INTERNACIONAL
Guerra en Europa

Rusia no tendría miedo de usar armas nucleares contra la OTAN: "Saben que EEUU no cruzaría ese umbral"

Un informe del Instituto Internacional de Estudios Estratégicos afirmó que "Rusia puede intentar utilizar suficientes armas nucleares no estratégicas para infligir daños que impidan su propia derrota".

2023_12_09_putin_afp_g
Seguro. “No veo ninguna otra opción”, dijo el líder ruso. | afp

Un grupo de expertos advirtió este lunes que Rusia no descartaría la posibilidad de utilizar armas nucleares en un posible conflicto con la OTAN. Por el contrario, la idea estaría ganando fuerza en el país euroasiático a raíz de la creencia de que Estados Unidos y sus aliados no estarían dispuestos a "cruzar el umbral nuclear como represalia".

La información se desprende del informe del Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IISS, por sus siglas en inglés). "Sabiendo que Occidente es reacio a las bajas y al riesgo, Rusia puede intentar utilizar suficientes armas nucleares no estratégicas para infligir daños que impidan su propia derrota", se lee en el texto.

Documentos secretos alemanes revelan el plan de Putin para entrar en guerra con la OTAN en 2025

En ese sentido, agrega que el Kremlin sabe que "Estados Unidos no estaría dispuesto a cruzar el umbral nuclear como represalia", motivo por el cual "podría poner fin al conflicto antes de tiempo". "La percepción rusa de la falta de una voluntad occidental creíble respecto a utilizar armas nucleares o de aceptar bajas en los conflictos refuerza aún más el pensamiento y la doctrina agresivos de Rusia de utilizar armas nucleares no estratégicas", afirmaron los especialistas.

Las armas nucleares tácticas son ojivas nucleares diseñadas para ser utilizadas en el campo de batalla. A diferencia de los misiles nucleares estratégicos, que pueden arrasar ciudades y serían utilizados en un enfrentamiento entre Estados Unidos y Rusia, este tipo de armamento posee un alcance y rendimiento menores.

armas nucleares tácticas
Rusia utilizaría armas nucleares tácticas para persuadir a Estados Unidos y la OTAN de "poner fin a la guerra en términos rusos".

Según el informe, la lógica de utilizar un arma nuclear de este tipo sería intensificar el conflicto de forma controlada, "ya sea para impedir que Estados Unidos y la OTAN se comprometan, o para obligarlos a poner fin a la guerra en términos rusos". En esa línea, algunos funcionarios y analistas occidentales alertaron sobre la posibilidad de que Rusia ataque a un Estado miembro de la OTAN si sale victoriosa en Ucrania.

La doctrina nuclear de Rusia enumera cuatro escenarios posibles bajo los cuales su gobierno usaría armas nucleares contra un adversario. Los dos primeros son si Rusia es atacada con misiles nucleares, o Moscú cree que han sido lanzados contra el país. El tercero es si un enemigo lleva a cabo ataques contra instalaciones militares o estatales para tratar de paralizar las fuerzas nucleares de Rusia. El cuarto es si la existencia del Estado ruso se ve amenazada, incluso por el uso de armas convencionales.

Rusia conquistó una ciudad en el este de Ucrania

"Este escenario final implica que en un conflicto, si las fuerzas convencionales de Rusia no pueden contener un ataque desde su territorio nacional, puede utilizar armas nucleares en el campo de batalla para debilitar las fuerzas de su oponente y demostrar determinación", detalla el IISS.

Al respecto, el organismo analizó que, debido a la superioridad de las fuerzas convencionales estadounidenses, cualquier conflicto que involucre a Estados Unidos probablemente sea visto en Moscú como un peligro para la supervivencia de Rusia como Estado independiente, lo que habilitaría el uso de armas nucleares según su doctrina.

Bombas nucleares rusas.
Según el IISS, cualquier conflicto con Estados Unidos justificaría que Rusia, de acuerdo a su doctrina nuclear, utilice armas de este tipo.

William Alberque, autor del informe del IISS y ex alto funcionario de control de armas de la OTAN, expresó que una decisión de Rusia de utilizar armas nucleares requeriría que el Kremlin calculara con precisión la “dosis” de potencia de fuego atómica que persuadiría a Occidente a echarse para atrás en lugar de desencadenar una rápida escalada hacia una guerra nuclear global.

Según el exfuncionario, la cuestión sobre cómo responder a cualquier uso ruso de armas nucleares tácticas es algo que "mantiene despiertos por las noches" a las autoridades estadounidenses. “Una vez que el otro lado cruza el umbral nuclear, ¿cómo se evita la lógica de escalada, escalada, escalada hasta la aniquilación? ¿Cómo lo contienes, cómo lo mantienes bajo?", se preguntó.

 

Las opiniones de los funcionarios rusos respecto al uso de armas nucleares

putin
Al inicio de la guerra con Ucrania, Vladimir Putin advirtió sobre las "consecuencias" que enfrentarían los países occidentales que se involucrasen.

Desde el comienzo de la guerra en Ucrania, el presidente ruso Vladimir Putin y otros miembros de su gobierno lanzaron una serie de amenazas nucleares. Por ejemplo, el primer día de la “operación militar especial”, el mandatario advirtió que los países occidentales enfrentarían “consecuencias que nunca han enfrentado en su historia” si intervinieran.

Sumado a esto, el año pasado, Sergey Karaganov, presidente del Consejo de Política Exterior y de Defensa que asesora al Kremlin, sostuvo que Rusia debería lanzar un ataque preventivo contra uno de los aliados europeos de Ucrania para que Occidente ponga fin a la ayuda militar.

“Esta es una elección moralmente terrible: utilizamos las armas de Dios, condenándonos a graves pérdidas espirituales”, escribió. "Pero si no se hace esto, no sólo Rusia puede perecer, sino que, muy probablemente, toda la civilización humana terminará". También predijo que Estados Unidos no estaría dispuesto a tomar represalias por los ataques nucleares rusos en Europa y “sacrificar, digamos, Boston por, digamos, Poznan [una ciudad polaca]”.

Rusia lanzó el ataque misilístico más masivo desde que comenzó la invasión de Ucrania

Al respecto, Alberque consideró que la postura de Karaganov era parte de una discusión más amplia en Rusia en torno al fracaso del ejército para ganar la guerra de Ucrania de manera decisiva y rápida. "Tienen miedo, según sus propios debates, de que eso nos haya envalentonado aún más, por eso este debate nuclear está teniendo lugar ahora, donde piensan 'tenemos que hacer algo más para asustar a Estados Unidos'", indicó.

Sin embargo, aseguró que la inteligencia occidental podría captar una serie de señales si el Kremlin realmente se estuviera preparando para lanzar un ataque nuclear. Algunas de las advertencias incluirían el movimiento de armas desde una instalación de almacenamiento central a una base aérea y ataques convencionales cerca del área objetivo para inutilizar los radares y las defensas antimisiles. Asimismo, Putin probablemente se trasladaría a un refugio nuclear y pondría el sistema de comando y control nuclear de Rusia en alerta máxima en caso de una respuesta nuclear importante por parte de Estados Unidos.