MODO FONTEVECCHIA
Elecciones 2023

Jorge Vasconcelos: "Si se dolarizara, se perdería la mitad del salario"

El economista analizó las posturas económicas que proponen los candidatos. "En un proceso desordenado de dolarización, los salarios serían perforados", aseguró.

Jorge Vasconcelos
Jorge Vasconcelos | Télam

Jorge Vasconcelos, economista del Ieral, afirmó que “la dolarización de Ecuador no es trasladable a Argentina”, en Modo Fontevecchia, por Net TV, Radio Perfil (AM 1190) y Radio Amadeus (FM 91.1).

¿Podríamos decir que la dolarización completa, como se hizo en Ecuador, en Argentina es literalmente imposible porque hay que modificar la constitución?

En Ecuador, la fórmula sencilla que se usó, fue decir por un decreto que se le prohibía a los bancos recibir depósitos en sus créditos. Entonces, con esa “trampa” se superaron algunas cuestiones legales.

He escrito particularmente sobre la peculiaridad del caso ecuatoriano, que de ningún modo es extrapolable al caso argentino. Primero porque Ecuador había tenido una crisis bancaria en 1999 y la dolarización se hizo en el 2000.

Javier Milei: “Cuando dolaricemos van a poder sacar todos los dólares del colchón libremente" 

De esa crisis, surgió una especie de Plan Bonex, por el cual los depósitos en sucres, que tenía la gente en bancos ecuatorianos, fueron transformados a bonos en dólares de cinco años de duración promedio. Cuando se hizo el canje de dólares por sucres, había pocos sucres para cambiar.

El otro hecho es que la dolarización se consolidó en Ecuador en los años siguientes porque hubo un fenómeno extraordinario: para obtener dólares y recursos fiscales, se basa fundamentalmente en la exportación de petróleo, y los precios de éste se cuadruplicaron entre el año 2000 y el 2010.

Si un candidato me prometiera que se va a cuadruplicar el precio de la soja, podría salir bien, pero no conocemos el futuro, y confiar en la suerte para que algo salga bien no es adecuado. Esas dos peculiaridades de Ecuador son muy importantes, es extrapolable en Argentina. 

"Perdón Popular de Mercado": en qué consiste el blanqueo que propone un asesor de Milei para dolarizar 'a mediano plazo'

Finalmente, eso no resuelve el problema del déficit fiscal, porque se sigue gastando…

Claro. Obviamente, un sistema rígido, como es la dolarización o como fue la convertibilidad, hace que cualquier shock externo pegue mucho más sobre la economía, y cualquier crisis bancaria puede generar un derrumbe en un país dolarizado. Siempre subrayo que esto no es una cuestión de principios.

Si fuéramos un país de la periferia europea y el Banco Central europeo nos invitara a formar parte del euro, nos convendría entrar a la zona del euro, porque tendríamos de "paraguas" al Banco Central europeo, que fue lo que pasó con la crisis que hubo hace uno años atrás, cuando había algunos bancos, como los de Grecia, donde hubo retiro de depósitos y solo alcanzó con que el Banco Central haga todo lo necesario para sostener el euro.

No es el caso de Argentina. Además, el punto de partida es horrible para plantear la dolarización, porque el Banco Central está endeudado en 10 mil millones de dólares. Para hacer un canje de pesos por dólares al tipo de cambio libre harían falta más de 45 mil millones de dólares.

Sergio Massa le respondió a Javier Milei sobre la dolarización

Más allá de que no sea posible, no es conveniente por un lado, y es inconstitucional por el otro…

El régimen cambiario es una partecita de un esquema de un modelo de país. Tomar Ecuador como referencia es ignorar que la referencia para Argentina tienen que ser los países que eran emergentes hace 40 años y hoy están desarrollados.

¿En que se podría parecer el plan que elaboró la Fundación Mediterránea, que lleva adelante Melconian, en el caso de Perú?

La idea de que la alternativa para que convivan dos monedas para determinados contratos es una solución para el problema cultural bimonetarismo que tiene la Argentina…

Qué pasará con la devaluación y el precio del dólar post primera vuelta 

Lo que tenemos que distinguir, mirando la coyuntura actual, son dos fenómenos dentro de lo que denominamos "desborde inflacionario". Por un lado, tenemos la inflación, pero además está la idea de los contratos. En el tema de los alquileres, lo que pasó este año fue que el precio subió 40 puntos más que la evolución de los contratos de alquiler.

El tema de la crisis de salud es en qué momento se paga a los médicos desde las obras sociales. Ellos cuentan en entrevistas que cobran cuatro meses después, entonces el problema es, por un lado, la inflación y por otro los contratos, que exacerba la cuestión, porque cuando la inflación es superior al 10% mensual aparece todo esto y te da una pista para ver la cuestión contractual.

Finalmente, lo que termina haciendo el desorden de los contratos es una retracción de la oferta. Uno no pone el departamento en alquiler, porque tiene una enorme incertidumbre sobre cuánto va a cobrar. La cuestión del bimonetarismo apunta a resolver el tema de los contratos en un escenario de inflación.

El plan de Gobierno de Patricia Bullrich: bimonetarismo, fin del cepo y seguros de desempleo 

Si entiendo bien, la idea de que el dólar sea usado para determinados contratos, se puede asimilar a un sistema de actualización de una indexación automática..

No hablemos de colocar al dólar, hablemos de abrir el mecanismo para que sean legales distintas formas contractuales que eviten el segundo problema de la inflación, no la causa.

Por ejemplo, en la hiperinflación de 1989, la actividad del campo no se paró porque los contratos del campo se hacen en quintales de soja. Creo que el tema del bimonetarismo apunta a esto, a facilitar que no haya ganadores y perdedores en un proceso de inflación.

Una calificadora de riesgo pronosticó una inflación de 200% para Argentina en 2023 

Si uno creara la indexación automática de todo, igualmente no se solucionaría el problema, porque finalmente hay inflación, ya que es necesario que el Estado cobre un impuesto. Tiene que haber perdedores para que la inflación cumpla su objetivo fiscal…

Claro, y ahí entra el tema de la dolarización nuevamente. Los salarios en dólares, medidos al dólar libre en el 2015 y en el 2019, dos años de transición electoral, no estaban en el pico obviamente, pero estaban en 900 dólares por mes y ahora están en 500 dólares medidos al dólar libre. Si se dolarizara, se perdería la mitad del salario.

VF JL