ECONOMIA
¿Economía o política?

Elizondo: "El BRICS no es un grupo de intercambio económico sino de posicionamiento geopolítico"

"Beneficios económicos con mejores términos para comerciar no hay" indicó el consultor en comercio internacional en diálogo con PERFIL. Y profundizó sobre los países que conforman la alianza y los "riesgos" que implican.

Marcelo Elizondo
Marcelo Elizondo | https://twitter.com/marceloelizondo

Ayer se conoció la decisión de los BRICS de incorporar a la Argentina como miembro del bloque a partir del año próximo, y los candidatos presidenciales de la oposición, tanto Patricia Bullrich como Javier Milei, salieron a dinamitar la idea. En el caso de la candidata de Juntos por el Cambio, prometió que si ella llegara al poder “Argentina bajo nuestro gobierno no va a estar en BRICS”. En tando, el candidato libertario le sumó intensidad a su postura y agregó:  "Nosotros no vamos a alinearnos con comunistas"

Y es que, mientras el gobierno insiste en posicionar la idea del multilateralismo para potenciar negocios de la Argentina en un mundo global, comienzan a aparecer posturas de quienes no ven con buenos ojos la integración, porque señalan que no se trata tanto de "negocios" como de "geopolítica".

Marcelo Elizondo: "Una perspectiva más estructural y no de coyuntura alentará el acceso a nuevos mercados"

Tal es el caso de Marcelo Elizondo, especialista en comercio internacional, quien lo razonó desde un sencillo punto de vista: "Los BRICS no son un acuerdo de integración comercial". En la mirada del consultor, "no son un tratado de libre comercio, no reduce aranceles entre sus miembros ni genera beneficios reduciendo costos en frontera o adaptación regulativa para confluencias que bajen costos de paso de un producto de un país al otro; por lo tanto beneficios económicos iniciales en términos de mejor condición para invertir o comerciar, no hay", aseguró el consultor en diálogo con PERFIL.

Y recordó que en el mundo hay distintos tipos de acuerdos: algunos para integrar economías -que son básicamente los acuerdos de libre comercio-, y otros, que son acuerdos para las confluencias políticas entre los gobiernos -la geopolítica- donde situó al BRICS: "Es más un espacio para que los países tomen decisiones políticas entre ellos", aseguró.

Por lo tanto, en esta nueva alternativa que se le abre al país de sumarse a este bloque, Elizondo analizó: "veo la posibilidad de que la Argentina se siente en una mesa a participar de decisiones geopolíticas con sus socios en términos de gobiernos, y de acciones de los gobiernos, pero no en términos de beneficios para la acción económica comercial, porque no hay instrumentos para eso", comentó.

Los BRICS compuesto por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica.

 

Un banco que financia a gobiernos

En ese plano, el consultor citó al banco de los BRICS como su verdadera pata económica.

"Lo único que tiene el BID como principal herramienta es el banco, que quizás podría darnos algún financiamiento para algunas obras de infraestructura", señaló, porque según su entendimiento "el banco de los BRICS no le presta a las empresas, sino que le presta a los gobiernos, por lo que me parece que va en línea con una posición más estatista y de buscar financiamiento para la acción gubernamental pública y no para la integración económica", señaló el experto.

Temor por lo que representan algunos de los países miembros y otros que van a serlo

Para Elizondo, gravita un tema importante y es que entre los miembros de los BRICS hay países que no son democracias capitalistas de autonomía de empresas

"China es un país capitalista pero no es democrático y está bastante tutelado allí el capitalismo", mencionó y recordó que al mismo tiempo que estaría entrando Argentina "se sumarían países como Arabia Saudita o Irán, que no son democráticos y que además tienen una profunda injerencia de parte del gobierno en la economía, por lo que me parece, insisto, que es más un acuerdo para las políticas públicas que para las mejoras directas en materia de inversión o comercio", mencionó a PERFIL

Argentina y su relación actual con los países miembros

¿Qué tipo de comercio tiene hoy la Argentina con los países miembros del grupo BRICS? ¿Se pueden mejorar vínculos? Al respecto, Elizondo recordó que nuestro país ya tiene relación comercial importante con miembros de los BRICS, de hecho señaló que Brasil es nuestro principal socio comercial en el mundo y el principal destino de nuestras exportaciones.

Diego Guelar sobre el ingreso a los BRICS:
Tanto Bullrich como Milei plantearon su oposición al ingreso de la Argentina a los BRICS

"La verdad es que con Brasil ya tenemos el acuerdo del Mercosur que es mucho más importante que estar en los BRICS en términos comerciales", dijo y agregó: "Luego, la India es uno de los 5 principales destinos para nuestras exportaciones, este año es el quinto que no tenemos granos para venderles, pero en condiciones normales es el tercero", indicó.

Respecto al resto comentó que hay poca relación porque -en parte- no son tan importantes en el comercio."La verdad es que Rusia no es un país tan relevante económicamente en el mundo y Sudáfrica tampoco", mencionó.

Qué son los BRICS y cómo beneficia a Argentina su incorporación

Con respecto al trasfondo ideológico, fue más categórico: "Creo que acá hay una manifestación ideológica, hay un posicionamiento ideológico. El mundo está dividiéndose entre países de democracia capitalista, autonomista, bastante liberal en términos de los agentes económicos. Allá está Estados Unidos, Canadá, la Unión Europea, el Reino Unido, los países del EFTA, Japón, Australia, Nueva Zelanda. Y luego, hay otros países que son autocráticos, que o no son capitalistas y si lo son, plantean un capitalismo directorial, o sea con menos autonomía de las empresas", comentó el consultor. Y señaló que según su mirada ahí se posicionan los del BRICS..

"BRICS no es un pacto para el comercio, la inversión, es un pacto para los gobiernos y ahí yo creo que es inconveniente para la Argentina aparecer aliado con países que son hoy bastante objetados en el mundo", señaló Elizondo. Y contextualizó: "pensemos en Rusia por su invasión a Ucrania, pensemos en China que está siendo objetada por su política de derechos humanos o por sus violaciones a los derechos de propiedad intelectual. Canadá ha expulsado empresas chinas, por sus dudas en relación a la confusión entre la actividad privada y los intereses geoestratégicos, de modo que hay un momento de tensión entre Occidente y China, ni hablar si -además- ingresa en Irán en esta confluencia", comentó.

Y en esa línea aseguró que, en medio de esa disputa ideológica "estamos optando por un conjunto de países que no son los que contribuyen a la mayor reputación; no son los que están detrás de la promoción de la democracia política", señaló.

Además, se cuestionó por qué este gobierno ha estado siempre aliado a países que no son democráticos políticamente. "Lo mismo ocurrió con la defensa de Nicaragua o de Venezuela y bueno, aquí también estamos aliándonos con países que son autocráticos o con democracia de baja calidad, hay que decir también que estamos entrando en una alianza en la que ingresa Irán, un país con el cual Argentina tiene una seria controversia después de los atentados terroristas de la década del 90", agregó 

Finalmente fue enfático: "Si queremos integración comercial y económica, es mejor celebrar un tratado de libre comercio", culminó el consultor en comercio internacional