miércoles 17 de agosto de 2022
POLITICA A 70 años de su muerte

"Secreto de confesión": cómo y por qué la Iglesia escondió el cuerpo de Evita durante 14 años

Así se llama el libro que acaba de presentar Sergio Rubin. Periodista que se animó a develar el traslado y posterior "descanso" de Eva Duarte en Milán. Una charla a fondo con él y un relato de lo que sucedió 7 décadas atrás.

26-07-2022 07:25

El 26 de julio de 1952 María Eva Duarte de Perón dio su último suspiro y se despidió. Había luchado durante dos años contra una “apendicitis” mal diagnosticada que luego se convirtió en un cáncer de cuello uterino. Enfermedad que podría haber sobrellevado la Primera Dama de haber sido detectada antes. Jorge Albertelli, su ginecólogo, quien se mudó durante tres meses a la residencia presidencial, realizó la biopsia y el posterior tratamiento de esta patología que ya recorría las “venas” de Evita y que estaba muy cercana a la metástasis.

Se le aplicó radium para reducir el tumor, la operaron y luego la sometieron a una terapia de rayos X. Nada fue suficiente. El 6 de noviembre de 1951 Evita fue operada nuevamente, cinco días después fueron las elecciones generales y con la novedad del sufragio femenino, la esposa de Perón votó desde su cama. Mientras, su enfermedad progresó aún más y se detectó una metástasis en el hilio ovárico. Sin ánimo de rendirse ella luchó hasta que el cáncer se llevó su vida.

Evita 20220624
Eva, desde su cama, en el momento de votar.

¿Podría al fin “la abanderada de los humildes” descansar en paz? No. Su fallecimiento se convirtió en una cuestión de Estado. Y más que eso en decenas de leyendas urbanas que nacieron en diferentes instituciones y organismos. Lo cierto, Evita tuvo un largo velorio que fue del 27 de julio al 9 de agosto, fue embalsamada y su cuerpo descansó durante un tiempo en la Confederación General del Trabajo. El 16 de septiembre de 1955 Perón fue derrocado y meses después secuestraron el cadáver de Evita de la CGT. Aun muerta ella era demasiado poderosa para el gobierno de facto.

Evita 20220624
El cuerpo de Eva fue embalsamado, pasó por diferentes sitios hasta que fue trasladado a Milán.

El cuerpo deambuló durante un tiempo por diferentes lugares hasta que en abril de 1957 fue embarcado en secreto hacia Génova en el barco Conte Biancamano. La tumba 41 del campo 86 del Cementerio Mayor de Milán fue su destino final. ¿Qué papel cumplió la iglesia? Sergio Rubín, periodista religioso, escritor y biógrafo dedicó su pluma y su tiempo para crear “Secreto de confesión”. Un libro donde el autor contesta “cómo y porqué la iglesia ocultó el cuerpo de Evita durante 14 años”.

En charla con PERFIL, el reconocido periodista aclaró: “Recordemos que en la dictadura de Aramburu la revolución libertadora no sabía qué hacer con el cuerpo. Le tenían miedo. Increíble, porque temían que se hicieran del cuerpo los peronistas y con eso armaran una contrarrevolución. Querían o esconderlo o destruirlo pero Aramburu no quería, en ese momento la iglesia no permitía la cremación. No sabían qué hacer hasta que apareció un sacerdote, capellán de Granaderos que empezó a urdir el plan para sacar el cuerpo bajo un nombre falso, acompañado por un supuesto familiar y para enterrarlo al cuidado de una orden religiosa en Milán. Fue un plan que se le llevó al Presidente y que se puso en marcha".

Santa Evita

"Evita era una figura muy grande para los peronistas y la gente más humilde. Los peronistas consideraron que era una santa, de hecho el Sindicato de Canillitas le pidió a la iglesia abrir una causa de canonización y hace algunos años la CGT. Más allá de las condiciones y virtudes de Eva Perón no reúne las condiciones para ser santa, pero esto no va en desmedro de ella, cuidado, no es una crítica sino que para la santidad hacen falta algunas condiciones religiosas".

Evita 20220624
La figura y todo lo que representaba Evita era tan poderoso que el gobierno de Aramburu temía una contrarrevolución.

Secreto mejor guardado de la historia argentina

“El plan para trasladar al cuerpo de Eva lo sabían sólo el jefe de inteligencia del Ejército, el coronel Héctor Eduardo Cabanillas, el suboficial que acompañó el cuerpo, el sacerdote que intervino en Argentina y el que lo recibió. La laica consagrada que fue todos los meses a llevarle flores no conocía cuál era la identidad de la persona”.

Perón

“Inicialmente no sabía pero luego tuvo la sensación de la iglesia había intervenido. Al tiempo recibe un aviso de que efectivamente había sido así y que había contado con el asentimiento del Papa. Recordemos que él había terminado mal con la iglesia pero en el fondo quería tener una buena relación, era católico. En septiembre del 71 en Madrid se devolvió el cuerpo”.

Evita 20220624
Durante 14 años Perdón no supo dónde estaba el cuerpo de su esposa aunque recibió en el camino información que le confirmaba sus sospechas: la iglesia había intervenido.

El rol de la iglesia

"Cuando se da esta orden ocurrieron dos cosas objetivamente. La iglesia estaba dividida porque algunos sabían de esto y no querían  involucrarse. Fue la iglesia con el asentimiento del Papa la que se prestó a que se camoteara al peronismo durante 14 años a su principal símbolo. Fue funcional al gobierno militar. Pero por otro lado es cierto que se preservó al cuerpo que estuvo a punto de ser quemado, le faltaba un pedacito de un dedo que se le sacó y se probó para ver qué grado de combustión tenía".

La reflexión

"En el fondo de todo esto se encuentran las antinomias, los odios políticos que cruzan la historia argentina. Yo creo que hay que pensar un poco esto. Es el telón de fondo, ni las muertes terminan con los odios. Hoy estamos atravesando el tema de la grieta donde los que piensan diferentes son enemigos. La cuestión política, los odios que los argentinos no hemos podido superar. El cadáver de Eva Perón es un emergente de todos estos odios, quizá debamos aprender un poco de la historia y ver que todos estos odios no llevan a un buen camino. Pensemos entre todos en acuerdos básicos y en construir el futuro".