jueves 21 de junio de 2018 | Suscribite
CIENCIA / La china suarez reavivo la polemica
domingo 27 mayo, 2018

Cada vez más papás besan en la boca a sus hijos, pero pediatras lo desaconsejan

Es porque a través de la saliva se transmiten enfermedades. Además, puede crear en los chicos confusión sobre los vínculos. Demostración de afecto vs. invasión a la privacidad.

por Florencia Ballarino

Polemica. Las fotos de la China Suárez y su pareja, Benjamín Vicuña, al besar en la boca a Rufina. Foto: movil press

Para algunos, es el gesto más puro y sincero de amor entre padres e hijos, y para otros, un acto innecesario e incluso extraño. Lo cierto es que dar besos en la boca a los hijos es una costumbre que se está extendiendo en la Argentina, sobre todo entre las parejas más jóvenes. Y si antes estaba restringido a la esfera privada, hoy se expone a través de las redes sociales.
Primero fue el futbolista británico David Beckham quien instaló la polémica, tras compartir en Instagram una imagen en la que le da un beso en la boca a su hija Harper, de 5 años. Esta semana, las fotos de Eugenia “la China” Suárez y su pareja, Benjamín Vicuña, besando en la boca a Rufina, hija de la actriz con Nicolás Cabré, reabrieron el debate: ¿es o no recomendable dar un “piquito” a los chicos?
“Desde el punto de vista pediátrico se desaconseja, ya que a través de un beso se contagian muchas enfermedades: desde un resfrío hasta otras más graves, como mononucleosis, hepatitis B o herpes”, explicó a PERFIL Alejandra Olivieri, secretaria del Comité de Familia y Salud Mental de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP). “Es lo mismo con el chupete de los chicos. Los padres lo mojan en saliva para limpiarlo, cuando se debe lavar con agua”, sostuvo la pediatra del Hospital Garrahan.

Confusión. Para la psicóloga y psicoanalista Mónica Troller, hay que tener en cuenta que generalmente no es el niño el que pide un beso en la boca sino el adulto el que comienza con ese hábito. “Lo que a mí me surge como pregunta es por qué los padres necesitan dar un beso en la boca a los chicos cuando existen otras formas de demostrar afecto. Otra pregunta es qué lugar ocupa el cuerpo del niño, por qué el adulto en general se siente autorizado a tocarlo, a abrazarlo, a darle un beso. Muchas veces no se ponen a pensar si están invadiendo la intimidad de ese niño o hasta dónde están forzando situaciones”, detalló la especialista, quien también forma parte del Comité de Familia y Salud Mental de la SAP.
Besar en la boca puede llegar a confundir a los chicos, que están creando sus propias categorías de significados culturales. ¿Cómo explicarles, entonces, que besar en la boca a mamá o a papá está bien, pero besar a un desconocido está mal? “Desde el discurso educativo de las instituciones, en las charlas cotidianas se está tratando de instaurar en los chicos desde muy pequeños esto de tomar conciencia de su propio cuerpo, del cuidado, de que un adulto no tiene que tocarlo, que él puede decir que no ante alguien que quiera darle un beso o abrazarlo. Me parece que esto de darle un beso en la boca y aclarar que ‘sí en mamá y papá y no en los demás’ es confuso”, sostuvo Troller.
“Hay que tener en cuenta que el cuerpo se va armando desde muy pequeño en relación con el otro. También la mirada del adulto va dejando marcas simbólicas en ese cuerpo. No es lo mismo dar un beso en la mano que en la boca, produce distintas sensaciones y emociones”, agregó.

Limites. Según Liliana Moneta, presidenta del Capítulo de Psiquiatría Infantojuvenil de la Asociación de Psiquiatras Argentinos, el beso en la boca a los chicos no es aconsejable porque ellos deben tener una discriminación en relación con los padres: “Una cosa es el vínculo de pareja, y otro el de padre-hijo. Para mí, darle un piquito es una cuota extra de erotización”.
“Hay que ver cada caso en particular, si es aconsejable o no seguir dando ese pico. Si para esa familia son códigos de demostración de afecto, que sigan haciéndolo siempre y cuando puedan poner un límite.
Ahora, si esto es un código establecido pero en determinado momento se exacerba o empieza a tener otro tipo de significación, y no hay ningún tipo de límite por parte de los padres, hay que cortarlo”, aconsejó Moneta. n


Temas

Comentarios

Lo más visto

 

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4302

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 5985-4606 | (5411) 5985-4603 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.