Isabel II, abandonó el hospital King Edward VII luego de realizarse una cirugía cardíaca. El monarca de 99 años salió de la institución caminando, se subió al auto que lo esperaba y de allí volvió a Windsor. En ese momento llamó la atención la buena evolución que tuvo su salud luego de una intervención complicada. Finalmente, menos de un mes más tarde falleció en el castillo donde vivía.

“Es con gran pesar que su majestad la reina anuncia la muerte de su amado marido. Felipe murió de forma pacífica esta mañana”, anunciaron ayer a través de las cuentas oficiales. De inmediato, las autoridades de Gran Bretaña comenzaron a planear junto a la familia real los preparativos del funeral. En otro momento, se hubiese realizado una masiva ceremonia con la visita de los reyes más importantes de Europa. Pero actualmente, la pandemia del coronavirus provoca que esos planes sean imposibles de realizar. 

Si bien Gran Bretaña vive un momento de relativa calma por la enfermedad, la misma se logró por medidas estrictas de cuarentena. Por ese motivo, el gobierno no quiere bajo ninguna circunstancia un evento masivo en las calles. Incluso se dispuso de agentes policiales en las cercanías del castillo de Windsor para evitar que las personas se reúnan alrededor del edificio para despedir al Duque de Edimburgo. 

Isabel II organiza un funeral para Felipe adaptado al covid-19

La reina está de acuerdo con la posición del gobierno  y ella misma es la encargada de dar las órdenes con respecto al funeral. Actualmente, en Inglaterra solo pueden concurrir hasta 30 personas a un velorio. Por ese motivo, se espera que la familia más cercana vaya hasta la Capilla St George’s y luego el cuerpo de Felipe sea enterrado en el cementerio del castillo. Existe la posibilidad de transmitir el evento por televisión pero deberá ser Isabel la que apruebe esa posibilidad.

El invitado estrella. Por el momento se espera que solo los allegados más cercanos a Felipe asistan a su despedida. Sin embargo, la presencia de uno de ellos es la que atrapa la atención de la prensa y los seguidores de la familia real. Su nieto Harry era extremadamente unido a él y según contó el propio príncipe solían hacer Zoom para hablar e interactuar con su hijo Archie. “Es divertido porque cuando terminamos de hablar mi abuelo no cierra la videollamada sino que directamente cierra la computadora”, contó entre risas recientemente. 

El problema es que Harry y su esposa Meghan están viviendo en Los Angeles. Y a eso se suma la reciente entrevista donde contaron los abusos y maltratos que recibieron cuando todavía formaban parte de la monarquía británica. Meghan está embarazada de una niña y por motivos de salud y de las restricciones por el covid es probable que no viaje. Pero la presencia de Harry aún no ha sido descartada aunque hay preocupación por un posible asedio de la prensa en caso de que decida viajar a Inglaterra. 

Al cierre de esta edición, la pareja solo emitió un comunicado a través de su fundación para despedir a Felipe. “Muchas gracias por tu servicio. Te extrañaremos mucho”, se puede leer al final del escrito. De todas formas, las probabilidades del viaje son elevadas y de hacerse requerirá de un planeamiento logístico de parte de las autoridades inglesas.

Amado y odiado. Nacido el 10 de junio de 1921 en Grecia, la imagen de Felipe siempre generó polémicas. Por un lado se reconoce su participación en la Segunda Guerra Mundial y se lo destaca como un héroe. En 1939 se unió a la Marina Real Británica y luchó para ese bando hasta 1945, cuando se firmó el documento de la rendición japonesa. Sin embargo, parte de su infancia la pasó en Alemania y como sus cuatro hermanas se casaron con nobles de ese país siempre se le recriminaron sus lazos con el nazismo.

Una vez finalizada la guerra, Felipe regresó a Gran Bretaña y dos años después se casó con Isabel. Para hacerlo tuvo que renunciar a su religión y a su lealtad hacia Grecia. De hecho, dejó de ser el príncipe de Grecia y Dinamarca, título que conservaba de parte de su padre. De todas formas, el día de su boda el padre de Isabel, Jorge VI, le concedió el tratamiento de Alteza Real y el título de Duque de Edimburgo. 

En 1952 Isabel se convirtió en reina y desde entonces Felipe la acompañó en esa tarea. Juntos tuvieron cuatro hijos: Carlos, Ana, Andrés y Eduardo. Si bien siempre se encargaron de mostrar una imagen de familia unida, los rumores indican que Felipe solía serle infiel y que no respetaba a su esposa. Incluso en la serie The Crown muestran los reiterados engaños y destratos hacia la reina y aunque no deja de ser una ficción, se realizó a partir de información histórica de la familia. 

De todas formas, públicamente Felipe siempre acató su rol y cuando se retiró de la escena pública en 2017 contabilizaba un total de 22.219 compromisos reales. Querido por algunos y odiado por otros, a lo largo de sus casi 100 años se convirtió en uno de los personajes más destacados de la polémica familia por su bajo perfil y su carácter evasivo.

 

Los tres actores que dan vida a Felipe en ‘The Crown’

Los primeros capítulos de The Crown se emitieron en 2016. Desde entonces, la serie se convirtió en una referencia sobre la vida privada de la familia real británica. Aunque es ficción y no todo lo que ocurre es cierto, como se basa en una investigación que hicieron los guionistas muchos de sus datos se toman como ciertos. 

A lo largo de sus cinco temporadas (la última se estrena en 2022) al personaje de Felipe lo interpretaron tres actores diferentes. El primero de ellos fue Matt Smith, quien lo encarnó durante las dos primeras temporadas. En la cuarta y la quinta el encargado del rol fue Tobias Menzies y para la quinta el elegido fue Jonathan Pryce, conocido en Argentina por interpretar a Juan Domingo Perón y al papa Francisco en otras películas.

Felipe siempre se mantuvo lejos de la prensa, por lo que pocos sabían cómo era en la intimidad.

Por ese motivo, los fanáticos de la serie pudieron descubrir un costado de su vida poco conocido. Antes de la producción se lo describía como un personaje sin poder dentro de la monarquía pero en ella se descubre a un hombre complejo, que debió afrontar ser la sombra de su esposa y cumplir un rol que, en varios momentos de su vida, sintió como vacío y sin sentido.

En esta Nota